lunes 21 de septiembre de 2020

Aislado en su casa, Loser habló de la finalización de la Liga Argentina y de los JJ.OO
+ Deportes

Aislado en su casa, Loser habló de la finalización de la Liga Argentina y de los JJ.OO

El voleibolista alvearense, capitán de Bolívar, contó: “No se pueden forzar las cosas y correr riesgos de contagios". Y habló de Tinelli.

Aislado en su casa, Loser habló de la finalización de la Liga Argentina y de los JJ.OO

Elegir entre otros deportes y el voley se dio por una cuestión lógica, de estatura. Su 1,98 de altura ayudó a que Agustín Loser optara, desde su tiempo de secundaria, por ser voleibolista en lugar de basquetbolista. El mendocino se encuentra en su General Alvear natal junto a su familia, y desde allí nos cuenta como está afrontando el aislamiento social por el Covid-19, como así también habló del cierre de temporada en el círculo privilegiado de nuestro país, algo que fuera determinado por la Federación Argentina, siendo dicho ente, pionero en tomar una decisión que al principio sorprendió -la Liga se encontraba en semifinales-, pero que después fue respaldada por todos los protagonistas.

Loser tuvo un 2019 ideal, con Bolívar (3 títulos) y Selección (quinto puesto en el Mundial).

"Estoy haciendo la cuarentena desde hace 20 días. Tranquilo y cumpliendo con lo que se nos pide. Se hace difícil esta situación, pero debemos aguantar un poco más", nos dijo el jugador. "Me volví el 15 de marzo y estoy con mi familia", agregó.

Loser, quien se marchó a los 17 años de nuestra provincia, siguiendo esa ilusión de alcanzar la elite mundial, es el capitán de Bolívar, equipo que es respaldado nada más y nada menos que por Marcelo Tinelli, hombre nacido en esa tierra bonaerense. Y así como todo le sucedió a una velocidad inusitada, Agustín ya es casi un experimentado a sus 22 años. Tiene mundiales sobre sus hombros con los seleccionados argentinos y varias conquistas en el ámbito local con Bolívar, equipo al que desde este año capitanea por decisión de su entrenador Javier Weber (NdR: "No me lo imaginaba", dijo Loser allá por setiembre del año pasado).

Durante la pasada Copa del Mundo, donde el mendocino fue el sexto maximo anotador con 135 puntos.

Ahora con la madurez suficiente, el central mendocino tiene una larga carrera por delante y se presume que este año puede abandonar la competencia argentina para emigrar a una liga más importante. Pero para llegar a ser considerado uno de los mejores en su puesto, Loser trabajó mucho. Se bancó estar alejando de su familia y en varias ocasiones contó que la Copa del Mundo Sub19 en Chaco y Corriente fue bisagra para su despegue. "Cuando terminó el Mundial me di cuenta que quería darle para adelante con el voley. Cuando viví todo eso con la Selección, con la gente y nos colgaron una medalla, pensé que eso era lo que quería para mí". Y no se equivocó. Su  aventura con la celeste y blanco está en marcha, recién comienza. En 2018, este alvearense fue convocado por primera vez por Julio Velasco, mítico entrenador que le dio titularidad el 15 partidos consecutivos de la Volleyball Nations League (VNL). "Es un jugador joven, pero con una actitud de juego sorprendente. Presta mucha atención para seguir aprendiendo", dijo también en su momento Velasco, quien fue reemplazado como seleccionador argentino por otro histórico del voleibol nacional como lo es Marcelo Méndez, directo técnico que también apostó por Agustín Loser tanto para la VNL, el Preolímpico en China, el Sudamericano y la Copa del Mundo.

Con un futuro promisorio, Loser sabe que no debe bajar los brazos porque le costó llegar a donde está, aunque las competencias que tenía como metas para este año, no podrá disputarlas.

-¿Cómo tomaste la postergación de los Juegos Olímpicos para 2021?

-La verdad que fue algo impensado. Una Olimpíada es el sueño de todo deportista. En lo personal me motivaba mucho porque estaban tan cerca, pero es una situación que sobre pasa a todo el mundo, y hay cosas mucho más importantes que un juego olímpico, como lo es la salud de las personas.

-En Bolívar ¿cómo se enteraron de que no continuaba la Liga?

-Estábamos todos en nuestras casas, a la espera de lo que podía pasar. Por ser el capitán me llamó el manager y me dijo que se postergaba para más adelante. A los dos o tres días me llamó otra vez y me comunicó que la Liga se suspendía definitivamente.

-Es una decisión que complica a los jugadores en algún punto.

-Para nada. Es algo pensado también para cuidar la salud de los jugadores y de todos los que forman parte de este deporte. Es lo que se tenía que hacer y se hizo. No se pueden forzar las cosas y correr el riesgo de que existan contagios. Después cada uno tratará de mantenerse en forma lo mejor que pueda.

-Más allá de la curva del Covid-19, ¿se hace un cálculo de cuánto deben estar parados?

-Y eso es imposible imaginarlo. Nosotros no sabemos si vamos a entrenar con la Selección, porque además del aislamiento obligatorio, hay chicos que están afuera y que no pudieron regresar al país. Entonces no sabemos el tiempo que estaremos parados. Estamos a la espera de nuevas noticias.

-Desde el club les dieron un plan de trabajo a seguir.

-Sí, por supuesto. Tanto Bolívar como desde la Selección nos han pasado planes de trabajo para seguir manteniéndonos en forma durante la cuarentena. Estar tanto tiempo parado puede dificultar la vuelta cuando todo esté dado para que regrese la vida normal. Ojalá que en setiembre se pueda arrancar nuevamente a entrenar en el club.

-¿Cómo capitán de Bolívar, tenés algún tipo de relación con Tinelli?

-La relación que tengo con él es mínima, un cruce de palabras y nada más. Lo ví pocas veces y más allá de un saludo cordial de ambas partes, no se dio una charla larga.

-El 2019 fue ideal en lo personal, ¿te quedó alguna cuenta pendiente?

-Es verdad que la temporada pasada fue increíble, porque pude lograr los objetivos individuales y grupales. Este año tenía las mismas metas, pero se van postergando. Ahora el desafío es tratar de mantenerse en forma y esperar. De lo contrario vamos a tener que pensar en el año que viene, con la Liga Mundial y los Juegos Olímpicos como principales objetivos.

Agustín y sus compañeros en Bolívar, donde también está el mendocino Juan Barrera.

La Liga cortó por lo más sano

La Liga Argentina de Voleibol (LVA) decidió el 14 de marzo culminar la temporada sin concretar un campeón, en una decisión conjunta entre la Asociación de Clubes (AcLAV) y los cuatro equipos que estaba en instancias de semifinales, entre ellos, Bolívar Voley con los mendocinos Loser y Juan Barrera. Se trata de la primera competencia deportiva de nuestro país que anunció su finalización por la pandemia del coronavirus. El lunes 9 fue el día que la propia AcLAV señaló como límite de la detención temporaria que determinó antes de que comenzaran los cruces de semis. En ese entonces, las series Bolívar-UPCN (San Juan) y Ciudad Vóley-Gigantes del Sur (Neuquén) habían sido aplazadas hasta por lo menos el 31/03, y la entidad reguladora había anticipado que volvería a analizar la situación en la víspera de dicha fecha. Pero después se decidió terminar con todo, lo que diferencia en ese contexto a la dirigencia del voleibol nacional, con sus pares del básquetbol, fútbol y otros deportes populares, que todavía esperan -debido también a sus ingresos- poder finalizar de alguna manera sus temporadas deportivas.

En Voley cortaron por lo sano, aunque al semestre le quedan todavía muchos días por delante. Se piensa que en setiembre puede normalizarse todo, de lo contrario, pensarán en 2021. De este modo la edición 2019-2020 de la Liga Argentina no tendrá campeón, por lo que la confección del fixture de la próxima temporada, se tendrá en consideración las posiciones de la fase regular de la temporada 2019-2020.