Irrigación acordó la entrega de un bono de $100 mil para sus empleados

El organismo que conduce Sergio Marinelli llegó a un acuerdo con el gremio que nuclea a sus empleados y obreros, para otorgarles un bono extraordinario por única vez, como paliativo para enero. En febrero discutirán salarios.

Sergio Marinelli, superintendente de Irrigación.
Sergio Marinelli, superintendente de Irrigación.

A diferencia del Gobierno provincial, que advirtió que las negociaciones paritarias adelantadas para febrero estarán condicionadas por la baja recaudación de la provincia, el Departamento General de Irrigación en su carácter autárquico, acordó la entrega de un bono de 100 mil pesos a cobrar en enero para sus empleados, de forma paliativa por el contexto económico. Vale decir que se autofinancian del cobro a los regantes, no dependen de Casa de Gobierno para esto.

El acuerdo fue rubricado el pasado 10 de enero, cuando se reunieron representantes de la Superintendencia que ocupa Sergio Marinelli con referentes de la Asociación Gremial de Empleados y Obreros del Departamento General de Irrigación, encabezados por el secretario general Pablo Ortolani.

Según consta en el acta de comisión paritaria, desde la Superintendencia entendieron el reclamo económico producto de la inflación, pero no pudieron garantizar un aumento salarial para el mes de enero, por lo que ofrecieron “el pago del bono en carácter extraordinario y pago único, a modo de paliativo de PESOS CIEN MIL ($100.000,00) para todos los empleados del Organismo a liquidarse durante la tercera semana de Enero”.

Desde el gremio manifestaron que “se hace necesario avanzar en forma urgente” con un incremento salarial, remunerativo y bonificable “a la altura de la realidad”. No obstante, “a los efectos de sortear transitoriamente la difícil situación económica”, aceptaron el ofrecimiento y consideraron oportuno volver a reunirse en el mes de febrero. Ambas partes acordaron reunirse en la tercera semana de ese mes, para iniciar las discusiones salariales para el presente año.

Consultados por Los Andes acerca de este bono, desde Irrigación explicaron que “el ejercicio 2023 concluyó con un aumento porcentual del 118,5%, para el personal del Departamento General de Irrigación, tomando como base el mes de diciembre de 2022″.

“En virtud que el DGI se gestiona con un presupuesto propio y dado que el primer vencimiento del canon de agua superficial operará el 19 de febrero de 2024, se consideró oportuno no ofrecer aún incrementos porcentuales para el primer trimestre y en su lugar otorgar un bono no remunerativo, ni bonificable, de carácter excepcional y por única vez, a modo de paliativo, a abonar durante el mes de enero, de Pesos Cien Mil ($100.000), para todos los empleados, excluyendo los funcionarios”, añadieron.

Y aseguraron que los futuros incrementos porcentuales que se acuerden “se realizarán tomando en consideración las posibilidades financieras y presupuestarias del organismo y la mayor productividad”.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA