Logró que el “Harry Potter mendocino” le mandé un emotivo saludo a su hija que vive en Suiza: su historia

Lara (de remera roja) estaba muy feliz por el regalo de Tomás.
Lara (de remera roja) estaba muy feliz por el regalo de Tomás.

Tomás y Lara son de Mendoza. La pequeña, junto con su mamá, emigró a Europa. En estas tierras quedó su papá, el cual, de divertidas maneras busca estar cerca de ella y sacarle una sonrisa cada vez que puede.

Emigrar no es sencillo, tanto para los que se van como para los que se quedan. Más allá de los vaivenes burocráticos y organizativos que suelen ser estresantes, lo que más cuesta a la hora de mudarse a otro país, es el desapego. Mantener los lazos es difícil, por lo que la creatividad pasa a jugar un papel fundamental.

Tal es el caso de Tomás Zelaya (36), un papá mendocino que reside en la provincia y que tiene a su pequeña hija llamada Lara viviendo en Suiza. Si bien son varios kilómetros los que los separan, la distancia solo es física. Para estar cerca de ella y no perderse ninguna etapa de su vida, el joven, emplea diversos métodos para sacarle una sonrisa.

La vida de “Larita”, como cariñosamente la llama, se vio atravesada por el universo de Harry Potter. Aprovechando su fanatismo por la saga y como regalo de cumpleaños, Tomás decidió sorprenderla con un video que realizó junto a Rolo de @cuyoforexport, página que se dedica a hacer divertidos videos de doblajes.

En las imágenes, se puede ver a Albus Dumbledore y a Potter hablando de Lara, sobre lo poderosa que es y su increíble varita. De hecho “el elegido”, la llama “la hechicera más grande de todos los tiempos”.

Mientras los magos hablan, la sorpresa y felicidad de Lara iluminaron su rostro y su reacción emocionó por completo a Tomás y a los internautas que se toparon con el video, el cual se viralizó en las últimas horas.

“Son cosas que no se va a olvidar más. De todas maneras, me dio mucha nostalgia. Era una mezcla entre felicidad y tristeza. Quisiera estar con ella, abrazarla”, dice el joven papá a este medio.

Tomás es tatuador y tiene su propio estudio llamado “Cultura Hermandad Tattoo”, además es Licenciado en Diseño, egresado de la Universidad de Mendoza. Los aportes de su carrera y su vasta experiencia en el mundo del arte, le permite volcar en la piel diseños únicos y que representan la identidad de cada persona.

“Estoy en un camino de búsqueda y de conexión más personal. Siempre digo que la primer barrera para llegar al alma es la piel. Cuando una persona se abre para que vos puedas trabajar sobre esa primer barrera, se genera una conexión. En varias sesiones de trabajo salen charlas muy profundas con una persona que acabas de conocer”, señala Tomás.

Lejos de romantizar, el papá explica cómo es su diálogo cotidiano con Lara: “Por mi profesión intento estar todo el día creativo y estar cerca de la nena a través de un montón de maneras posibles. Hacemos videollamadas, le mando videos, compro cosas y se las envío. Mi pareja Agostina también me apoya mucho y su contención es fundamental, al igual que toda mi familia”.

Tomás es el papá de Lara. Es tatuador y tiene su propio estudio.
Tomás es el papá de Lara. Es tatuador y tiene su propio estudio.

Las sorpresas y la magia en la familia Zelaya están a la orden del día. “Para mi cumpleaños en 2021, la mamá de Lara se puso en contacto con mi novia y me hicieron una sorpresa. La nena tenía cinco globos con helio y ató una caja que tenía adentro una carta para mi. Soltaron los globitos allá en Suiza y acá mi pareja consiguió cinco globos iguales y una réplica de la carta. Entonces le hicimos creer a Lara que lo que ella me mandó había llegado hasta Argentina. Ella no lo podía creer. Esas cosas te hacen un nudo en la garganta”, explica emocionado Tomás.

Sobre la posibilidad de vivir en Suiza, manifiesta: “Sí viajo seguido a ver a mi hija. Cuando voy, por mi profesión, puedo trabajar allá. De hecho, ya tengo gente que me espera para tatuarse”. Sin embargo, por otro lado, comenta “a mi mamá, el único hijo que le ha quedado acá soy yo. Somo cuatro hermanos y están todos en Europa. Soy muy sensible y me doy cuenta de muchas cosas. Yo sé que mi madre sufre mucho. Además, Agostina es super familiera y tengo una relación excelente con ellos. Por esto siento que no es el momento de irme, tengo muchas cosas acá”.

Lara y Tomás son un claro ejemplo de amor entre padre e hija. Ellos nos enseñan que la distancia se manifiesta de muchas maneras: se puede estar cerca estando lejos y viceversa. Sin embargo, sembrar un verdadero vínculo hace que nos olvidemos por un momento de los kilómetros (reales o no) que nos separan.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA