jueves 17 de junio de2021

Mendoza se mantiene en su posición de no adelantar las vacaciones de invierno
Se resolvió que cada jurisdicción decidirá si adelanta el receso de acuerdo a los índices epidemiológicos en cada región. / Foto: Orlando Pelichotti / Los Andes
Sociedad

Mendoza se mantiene en su posición de no adelantar las vacaciones de invierno

Tras la reunión del Consejo Federal de Educación se resolvió que cada jurisdicción decidirá si adelanta el receso de acuerdo a los índices epidemiológicos en cada región. En la provincia se mantiene desde el 12 al 25 de julio.

  • sábado, 5 de junio de 2021
Mendoza se mantiene en su posición de no adelantar las vacaciones de invierno
Se resolvió que cada jurisdicción decidirá si adelanta el receso de acuerdo a los índices epidemiológicos en cada región. / Foto: Orlando Pelichotti / Los Andes

El adelanto de las vacaciones de invierno dependerá de cada jurisdicción en el país, que tendrá la competencia de modificar el calendario escolar y de articular las decisiones regionalmente.

Así quedó establecido ayer durante la asamblea del Consejo Federal de Educación, encabezada por el ministro Nicolás Trotta, quien remarcó que en este momento excepcional “la decisión está determinada por el marco de indicadores sanitarios objetivos”.

Si bien el tema no estuvo en el orden del día, resultó el más saliente de la jornada teniendo en cuenta que en los últimos días los gobiernos de la ciudad y la provincia de Buenos Aires -así como otros distritos del país- consignaron que evalúan la posibilidad de adelantar las vacaciones previstas para la segunda quincena de julio por los elevados contagios en esta segunda ola.

De este modo, Trotta habló de la centralidad de reafirmar la mirada que debería tener el sistema educativo como un conjunto, en realidades diversas y en un territorio extenso como el nuestro. “Y continuar priorizando la presencialidad cuidada y administrada según corresponda a la realidad epidemiológica”, apuntó.

Agregó que cualquier modificación en el calendario escolar tiene que ir de la mano de la evidencia científica que transita cada una de las jurisdicciones, respetando los protocolos estrictos y que sean factibles de aplicación en una realidad epidemiológica de base.

“Modificar el calendario escolar tiene un costo educativo, vinculado a la organización, a que estarán finalizando ciertos procesos de aprendizaje y las instancias de evaluación. Pero estamos dispuestos como sistema educativo a hacerlo si se considera necesario. Queremos tener todos los elementos para poder trabajarlos; por ello me reuniré con mis pares de Salud y Turismo para hacerles llegar toda la información desde el Ministerio de Educación nacional”, remarcó el ministro.

En la reunión, los titulares de las carteras educativas de las 24 jurisdicciones abordaron, además de la posible modificación de la fecha del receso invernal y su impacto en el calendario escolar, la creación del Centro de Políticas Educativas Federales; la recientemente aprobada Ley de Educación Ambiental, el estado de situación de las políticas que atienden a las personas con consumos problemáticos y se votó afirmativamente la resolución de Capacitación Laboral de Alcance Nacional.

Sin cambios

Previo a la finalización de la asamblea, desde la Dirección General de Escuelas (DGE) se aclaró a Los Andes que las vacaciones de invierno en Mendoza no sufrirán modificaciones y, por lo tanto, están previstas para las semanas comprendidas entre el 12 y el 25 de julio próximo.

“Es un tema que se ha mediatizado y hay muchas posiciones diferentes y nada definido con el área de Turismo”, dijeron voceros del Gobierno provincial.

“Si hay que reorganizar el ciclo lectivo 2022 lo vamos a hacer. Y si tenemos que restringir o regresar antes, como ocurrió en muchas jurisdicciones, lo vamos a hacer”, había dicho Trotta días atrás, sobre la posibilidad de modificar el calendario escolar.

De acuerdo con las fuentes consultadas por este diario, el tema del receso “se mediatizó, aunque nunca se habló con certeza de modificarlas en Mendoza y en esa misma línea se continúa”.

Es que la segunda ola de coronavirus no da respiro y golpea con fuerza a buena parte de las provincias argentinas.

Es por eso que la expectativa de adelantar el descanso se fundamenta en la necesidad de evitar la ola de frío más rigurosa así como darle tiempo al cronograma de vacunación docente, teniendo en cuenta que aún resta personal de escuelas para ser inmunizado.

En las últimas semanas, el incremento de los casos hizo que varios mandatarios provinciales se inclinaran por las clases virtuales y, en este contexto, ahora cobra fuerza la posibilidad de que los distritos, o buena parte de estos, se inclinen por adelantar las vacaciones de invierno.

De esta forma el ministro Trotta y sus pares provinciales podrían decidir nuevas medidas atento al protocolo, que indica que las ventanas en las aulas deben permanecer abiertas.

La situación genera rispideces y posiciones encontradas entre los distintos actores, es decir, autoridades educativas de las distintas jurisdicciones, gremios docentes y los padres.