Vendimia: la Justicia apura un debate clave para el futuro de la reina de Guaymallén

La Suprema Corte llamará a audiencia pública, la cual se realizará en diciembre. Luego estará en condiciones de dictar sentencia en pleno respecto de la acordada que eliminó la elección de la soberana en el departamento. Qué dicen las partes en pugna.

Vendimia: la Justicia apura un debate clave para el futuro de la reina de Guaymallén

Si Guaymallén deberá o no elegir reina departamental de la Vendimia es uno de los temas que debe resolver la Suprema Corte. Una ordenanza municipal prohibió la elección de todo tipo de denominaciones que aludan a concursos de belleza. Tras acciones legales que suspendieron la normativa durante la Vendimia 2022, se viene el debate en la Justicia.

El máximo tribunal apura los trámites administrativos y en estos días convocará a una audiencia pública que será, casi con seguridad, en diciembre. Luego, estará en condiciones de resolver y todo indica que no se dilatarán demasiado los tiempos. La sentencia saldrá de la votación de los siete integrantes de la Corte.

Mientras tanto, la expectativa crece. “El debate es mucho más profundo y excede a la autonomía municipal”, expresó a Los Andes María Paula García, ex Reina Nacional de la Vendimia representando a Guaymallén y miembro de la comisión que reúne a las ex soberanas de esa comuna.

Calentando motores

La Vendimia calienta motores pero hay un departamento que espera que la Suprema Corte de Justicia no trastoque sus planes. Se trata de Guaymallén, que en marzo del 2021 oficializó una ordenanza municipal que elimina la elección de la reina departamental y encaró los festejos distritales distinguiendo hacedores y hacedoras culturales.

Prohibir la organización, patrocinio y/o auspicio, por parte del Municipio, de manera directa, de elecciones de reinas, embajadoras, representantes y princesas u otras denominaciones similares y concursos de belleza de personas, cualquiera sea su edad, en las distintas celebraciones locales o eventos públicos instrumentándose los mecanismos necesarios al efecto”, dice la ordenanza N° 9196.

Andrea Soledad Reina, presidenta de la Comisión de Reinas Nacionales de la Vendimia (Corenave); María Paula García, al frente de Comisión de Reinas de Guaymallén (Coreguay)y Julieta Belén Lonigro quien se consagró como la reina “blue”, cuestionaron la ordenanza ante la Corte.

Mientras en tribunales no se resolvía, se avanzó en una fiesta paralela en diciembre del 2021, que fue realizada en Maipú, comuna que, a diferencia de Guaymallén, que es radical, tiene administración peronista. El calor del verano hizo subir las temperaturas en la esfera política y los cruces por las coronas condimentaron los primeros meses del año.

La Sala Segunda resolvió, días antes de los festejos oficiales, a favor de la medida cautelar de la Corenave y suspendió la ordenanza la ordenanza N° 9196/21 “en su relación con la Fiesta de la Vendimia 2022″. La votación fue 2 a 1 con la expresión de los jueces Mario Adaro y José Valerio en favor de la suspensión. Omar Palermo votó con contra, porque no advirtió razones “para considerar que deba ordenarse al Municipio suspender una decisión que luce autónoma y democráticamente adoptada”.

Este supremo consideró que no hay a las claras un derecho afectado, como argumentaron las demandantes, y remarcó que “se trata de decisiones democráticamente alcanzadas por organismos electos popularmente”. De lo contrario, “la autoridad democrática en sí misma es puesta en tela de juicio”, aseveró.

El fallo tuvo un sentido diferente a este voto y le trasladó al municipio la designación de una representante para participar de los actos oficiales. La decisión tomada fue prorrogarle el mandato a Sofía Grangetto, la última soberana electa.

Se abre el debate

Los argumentos de Palermo fueron bien recibidos por los defensores de la ordenanza municipal. Al suspenderse la ordenanza sólo por la Fiesta de la Vendimia 2022, algunos entienden que ahora “está vigente”. Así lo aclararon desde la Municipalidad de Guaymallén a Los Andes. Consideran que la medida cautelar fue para una situación puntual pero que este año la ordenanza está en condiciones de ser aplicada.

Algo había dejado entrever el intendente Marcelino Iglesias días atrás a Radio Mitre. “La Corte nos ordenó elegir una representante, la elegimos, esto solo fue por la Vendimia 2022. Nosotros vamos a cumplir cada vez que la Justicia lo indique, pero el pensamiento sigue siendo el mismo”, expresó. Es decir, Iglesias dejó claro que, salvo una decisión judicial, se avanzará con festejos como los celebrados en la última Vendimia.

Del lado de las demandantes, entienden lo contrario. “Actualmente hay una medida precautoria que puso la ordenanza en pausa. Nos encontramos atravesando un proceso judicial, en el que seguimos sosteniendo que la institucionalidad de los reinados (en Mendoza) son parte del patrimonio cultural inmaterial de la provincia”, expresó María Paula García.

La Corte le había dado intervención al Gobierno de Mendoza, de acuerdo al pedido de la Fiscalía de Estado que emitió dictamen con el proceso judicial en marcha. La respuesta del Ejecutivo fue la de no participar del proceso entendiendo que no emitió ningún acto administrativo y que el pleito es un conflicto con el municipio.

Respondido esto y dándole vista a las partes, la Corte podría fijar fecha de la audiencia pública la semana próxima si es que no hay algún otro elemento que dilate los tiempos. La convocatoria debe realizarse con 30 días de anticipación, por lo que la audiencia será en diciembre.

Se espera una participación amplia de voces a favor y en contra. “Es evidente que en Mendoza hay una cuestión cultural muy arraigada en relación a la Vendimia, y la misma se compone de una propuesta artística, al mismo tiempo que convoca desde 1936 a las mujeres a participar de esta fiesta ocupando un rol de representante o embajadora de cada uno de los distritos y departamentos de Mendoza”, indicó García.

“Insisto que el debate es mucho más profundo y excede a la autonomía municipal. Hay una cuestión de forma y de fondo que deberá resolverse con la intervención de la Justicia, buscando por supuesto, preservar y velar por aquellas manifestaciones culturales que dan identidad a los pueblos. Seguramente con cuestiones por mejorar y potenciar”, aclaró la ex soberana, que fue coronada como Reina Nacional de la Vendimia en 2007.

El Fiscal de Estado, Fernando Simón, consultado por la Corte, expresó en el dictamen que la fiesta “fue declarada patrimonio cultural de la Provincia por Ley 6973 del año 2002, comprendiendo a su vez todas las manifestaciones de ese proceso: Fiestas tradicionales barriales, distritales, departamentales, Bendición de los Frutos, Carrusel, Vía Blanca de las Reinas y Acto Central”.

Otro fragmento del escrito, indica que “los bienes del patrimonio cultural inmaterial encuentran además un nivel de tutela particular en la Convención para la Salvaguardia del Patrimonio Cultural Inmaterial (de la Unesco) del año 2003, a la que Argentina adhirió por Ley 26118″.

Respecto de la constitucionalidad de la ordenanza, Simón sostiene que “la despatrimonialización de los bienes culturales inmateriales que ha sido declarada por Ley 6973 sólo puede ser desafectada por la Legislatura y no por el Municipio”.

¿Habrá fiesta no oficial?

Más allá de la audiencia pública, después la Corte tiene 60 días hábiles para que Dalmiro Garay, María Teresa Day, Pedro Llorente, José Valerio, Julio Gómez, Omar Palermo y Mario Adaro depositen sus votos.

Hay urgencia de una resolución que aporte reglas claras para esta Vendimia 2023. Fuentes judiciales indicaron a Los Andes que evalúan la posibilidad de acortar los plazos y que la resolución sea previa a la Vendimia. De esta manera, el proceso judicial no ocasiona daños durante el desarrollo del calendario oficial.

En Guaymallén esperan la sentencia para determinar los pasos a seguir. No hay plazos concretos para un cronograma dado que el calendario oficial de fiestas departamentales aún no está definido, según indicaron desde el Ministerio de Cultura y Turismo a este medio.

Sin embargo, en la tierra del espumante, ya diagraman un esquema de festejos que podría consistir en cuatro grandes fiestas que incluyan varios distritos. La intención es ejecutar una metodología similar a la del año que pasado que, según destacaron desde la comuna, fue muy bien recibida por vecinos y vecinas, concurriendo en gran número a las fiestas distritales.

Mientras el municipio distinguía a hacedores y hacedoras, la Coreguay junto a la Corenave llevaron adelante la fiesta “no oficial” que consagró a Julieta Lonigro sin el aval de la comuna. La celebración fue en el Museo del Vino, ubicado en Maipú.

Algunos se preguntan qué pasará este año si Guaymallén aplica la ordenanza y la Corte no resuelve. “Hasta tanto la Justicia no determine cómo continuar, desde la Comisión respetamos dicha precautoria. Por este motivo, y teniendo en cuenta que no contamos con recursos como para sostener una fiesta y acompañar a las chicas, estamos aguardando lo que la Justicia dictamine”, confirmó García.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA