Rodolfo Suárez busca aprobar tres proyectos más de exploración de cobre antes de terminar el mandato

Los proyectos cuentan con la Declaración de Impacto Ambiental y ahora los debe aprobar la Legislatura. La inversión en exploración rondará los 20 millones de dólares.

Trabajos de exploración en el yacimiento Hierro Indio en Malargüe.
Trabajos de exploración en el yacimiento Hierro Indio en Malargüe.

El Gobernador Rodolfo Suárez avanza con la intención de revitalizar la minería y antes de finalizar su mandato, busca que la Legislatura apruebe tres proyectos más de exploración de cobre en el sur provincial.

Los yacimientos están situados en Malargüe y en principio la inversión estimada, antes de la etapa de explotación, rondará los 20 millones de dólares.

El mandatario mendocino envió a la Casa de las Leyes los proyectos de El Burrero, Las Choicas y La Adriana, pórfidos de alto potencial que se encuentran en el departamento más austral de Mendoza, que pertenecen a la empresa Geometales. Todos cuentan con la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) para su tratamiento legislativo.

Los tres pórfidos de cobre son de alto potencial y en caso de que lleguen a explotación podrán ser desarrollados dentro de la normativa ambiental vigente. En la etapa de exploración se utilizarán sistemas de perforación similares a los ya se usan en el proyecto de Hierro Indio.

El proceso de evaluación fue realizado por la Universidad Nacional de Cuyo. También se pidieron dictámenes sectoriales al Departamento General de Irrigación (DGI) y a la Municipalidad de Malargüe, entre otros organismos.

En el caso de El Burrero el proyecto contempla la perforación de 23 pozos exploratorios, cuya profundidad varía entre los 400 y 750 m, con el objeto de determinar el perfilaje goefísico y evaluar el potencial geológico del yacimiento. Mientras que en Las Choicas y La Adriana se perforarán 17 pozos exploratorios, en cada uno de ellos, de la misma profundidad y con la misma finalidad.

Las inversiones estimadas para realizar estos trabajos alcanzan los US$20.000.000 y probablemente se realicen en varias campañas. Estos yacimientos de cobre se suman a las tareas que ya se vienen realizando en Hierro Indio y Cerro Amarillo que se encuentra en etapa de exploración.

Suárez sigue impulsando el denominado Distrito Minero Malargüe Occidental que es un área del departamento sureño especialmente seleccionada para promover la actividad en el marco de la ley ambiental vigente.

El lugar permite desarrollar infraestructura y servicios que potenciarán el desarrollo económico de la región. Asimismo, el Ejecutivo continúa trabajando con otros proyectos que tienen el potencial para ser desarrollados en el sur provincial.

Un antecedente negro

La empresa Minera Geometales (hoy parte del Grupo Emes, de Marcelo Mindlin) fue parte de las empresas de la familia Macri. Ya había tenido actividades en 2008, durante el gobierno de Celso Jaque.

Según contó Los Andes en aquel momento, Irrigación fue a inspeccionar las instalaciones de la empresa en Malargüe durante los primeros días de febrero de 2008. “Se detectó que existía un volumen de agua en uso clandestino o no autorizado, lo mismo que una deficiente acreditación del destino de los efluentes contaminantes”, indicó el Gobierno del agua en ese momento.

La firma argumentó que el proyecto cumplía con todos los requisitos, pero la inspección de Irrigación mostró lo contrario. “Previa notificación a la autoridad ambiental provincial, la empresa no cumplió con los plazos establecidos de notificación al Departamento de Irrigación (5 días hábiles) para que esta institución acreditara los permisos de uso del agua y vertido de efluentes”, dijeron en ese momento.

La multa del Gobierno del agua fue la máxima para este tipo de casos: $154.320 en aquel entonces. No obstante, Irrigación dio su aval a la empresa para la etapa de exploración, según contaron quienes tuvieron acceso a la DIA.

“Durante muchos años hubo una gran desorientación de cómo avanzar en los proyectos en la provincia y se dieron muchas faltas de coordinación. Justamente estas cosas, desde errores procedimentales, incumplimiento de pasos administrativos e incluso falta de actividad en los proyectos apuntan a corregirse con una política clara y declarada y una organización eficiente para implementarla”, destacaron.

La oposición será clave

Los tres proyectos serán tratados por la nueva conformación legislativa. La renovación de bancas se hará la semana que viene porque el 24 de noviembre debe estar funcionando ambas Cámaras luego de la renovación de la mitad de sus representantes.

En la Cámara de Diputados se conserva la mayoría simple que les permite tener quórum propio y la mitad más uno de los votos para aprobar leyes, salvo los proyectos para los que se requieran dos tercios. Las ratificaciones de DIA no forman parte de este último grupo.

El problema podría darse en el Senado si es que la oposición no aporta para el quórum. Es que Cambia Mendoza quedará con 19 senadores mientras que la suma de senadores del peronismo, La Unión Mendocina y el Partido Verde reúnen la misma cantidad.

Para sesionar, se llega al quórum con la mitad más uno del total, es decir 20. La presidencia del Senado, la que ocupará Hebe Casado, no da quórum pero sí tiene poder de voto. Por ese motivo es que si la oposición no está a favor de estos proyectos, se deberá lograr que al menos den quórum.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA