De no creer: los médicos lo dieron por muerto y “resucitó” minutos antes de hacerle la autopsia

De no creer: los médicos lo dieron por muerto y “resucitó” minutos antes de hacerle la autopsia
Imagen ilustrativa morgue. Foto: Web

El protagonista de esta historia era un recluso que se encontraba preso en el Centro Penitenciario de Asturias y fue encontrado inconsciente en su celda.

Un hecho insólito ocurrió en España, luego de que un hombre fuera dado por muerto por tres médicos que, durante la autopsia, se dieron cuenta que tenía signos vitales.

El protagonista de esta historia se llama Gonzalo Montoya Jiménez, un recluso que se encontraba preso en el Centro Penitenciario de Asturias y fue encontrado inconsciente en su celda.

El hecho sucedió años atrás, en el 2018, sin embargo, la historia resurgió ahora entre los usuarios de las redes sociales luego de que se vitalizara por su sorprendente desenlace. En aquel momento el preso tenía 29 años y por error, fue sacado de la cárcel en una bolsa para cadáveres para realizar la autopsia.

Pero duraron los estudios, los patólogos escucharon ruidos “raros” que provenían del recluso. Minutos después, el supuesto muerto comenzó a jadear. Por lo que, los especialistas inmediatamente alertaron a las autoridades, quienes los llevaron a un centro de salud y lo vigilaron.

Gonzalo Montoya Jiménez, el recluso que se encontraba preso en el Centro Penitenciario de Asturias y fue encontrado inconsciente en su celda.

“Dos médicos de la prisión concluyeron que tenía signos clínicos de muerte después de pasar lista por la mañana e informaron a la policía, a sus familiares más cercanos y a un tribunal de guardia local como parte del procedimiento estándar. El tribunal envió a un médico forense que fue quien realmente confirmó su muerte. Tres médicos han visto signos clínicos de muerte, por lo que todavía no está claro exactamente por qué ocurrió”, explicó el portavoz del Servicio Penitenciario de España.

Luego del aberrante hecho, el hombre debió permanecer en el hospital por alrededor de 10 días. Luego, volvió a la cárcel donde siguió cumpliendo su condena y recibió un tratamiento farmacológico para salvar sus riñones y otros órganos del cuerpo.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA