El Plan B de Guaymallén: presentará a referentes sociales si la Corte le exige una reina

Julieta Lonigro, apodada “la reina blue”, fue electa en una vendimia paralela en Maipú pero no fue reconocida por el municipio. Foto: Mariana Villa / Los Andes
Julieta Lonigro, apodada “la reina blue”, fue electa en una vendimia paralela en Maipú pero no fue reconocida por el municipio. Foto: Mariana Villa / Los Andes

El Gobierno de Marcelino Iglesias resistirá a la derogación de la ordenanza que suprime la elección de una representante en un concurso de belleza. Se volverá a amparar en la autonomía municipal.

Faltan cuatro meses todavía para la Fiesta Nacional de la Vendimia 2023, pero una vieja discusión que estalló en la celebración de este año vuelve a instalarse con fuerza en Mendoza: la tensión está en si Guaymallén debe elegir una soberana, como lo pide la Comisión de Reinas de ese departamento (Coreguay) o mantenerse en la línea de respetar la tradición pero sin representantes que sigan los cánones establecidos de belleza, destacando, en cambio, a vecinos por su aporte a la sociedad. De ahí mismo vendrá la solución ante un eventual revés para la municipalidad.

Esta pulseada se va a dar en una audiencia pública convocada por la Suprema Corte de Justicia este miércoles 30 a las 10, en donde las partes expondrán sus razones y será una instancia de carácter informativo. Con todos los elementos sobre la mesa, los ministros terminarán definiendo en pleno la elección de la reina de Guaymallén o cerrando el tema, con la vigencia plena de la norma que rompió esquemas en Mendoza.

La Municipalidad de Guaymallén va a insistir en la vigencia de la Ordenanza 9196/21 que suprime la elección de la reina departamental y el principal as bajo la manga es lo que establece la propia Constitución: la autonomía para dictar sus normas.

El intendente de Guaymallén, Marcelino Iglesias. Foto: Ignacio Blanco / Los Andes
El intendente de Guaymallén, Marcelino Iglesias. Foto: Ignacio Blanco / Los Andes

Sin embargo, el conflicto reside en que la figura de la soberana es un símbolo de una tradición cultural arraigada en tierras mendocinas y protegida por la Ley 6973 del año 2002, “comprendiendo a su vez todas las manifestaciones de ese proceso: fiestas tradicionales barriales, distritales, departamentales, Bendición de los Frutos, Carrusel, Vía Blanca de las Reinas y Acto Central”.

Los integrantes de la Corte deberán analizar las postura de la Coreguay, representada por el abogado Maximiliano Legrand, y la de los asesores legales del intendente Marcelino Iglesias.

Al ser una audiencia de carácter público, también tendrán la palabra los vecinos y ya hay 20 inscriptos.

En el caso de que la Justicia resuelva que en Guaymallén debe ser elegida reina, el municipio continuará con su mirada de una mujer destacada por su trabajo en la comunidad, sin tener en cuenta la edad o su aspecto físico.

Lo que no está claro es cómo se llegará a la Fiesta Nacional de la Vendimia, con una o con varias representantes, que en definitiva tampoco competirán con las otras reinas departamentales, de acuerdo con la información a la que accedió Los Andes.

Qué planteará la Coreguay

Maximiliano Legrand adelantó que se mantendrán en el derecho de la comunidad de mantener la costumbre de elegir a su soberana, aunque la municipalidad quede fuera de esta acción. “Lo que nosotros estamos diciendo es que no puede haber una apropiación de la cultura por parte de la municipalidad e imponer que se deje de elegir a la reina. Si no quiere hacerlo que no se lo prohíban a la gente, que ya demostró que puede buscar fondos y organizarse para llevar adelante este evento”, dijo el asesor legal.

Desde la Coreguay coinciden con el gobierno de Marcelino Iglesias en que ya quedaron obsoletos los concursos de belleza y en que hay que ponderar capacidades y un perfil de soberana preparado.

A principios del año pasado, Julieta Lonigro fue elegida en una convocatoria paralela a los festejos organizados por la comuna y terminó haciendo la elección en Maipú. La joven fue desconocida por la municipalidad y por la Provincia como legítima representante, lo que configuró un escándalo en plena Vendimia 2022. Luego el tema se empezó a canalizar en la Justicia, llegando a la Corte.

“Julieta da perfectamente con esto que plantea Guaymallén porque es una joven que está muy preparada, habla varios idiomas y se le podría haber dado la oportunidad de estar en la Vendimia y no haber quedado discriminada”, disparó el abogado.

Una trampa legal

Según explicaron fuentes de la Municipalidad de Guaymallén, no es posible que la Vendimia departamental quede en manos de una organización no gubernamental o de un grupo de vecinos porque el reglamento es claro en que esta es una facultad del gobierno, e incluso a nivel provincial están reconocidas las comunas.

La posibilidad, según analizaron estas voces, reside en la modificación más profunda de los reglamentos, algo que desestimaron que ocurra por el momento. “Nosotros dimos el puntapié para una transformación cultural con perspectiva de género. Dimos el primer paso, pese a la resistencia y sabíamos que no iba a ser sencillo. Estamos convencidos de que la elección de una reina, tal como la conocemos, cosifica a las mujeres. Mientras las mujeres sigan siendo valoradas por su aspecto no habrá una real inclusión. Por eso estamos dando el cambio con un reconocimiento por igual a nuestros hacedores de la cultura con otros valores”, explicaron desde el entorno del jefe comunal.

Si bien se acatará lo que indique la Justicia, tampoco descartaron llegar a la Corte Suprema para que se revise la decisión de los magistrados mendocinos.

Los plazos

Legrand consideró que la Corte tiene que resolver este planteo de la Coreguay antes de fin de año para dar las garantías de que la comunidad pueda participar de la elección de la reina en la fiesta central.

Al ser consultado sobre si Julieta Lonigro podría participar este año, teniendo en cuenta que durante todo el 2022 estuvo privada de hacerlo por esta nebulosa legal, consideró que ya no corresponde porque fue elegida el año pasado. “Nunca se analizó pedir un resarcimiento para ella, que fue elegida por el pueblo y que no pudo participar de ninguno de los actos de la Vendimia. Pero lo que esperamos es un pedido de disculpas para ella”, concluyó el letrado.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA