Tarjetas de crédito sin límites para compras en cuotas: ¿Qué dicen los bancos y emisoras al respecto?

En general, el límite de una tarjeta de crédito equivale a dos salarios de un trabajador, pero también se puede modificar según su capacidad de pago y comportamiento. /Foto: Gustavo Rogé / Los Andes
En general, el límite de una tarjeta de crédito equivale a dos salarios de un trabajador, pero también se puede modificar según su capacidad de pago y comportamiento. /Foto: Gustavo Rogé / Los Andes

Los planes de 24 cuotas y más resultan atractivos para los mendocinos con ingresos que han perdido poder adquisitivo. Sin embargo, cerca del final del año muchas familias se encuentran con que ya agotaron el disponible para todo 2021. ¿Qué sucedió?

El límite que puede tener una tarjeta de crédito para compras en cuotas varía en función de los ingresos de su titular, y del comportamiento de pago que haya tenido y su calificación crediticia, y aunque se puede pedir un “upgrade”, sujeto a la decisión de cada entidad, estas evalúan a sus clientes cada tres o seis meses para actualizar los montos totales.

Ahora bien, según las consultas que realizó Los Andes a diferentes entidades, se puede considerar que el límite equivale a dos salarios de cada trabajador, y si se considera que el salario promedio en Mendoza es de $64.000 -(privado, público, registrado y no registrado), según estimaciones del economista titular de Evaluecon, José Vargas-, cada persona tendría de disponible alrededor de $128.000 para gastar en cuotas.

El problema reside en que un lavarropas económico, por ejemplo, puede costar $57.000, y un valor similar se abonaría por un Smart TV de 42 pulgadas; de manera que una sola compra de estas, sumadas a otros financiamientos que se acumulan durante el año en planes a largo plazo, acabaría fácilmente con el límite señalado.

En este escenario, Vargas le contó a Los Andes que realizaron un estudio que dio como resultado que “el 68% de los mendocinos superó el límite de la tarjeta de crédito”. Como resultado, los planes para salir de vacaciones, comprar pasajes en cuotas a largo plazo, o adquirir electrodomésticos con Ahora 12, o incluso Ahora 30, son inaccesibles para ese universo de consumidores.

Crece el pago con tarjetas de débito.
Crece el pago con tarjetas de débito.

La explicación de los bancos y de las emisoras de tarjetas

Esta situación no es nueva, y llevó a las entidades a tomar cartas en el asunto:

“Durante el 2021, el Banco Nación definió una nueva estrategia de negocio y aumentó los límites de compra de las tarjetas de crédito, acorde a los ingresos de los usuarios, lo que representó un incremento en los límites en determinadas carteras, de hasta el 60%”, explicaron desde la entidad.

Asimismo, el Banco del Sol prepara lanzamientos que estarán relacionados con esta problemática, pero a nivel general, explicaron lo siguiente:

“El limite de financiación generalmente es de 2 sueldos aproximadamente, depende de cada entidad. También va asociado al comportamiento del cliente en el sistema financiero, por eso algunos clientes de igual sueldo, tienen algunas diferencias. Los bancos generalmente revisan los límites cada 6 meses.”

Asimismo, Naranja X, (empresa con dos sedes, ubicadas en Córdoba y Buenos Aires, 170 sucursales en todo el país, y un equipo de más de 3.000 colaboradores, y más de 5 millones de usuarios que conectan con Naranja X a través de sus productos y servicios), explicaron que, “con el objetivo de acompañar” a sus clientes, y “ser una compañía que contribuye a la inclusión financiera de millones de personas, durante el 2020 realizaron cuatro aumentos masivos de límites en el producto tarjeta de crédito”.

“En lo que va del 2021, realizamos tres nuevos aumentos masivos en marzo, junio y el último recientemente en octubre. Esos aumentos de límites impactaron favorablemente en la experiencia de casi la totalidad de la cartera”, agregaron.

Asimismo, aseguraron que sumaron planes de 9, 12 y 18 cuotas para mejorar la oferta de financiación de los resúmenes de cuenta, y evitar “endeudamientos riesgoso para todos los clientes que estuvieran al día en su resumen”.

Alternativas para aliviar el presupuesto familiar

Después de efectuar un consumo por un alto monto o por un valor que exceda al que habitualmente está acostumbrado cada consumidor, es habitual que la operadora de la tarjeta de crédito que se haya utilizado envíe un correo electrónico ofreciéndole al usuario la posibilidad de “cuotificar consumos”. Si bien se trata de “patear los pagos para más adelante”, puede ser una solución para muchas familias con altos niveles de endeudamiento que necesitan ordenar sus presupuestos de cara a fin de año.

Así, por ejemplo, las tarjetas Visa permiten a sus usuarios pagar con “Plan V”: “Este plan te permite pagar, también, tu resumen de cuenta de cualquier momento del año, en cuotas fijas, en forma automática. Sólo basta con que selecciones el plan que prefieras dentro del simulador de cuotas que figura en tu resumen y pagues el monto exacto de la cuota para que se active automáticamente el Plan V elegido. El saldo restante se cuotificará. Para lograr este beneficio debés realizar el pago mínimo”, se explica.

“Otro dato que debés tener en cuenta es que al servicio podés pedirlo luego del cierre del resumen de tu tarjeta y antes del vencimiento del pago”, agregan.

Lo mismo ofrece Mastercard: “MasterCard Cuotas le permite financiar una o más compras en un pago, tanto en pesos como en dólares. Solo deberá seleccionar los consumos que desea financiar y en qué cantidad de cuotas hacerlo. Se le brindará información sobre la tasa, cargos eventuales y el monto de cada cuota. Si está de acuerdo, se le solicitará su conformidad y podrá disfrutar de la tranquilidad de pagar en la medida de sus posibilidades”.

“Para poder cuotificar consumos, los mismos ya deben haber sido presentados por el comercio. Podrá realizar un plan de cuotificación por día y deberá solicitarlo antes de que cierre su cuenta (si desea conocer la fecha de cierre de su cuenta podrá validarlo en MasterConsultas/Fechas de Cierre, o bien en el último resumen enviado por el banco emisor)”, explican en la web oficial.

“Solo deberá seleccionar el monto y la cantidad de cuotas en las desea realizar el plan de financiación. El pago de la primera cuota le será exigible en el primer cierre posterior al que haya solicitado el plan. En su resumen de cuenta encontrará información de los distintos planes de cuotas a los que puede acceder, para cancelar el saldo a pagar”, cierran.

Diferencias entre pago mínimo, total y parcial de una Tarjeta de Crédito

Según consigna el Banco Nación, el pago total es el saldo total de tus consumos y/o adelantos realizados. El pago mínimo es un importe menor que está compuesto de todos aquellos conceptos que no son financiables, por ejemplo: intereses, cargos y comisiones, adelantos por cajeros automáticos, cuotas del mes, etc. Es decir que si se financió, por ejemplo una heladera, con el pago mínimo se estarán abonando los intereses, pero no una parte de dicho producto, aunque algunas entidades toman entre un 10% y un 15% de lo que cobrarían por el mismo concepto en un pago total.

No obstante, cuando no queda otra opción, y para que tu tarjeta no sea bloqueada, puedas seguir utilizándola normalmente y no caer en mora; todos los meses debes abonar, por lo menos, el importe del pago mínimo. Tené en cuenta que la diferencia entre el pago mínimo y el pago total generará intereses de financiación que deberás abonar en el próximo resumen.

Otra opción de la que disponen los clientes de algunos bancos es el pago parcial, y según se puede leer en la web de BBVA, se trata de un pago superior al mínimo, pero inferior al total. Así la deuda acumulada y los intereses serán mucho menores. Cuanto más se paga, se adeuda menos capital y los intereses disminuyen.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA