Vivienda: se necesita un 57% más que hace un año para construir; ¿Cuánto hay que tener ahorrado en Mendoza?

Para levantar una casa de 61 m2 se necesitan, como mínimo, $5.316.028 con los precios de octubre, tanto de materiales, como de mano de obra.
Para levantar una casa de 61 m2 se necesitan, como mínimo, $5.316.028 con los precios de octubre, tanto de materiales, como de mano de obra.

La vivienda más económica, de acuerdo con las construcciones tradicionales de Mendoza, ronda los $5,3 millones, y hay que pensar en más de $17,5 millones para una de mediana calidad.

El Centro de Ingenieros de Mendoza realiza un relevamiento mensual del precio del metro cuadrado de construcción de dos tipologías de vivienda: una económica y otra de mediana calidad. Esto, en función del valor de la mano de obra y de los materiales. Para el caso de la primera, el metro construido cuesta este mes $ 87.148/m2. Es decir que, para levantar una casa de 61 m2 se necesitan, como mínimo, $5.316.028.

En cambio, si se prefiere una edificación tradicional de mediana calidad, lo que implica otro tipo de materiales, un baño adicional y una superficie cubierta de 136 m2, el precio del metro asciende a $129.393, por lo que para la construcción completa se debe disponer de $17.597.448.

El informe de la entidad también presenta los valores mensuales en dólares, tanto en la cotización oficial, como en la del paralelo. Es que, para muchos, edificar es una manera de resguardar los ahorros, además de poder generar una ganancia futura, ya sea por la venta o el alquiler del inmueble, como también por el valor adicional que adquieren algunas construcciones, según la zona que se elija. Y, en ciertos momentos, el precio del metro cuadrado en dólares ha resultado muy conveniente.

De esta manera, el último informe del Centro de Ingenieros, efectuado durante los primeros 10 días de octubre, señala que el metro cuadrado de edificación económica tiene un valor de US$887 (tomando como referencia una cotización del 10 de octubre, del Banco Nación) o de US$480 (si se considera el blue de la misma fecha). En tanto, el metro de una construcción de mayor calidad cuesta US$1.317 a valor oficial o US$713 si te toma el paralelo.

Obreros trabajan en la construcción de una vivienda, en el departamento de Junín
Obreros trabajan en la construcción de una vivienda, en el departamento de Junín

Construir en pesos, una carrera contra la inflación

De acuerdo a la última medición realizada durante los primeros diez días del mes de octubre, desde el Centro concluyeron en que, el costo de la construcción aumentó 4,44% en el último mes, por encima del índice inflacionario (2,8, según estimaron los más de 40 especialistas participantes del REM del Banco Central), y un 57%, si se toma el dato interanual.

En el desagregado de los datos, la mano de obra aumento un 50,2% en un año, y los materiales un 62,08%.

Ahora bien, para quienes tenían ahorros en dólares al momento de iniciar el proyecto, los aumentos fueron más leves. Si las mismas variaciones las referimos a los valores en dólares comprador Banco Nación arrojan los siguientes resultados:

Variación en U$S del costo de la construcción en el último mes:+ 3.38%

Variación en U$S del costo de la construcción interanual: + 21.45%

Variación en U$S del costo de la mano de obra interanual: +16.19%

Variación en U$S del costo de Los materiales interanual: + 25.38%

¿Cómo construir y recuperar hasta el 40% de la inversión?

Entre el 1 y el 10 de noviembre abrirá la inscripción para el programa Mendoza Activa, que permite obtener una devolución de hasta el 40% de lo que se invierta en construcción en la provincia. El programa ha sido muy utilizado por las familias desde que comenzó, ya que reintegra el monto utilizado para levantar hasta 100 m2.

Uno de los ejes principales del programa tiene que ver con fomentar la inversión privada mediante un incentivo que establece la devolución del 40% sobre el total invertido, 20% en efectivo a través de aportes no reintegrables, 10% con un bono fiscal para pago de impuestos locales que podrá ser transferido y el 10% restante vía un crédito en una billetera virtual para ser utilizado en compras destinadas a los sectores más castigados por la pandemia, como el turismo, la gastronomía o el esparcimiento.

La segunda etapa de este programa amplió la cantidad de sectores incluidos y, en lo que se refiere específicamente a edificaciones, hay cuatro líneas:

  • Construcción individual: materiales, servicios técnicos y mano de obra afectada a la construcción, ampliación, terminación y refacción de unidades habitacionales.
  • Construcción esquema llave en mano: materiales, servicios técnicos y mano de obra afectada a esquema llave en mano.
  • Construcción complejos habitacionales: materiales, servicios técnicos y mano de obra afectada a la construcción de complejos habitacionales. Las inversiones podrán incluir obras de urbanización.
  • Construcción con finalidad productiva: materiales, servicios técnicos y mano de obra afectada a la construcción, ampliación, terminación y refacción de locales comerciales, recreativos y/o turísticos, establecimientos industriales y de servicios e infraestructura en establecimientos dedicados a la producción agrícola-ganadera, apícola, de servicios e industria.

Viviendas en Mendoza, para la clase media y con aporte estatal

En agosto, el gobernador Rodolfo Suárez había anunciado tres líneas de crédito de vivienda: “Mejoro Mi Casa”, “IPV Mi Casa” y “Construyo Mi Casa”, que, en total, ofrecerán 3.400 soluciones habitacionales. Pero este mes, fue publicada en el Boletín Oficial de la provincia la resolución 828, del Instituto Provincial de la Vivienda, en la que se brindan los detalles del Programa Mi Casa.

El objetivo de esta iniciativa satisfacer la demanda habitacional de sectores de ingresos medios, mediante la construcción de conjuntos habitacionales en zonas urbanas, en los distintos departamentos de la provincia de Mendoza. Podrán ser beneficiarias todas las personas entre 18 y 64 años, que demuestren ingresos netos mensuales a partir de los 2 SMVyM y hasta los 8 SMVyM -este monto estará ligado al tope de financiamiento-, que no posean otros inmuebles a su nombre. En caso que el titular o los titulares no alcancen el monto mínimo de ingresos establecido, se podrá presentar un codeudor solidario. La vivienda deberá destinarse a vivienda única y permanente del grupo familiar.

Para la construcción de los emprendimientos, el IPV llamará a concursos y/o licitación pública -con o sin la provisión de terreno- y, para cada llamado, definirá zona, superficies y terminaciones mínimas, número máximo y mínimo de unidades habitacionales por emprendimiento y cualquier otra condición específica de los conjuntos. Las viviendas podrán ser, aunque sin limitarse a ello: individuales de 2 dormitorios con ampliación prevista de un dormitorio como mínimo, tipo dúplex de 2 dormitorios o edificios de departamentos de 2 dormitorios.

El IPV adjudicó la construcción de cuatro barrios que fueron licitados en enero de este año.
El IPV adjudicó la construcción de cuatro barrios que fueron licitados en enero de este año.

Además, el organismo dispone del plan de viviendas Mendoza Construye, destinado a las familias con ingresos medios. Se trata de 180 casas entre las que podrán elegir los postulantes que, además, tengan ahorros por el 25% del valor de la vivienda.

En la actualidad hay 9 emprendimientos disponibles en Las Heras, Godoy Cruz, Guaymallén y Maipú, entre los que se pueden elegir departamentos, dúplex o viviendas de 2 y 3 habitaciones.

Finalmente, el 23 de agosto, quedó habilitada la tercera opción, de entre las líneas de crédito que anunciara el Gobiernador: “Construyo Mi Casa”, que es la continuación de la línea Ahorro Previo, está destinado a personas solas o familias que deseen construir su casa.

Quienes ingresen a esta línea no perderán poder adquisitivo mientras se encuentren ahorrando, ya que las cuotas se actualizarán trimestralmente tomando en cuenta el índice de Unidad de Valor Adquisitivo (UVA). En tanto que la devolución del crédito, se hará en base al Coeficiente de Variación Salarial (CVS) más la tasa de interés aplicable a cada alternativa. Los metros cuadrados a financiar para la construcción de vivienda son: 55, 69, 80, 100, 120 y 140.

La tasa de interés aplicable a las tres primeras (55, 69 y 80 metros cuadrados) será de 0 por ciento, para las dos que le siguen (100 y 120 metros cuadrados) será de 2% y de 4% para la última opción (140 metros cuadrados).

En el caso de terminación de vivienda, la obra deberá tener un avance de entre 55% y 65% y los metros a financiar van desde 80 metros cuadrados (a tasa 0% de interés) hasta los 140 (tasa 2 y 4% de interés).

En todos los casos, el crédito que otorga el IPV será de hasta 85%, mientras que 15% restante lo aporta el beneficiario. Para hacerlo dispone de 36 meses o podrá integrarlo en su totalidad en los llamados a licitación que se efectuarán cada dos meses.

Secuencias del programa Construyo mi Casa: la inscripción se realiza por internet, ingresando al sitio del IPV: www.ipvmendoza.gov.ar. Una vez allí, los interesados podrán descargar la documentación requerida, la guía para completar la inscripción y los montos vigentes por categoría.

Las Heras, plan de vivienda Mi Casa Mi Vida
Las Heras, plan de vivienda Mi Casa Mi Vida

Finalmente, y solo en Las Heras, el intendente Daniel Orozco, afirmó que, “antes de fin de año va a haber una nueva inscripción”, para una segunda etapa del programa de “Mi Casa, mi Vida”, que lanzó el municipio en 2020 y que incluía una parte de ahorros privados, una parte de aporte municipal, y desde diciembre, una hipoteca a 10 o 20 años.

El jefe comunal señaló que el municipio hace un aporte, que se suma al de las familias (desde $900.000 en 2020), para la construcción de las casas, y luego lo recupera con entre el 30% y el 35% del valor de las hipotecas. “En los próximos dos años vamos a hacer lo mismo para 200 o 250 familias más, para tratar de encausar el ahorro de los trabajadores, en algo como esto (en referencia al barrio Los Plumerillos que ya cuenta con las primera parte construida)”, agregó.

El programa se financia mediante la creación de un fideicomiso de administración, que cuenta con tres fiduciantes: el desarrollador inmobiliario, que es quien aporta el terreno; el inversor que será el beneficiario; y el Estado municipal que aporta fondos más su administración o gestión (a costo cero) para garantizar el éxito del proyecto.

Es administrado por el órgano fiduciario a través de la Empresa Municipal de Obras y Servicios S.A.U. El privado (fiduciante/beneficiario) aporta fondos juntamente con el Estado (fiduciante) en un esquema de financiación del costo de la obra, en un lapso de 16 meses desde el inicio. La obra de vivienda se ejecuta en un plazo de 12 meses y se establecen el resto de los meses para llevar a cabo la asignación de la casa mediante sorteo y armado de legajos para la escrituración de la vivienda con garantía hipotecaria para el recupero del aporte del Estado, como así también del valor aportado por el desarrollador inmobiliario.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA