Diego Vázquez, mendocino y DT de Honduras: “La intención es que Messi y Argentina nos hagan el menor daño posible”

Diego Vázquez, el entrenador mendocino de la selección de Honduras. / Prensa Selección de Honduras.
Diego Vázquez, el entrenador mendocino de la selección de Honduras. / Prensa Selección de Honduras.

En una charla exclusiva con Los Andes, el técnico del próximo rival de la Selección palpita el amistoso del viernes ante la Scaloneta en Miami. “También podemos lastimarlos”, expresó.

Del otro lado del teléfono se escucha una voz que, a pesar de sus 25 largos años en Honduras, aún conserva algunos signos característicos de la tonada mendocina. “Ya estamos concentrados, el miércoles (por mañana) nos vamos a Miami, que no está tan lejos de acá. Apenas son dos horas desde acá”, cuenta Diego Martín Vázquez Castro, el mendocino que dirige a la selección centroamericana que el próximo viernes enfrentará a la Scaloneta en Estados Unidos.

Oriundo de San Martín, Vázquez de debutó como arquero en el Chacarero, donde jugó un solo partido. Tuvo un paso breve por las inferiores del River y Huracán. Durante dos años jugó para un equipo amateur de la ciudad de Houston, Estados Unidos. En 1994 regresó a la Argentina y alternó durante varios años en el arco de Independiente Rivadavia.

En 1997 llegó a Honduras para jugar con el Motagua. Y no tardó nada en convertirse en ídolo del club más grande del fútbol hondureño.

El 13 de mayo de 2022 fue nombrado entrenador de la Selección de Honduras de manera interina para afrontar los partidos de Liga de Naciones ante Canadá y Curazao. Yel 19 de junio pasado se hizo oficial su contratación como técnico oficial de la “H”.

“Estamos comenzando un proceso que se inició muy bien, estamos primeros en la Nations League y esperamos que siga con éxito”, agrega el nacido en el barrio San Pedro, todo un embajador del fútbol mendocino.

-¿Cómo tomás la posibilidad de enfrentarte con la Selección?

- En primer lugar, es un sueño. Enfrentar al país donde nací y a una selección tan importante, que es candidata a quedarse con el título en el Mundial de Qatar y que tiene al mejor jugador del mundo, es algo que no se da todos los días y hay que disfrutarlo. En segundo lugar, estoy contento por estar al frente de Honduras. Hicimos una muy buena Nations League: derrotamos a Canadá que fue primero en las Eliminatorias hacia Qatar por encima de México y Estados Unidos. Entonces, estamos empezando a construir este grupo que ojalá nos lleve a la Copa del Mundo del 2026.

- A propósito, ¿con qué México se va a topar Argentina en Qatar?

- Con un rival muy difícil. Martino tiene un buen tiempo de trabajo y, si bien México en Concacaf es un equipo fuerte y generalmente clasifica caminando, ahora le costó un poco. Igualmente, imagino que va a llegar bien. Argentina se va a encontrar con un rival que maneja muy bien la pelota, que tiene jugadores rápidos y son ordenados. Esas son más o menos las características del fútbol mexicano.

-¿Y con qué Honduras se va a encontrar el viernes que viene?

-La verdad que estamos empezando, pero Argentina se va a encontrar con un adversario que tiene el biotipo del jugador hondureño, que es fuerte, rápido y potente. Esperemos manejar bien la pelota, estar siempre bien parados, manejar el bloque y, obviamente, tratar de contrarrestar las enormes cualidades que tiene la Selección Argentina. Y en la medida que se pueda, hacerles daño. La idea es tratar de hacer un buen partido. En lo personal, busco lo que buscan la mayoría de los técnicos, que Honduras sea un equipo equilibrado y que maneje las dos fases del juego, cuando tenemos la posesión y cuando no la tenemos. Para estos dos partidos, contra Argentina y Guatemala, citamos a ocho futbolistas que juegan en Europa (Grecia) y otros en la MLS, y nos faltan algunos que no estarán por lesión.

-¿Con qué sistema juegan?

-Variamos bastante, no tenemos un sistema fijo. A veces jugamos con tres o con cinco en el fondo y otras veces 4-4-3. Por ejemplo, contra Canadá empezamos con un 4-4-2, pero terminamos con un 4-5-1. Variamos los sistemas de acuerdo las características de los jugadores. Esperamos estar bien independientemente del sistema de juego que utilicemos.

-Argentina ostenta un invicto de 33 partidos en la era Scaloni, ¿sueñan con dar el golpe o es imposible?

-Imposibles no hay, y menos en el fútbol. El objetivo es que el partido nos sirva para crecer como equipo, pero también tenemos la aspiración de ganar. ¿Por qué no? Sabemos lo que es Argentina y la respetamos mucho, es un equipo que juega muy bien, que maneja muy bien la pelota, sube a los laterales y fija a la línea de cuatro con mucha gente. Tenemos que trabajar todos esos detalles para contrarrestarlos y estar bien nosotros. Confiamos mucho en nuestros jugadores y estamos seguros de que también podemos hacerles daño.

Diego Vázquez, el mendocino que dirige a la Selección de Honduras. / gentileza
Diego Vázquez, el mendocino que dirige a la Selección de Honduras. / gentileza

-¿Preferís una Argentina con todas las figuras o esperás que Scaloni ponga a algunos futbolistas que habitualmente no juegan?

-Me imagino que irá a alternar para terminar de definir la lista de Qatar porque, si no me equivoco, son las últimas pruebas antes del Mundial.

-¿Cuántas veces soñaste coincidir con Messi en un campo de juego?

-(Risas) La verdad que muchas, va a ser un sueño. Desde que asumimos el desafío de conducir la selección hondureña aspiramos a grandes cosas, yahora que tenemos la oportunidad de enfrentar a un gran rival como Argentina, va a ser algo muy lindo. La idea es disfrutarlo con mucha responsabilidad y, como te dije recién, tratando de hacer un buen partido.

-¿Tenés la posibilidad de conocerlo personalmente a Messi o será la primera vez?

-Personalmente no lo conozco, pero lo he visto jugar en vivo y en directo. Estuve en el estadio de Mendoza cuando le ganaron a Uruguay, que él hizo el gol de tiro libre por debajo de la barrera. Y después lo volví a ver contra Nigeria en el Mundial de Rusia, el día que también hizo un gol.

-¿Qué pensás decirle si te toca saludarlo?

-Nada (risas). Solamente saludarlo y desearle éxitos para el Mundial, más que nada eso. No mucho más.

-En el 2019, Nicaragua perdió 5 a 1 con Argentina y después del partido los futbolistas se sacaron fotos con Messi. ¿En este caso, se lo permitirías a tus jugadores?

-Una vez que termine el partido sí, por supuesto. ¿Por qué no? Es algo natural desde la admiración que se les tiene. Pero antes del partido tenemos que ser muy serios, tener responsabilidad y ser un equipo sólido y fuerte. Después del partido está bien que se saquen todas la fotos que quieran, no tengo ningún problema.

-Arriaga, jugador de Honduras, dijo que a Messi hay que marcarlo con almohadas porque a un ídolo como él no se lo puede lastimar. ¿Cómo lo van a marcar a Messi?

-Sin mala intención, pero fuertes y ordenados. Todavía no he definido la estrategia que vamos a utilizar. Esa es la pregunta del millón, no es fácil marcar al mejor jugador del mundo. Vamos a intentar hacer lo mejor para que nos haga el menor daño posible.

-¿Ustedes iban a enfrentar a otro rival en esta fecha FIFA, cierto?

-Sí, teníamos programado un amistoso contra El Salvador, pero se suspendió porque hubo un problema interno con FIFA y entonces se concretó el partido contra Argentina.

-¿Qué expectativas hay en Honduras en torno a este amistoso?

-Hay muchas expectativas por lo que es Argentina y porque generalmente los amistosos que jugamos son ante selecciones de nuestra área.

-¿Tus hijos son hondureños?

-Los dos más chicos, Matías (16) y Candela (12), son hondureños, nacieron acá. El más grande, Thiago (18), nació en Mendoza, pero al mes lo trajimos a Honduras. O sea, prácticamente los tres son hondureños.

-¿Pero son hinchas de la selección hondureña o de la argentina?

-De las dos, je.

-Van a tener el corazón partido…

-Totalmente (risas).

-¿Y qué te dicen en la previa del partido del viernes?

-Van a estar conmigo en la cancha. Están muy contentos e ilusionados, va a ser un partido muy lindo, soñado y ahí van a estar ellos. Me imagino que quieren que gane el padre, je.

-¿Son fanáticos de Messi?

-Sí, claro. Totalmente.

-¿Ya te dijeron que tus jugadores le vayan despacio a Messi?

-(Risas) Sí, estuvimos hablando. A veces me dicen un par de cosas, pero esta vez no hablamos de eso.

-¿Ves a la Selección levantando la Copa del Mundo en Qatar?

-La verdad que la veo bien. Después de ganar la Copa América se liberó y viene jugando cada vez mejor. La verdad que sería algo muy lindo.

-¿Entre qué selecciones creés que puede estar el próximo campeón del mundo?

-Bueno, los candidatos de siempre. Lógicamente, Brasil siempre es candidato por naturaleza, Francia es muy fuerte y es el actual campeón, Alemania bajó un poco el nivel y no descarto a Bélgica y España. Hay que ver cómo llegan, porque el Mundial requiere estar durante un mes al tope del rendimiento. Ojalá lo tengan, pero después de que les ganemos nosotros, je.

-¿Vas a ir al Mundial a observar algunos partidos?

-Nosotros jugamos en octubre con Arabia Saudita y hay otro partido que se está terminando de armar. Si bien todavía no lo tengo definido, a partir de ahí seguramente vamos a viajar para ver algún partido.

-O sea, van a enfrentar a otro rival de Argentina en la fase de grupos, que es Arabia Saudita.

-Sí, contra ellos nos vamos a enfrentar en octubre.

-Quizá Scaloni te pide algún análisis después de ese partido...

-Seguro. Aparte, creo que va a ser a puertas cerradas, así que vamos a estar a disposición de Scaloni.

-¿La gran campaña que hiciste como entrenador del Motagua fue la catapulta para dirigir Honduras?

-Sí, fue a partir de ahí. Ya teníamos ocho años con Motagua, donde jugamos varias finales internacionales en Centroamérica, salimos seis veces campeones y el cuerpo técnico venía haciendo un buen trabajo. Creo que por lo que habíamos logrado, merecíamos el proceso anterior, lo dije en varias oportunidades. Pero no se dio. Estuvieron otros técnicos y cuando se fue el “Bolillo” Gómez nos llamaron para la Nations League y ahora nos renovaron el contrato. Ojalá sea hasta el próximo Mundial.

-¿Hay mucha diferencia en Honduras entre dirigir a un equipo grande como el Motagua y la selección?

-Sí, hay muchas diferencias. Cambia el estar entrenando todos los días, es mucho más análisis y seleccionar y aprovechar el poco tiempo que tenemos a los jugadores. En un club es diferente porque estás permanente con los jugadores. Son tareas diferentes, pero también es muy lindo, pero es una responsabilidad que abarca a todo un país muy futbolero. Estoy viviendo sensaciones nuevas que por ahora son muy positivas.

-¿Tu contrato con la selección termina en 2026 o se irá renovando con los resultados?

-En principio nos habían contratado solamente por la Nations League y ahora nos contrataron hasta julio de 2023, post Copa de Oro. Pero creemos que sí, y tenemos mucha fe de que nos van a dar todo el proceso porque, como te dije, merecíamos el proceso anterior para este Mundial de Qatar. Por una u otra situación no nos dieron la posibilidad y ahora que la tenemos esperamos llegar al próximo mundial.

-¿En qué situación está hoy Honduras respecto a las selecciones que clasificaron a la Copa del Mundo, como Canadá, Estados Unidos, México y Costa Rica?

-Bien, en crecimiento. Como te digo, veníamos de ganarle 2-1 a Canadá, que era 2-0 pero en el minuto final nos descontaron. También le ganamos a Curazao de visitante, que es una selección que tiene jugadores en la primera y segunda división de Holanda. El objetivo es revertir la mala Eliminatoria que se hizo y poner a Honduras en el lugar que se merece, que mínimamente tiene que estar peleando a la par de Costa Rica.

-¿Hace mucho que no venís a Mendoza?

-Desde que murieron mis viejos he ido un poco menos, pero sí están mis hermanos y tengo ganas de ir a verlos. Hace poco estuve a punto de viajar, pero al final no pude. Creo que la última vez que viajé fue en 2019, antes de la pandemia. Pero bueno, seguro que estaré pronto por Mendoza.

-¿Volvés siempre al barrio San Pedro de San Martín?

-Sí, siempre que voy nos juntamos con los chicos del barrio y comemos asado. De paso, aprovecho para mandarles un gran saludo a la “banda”.

-¿Seguís al fútbol mendocino?

-Sí, sigo a los equipos mendocinos. Quizá ya no en detalle, pero siempre estoy atento. De hecho, al Motagua trajimos varios jugadores argentinos.

PERFIL

Diego Martín Vázquez Castro

Fecha y lugar de nacimiento: 3/7/1971 en San Martín, Mendoza.

Edad: 51 años.

Puesto: arquero.

Apodo: La Barbie.

Estatura: 1,90 m.

Trayectoria como jugador: San Martín (1987); Inferiores de River Plate (1987-1991), Huracán de Parque Patricios (1991-1993), Independiente Rivadavia (1994 - 1997); Motagua (1997 - 2000 y 2001 - 2002), Marathón (2000 - 2001 y 2006), Universidad (2002 - 2004), Valencia (2004), Vida (2007), Victoria (2007- 2010) y Deportes Savio (2010-2011), todos de Honduras; Suchitepéquez de Guatemala (2005).

Títulos como jugador: Liga Mendocina de Fútbol con San Martín (1987), 5 Liga Nacional de Honduras con Motagua Apertura 1997, Clausura 1998, Apertura 1999, Clausura 2000, Apertura 2001.

Distinciones individuales: Mejor arquero de la Liga Nacional de Honduras 1998/98 y 2001/02.

Trayectoria como entrenador: Club Deportivo Motagua (2013-2022) y Selección de Honduras (2022-¿?).

Títulos como DT: Apertura (2014); Apertura (2016), Clausura (2017); Supercopa de Honduras (2017); Apertura (2018); Clausura (2019), todos con Motagua.

Familia. Hijos: Thiago Martín (18 años), Matías (16), Candela (12). Padres: Francisco Fabián Vázquez y Mirtha Castro (ya fallecidos). Hermanos: Gustavo, María Soledad y Fabián.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA