La campaña electoral se muda y gana peso en las redes sociales

Alfredo Cornejo durante las recorridas en campaña electoral.
Alfredo Cornejo durante las recorridas en campaña electoral.

Alejados de los tradicionales actos masivos por la pandemia, las fuerzas políticas mendocinas se vuelcan a las plataformas digitales para difundir sus propuestas y actividades proselitistas.

Los actos masivos y con una predominante participación de la militancia parecen ser una postal del pasado pre-pandemia para las fuerzas políticas mendocinas. No caben dudas de que la campaña electoral hacia las legislativas 2021 es completamente atípica por el contexto en el que se dan. Ante esta situación, los partidos no han abandonado las recorridas por el territorio y el contacto directo con ciudadanos, pero existe un especial énfasis en las redes sociales.

En la última década, la publicidad y la presencia de los dirigentes políticos en las plataformas virtuales ha ido ganando peso y en este proceso electoral la gran mayoría de los precandidatos buscan aprovechar su masivo alcance.

Las tradicionales visitas a empresas, comercios, merenderos o comedores y la conversación cara a cara con ciudadanos siguen vigentes, pero ya no se realizan con una numerosa asistencia de militantes, sino que la compañía es más reducida y se apuesta a potenciar la difusión de estas actividades a través de Twitter, Instagram, Facebook, YouTube o Tik Tok, cada una de ellas con públicos que varían según su rango etario.

En la entrevista publicada el último fin de semana en Los Andes, el precandidato a diputado nacional por el frente Cambia Mendoza, Julio Cobos, comentó que la campaña es “atípica” y describió que “está muy vinculada a redes sociales, con visitas muy puntuales a establecimientos educativos e industriales. Eso de recorridas por las calles no. No se presta la situación, por muchos motivos”.

En este sentido, indicó que “hay menos cercanía y contacto con los reclamos que se intuyen: el desempleo, la pobreza y la falta de esperanza. A veces con el diálogo con la gente, uno es receptor más rápido y más permeable a lo que pide la gente”.

Los postulantes de la fuerza oficialista mantienen actualizada con frecuencia sus cuentas virtuales con las actividades cotidianas. A su vez, replican de forma sincronizada los nuevos spots que salen a difusión.

De esta forma, dejan asentadas sus visitas a los departamentos y sus reuniones con empresarios, comerciantes y vecinos y hasta reflejan su participación en actividades más distendidas, como el partido de fútbol mixto que encabezaron el precandidato a senador nacional Alfredo Cornejo y la precandidata a diputada nacional Pamela Verasay el último fin de semana, con otros dirigentes radicales.

En tanto, los aspirantes de la otra lista interna de Cambia Mendoza también buscan sacar provecho de las redes. Si bien cuentan con un colectivo “ploteado” con la boleta del espacio destinado a recorrer el territorio provincial, enfocan gran parte de su campaña en anuncios publicitarios disruptivos y participación activa en las distintas plataformas.

Un ejemplo es el de la precandidata a diputada nacional Josefina Canale, asidua usuaria de Twitter e Instragram, a través de donde difunde imágenes y videos que buscan persuadir a eventuales votantes. También tienen una marcada participación otros postulantes del espacio como el empresario Julio Totero, la diputada provincial Hebe Casado y el subsecretario de Salud, Oscar Sagás.

Por otro lado, el Frente de Todos apostó desde los albores de la campaña a la difusión de su propuesta a través de redes sociales. De hecho, los anuncios referidos al cierre de alianzas electorales y de listas de precandidatos los hizo Anabel Fernández Sagasti, principal postulante al Senado, y los otros referentes peronistas mediante estos espacios digitales.

La estrategia de la utilización de estas herramientas es algo planificado por el equipo de campaña del frente justicialista y el impulso de las distintas iniciativas está en manos del jefe de campaña del Frente de Todos, Lucas Ilardo.

Ya volcados de lleno en la carrera electoral, la conductora del PJ mendocino protagonizó junto al precandidato a diputado nacional Adolfo Bermejo un carpool que fue subido a YouTube y replicado en otras redes.

En las últimas horas también difundió en Twitter e Instagram un video recopilando las distintas visitas a los departamentos mendocinos durante las recorridas de campaña. En tanto, la senadora nacional que busca renovar su banca se comprometió en los próximos días a realizar una trasmisión en directo a través de la plataforma de streaming Twitch.

Otro espacio que apunta a sacar rédito del poder amplificador de las redes es el Partido Verde. Sus dos principales precandidatos a legisladores nacionales, Marcelo Romano y Mario Vadillo, son usuarios frecuentes de estas herramientas.

A través de videos registrados “cámara en mano” los aspirantes al Congreso denuncian falencias de la provincia y plantean sus propuestas para captar el voto de los mendocinos.

Otro dirigente que juega fuerte en las redes es el precandidato a diputado nacional del Partido Federal, Carlos Iannizzotto. Desde el anuncio de su lanzamiento a la arena política, el productor rural usó su cuenta de Twitter para mostrar encuentros de “focus group” donde dialogaba sobre las inquietudes de la ciudadanía. Ya de lleno en la campaña, también destina videos exclusivos para ésta y otras plataformas difundiendo sus propuestas, sumando en ellos la participación de la precandidata a senadora provincial del espacio, la periodista Laura Carbonari.

En tanto, el Frente de Izquierda-Unidad también ha volcado buena parte de su campaña a las redes y sus dirigentes apuestan a “desenmascarar” los discursos de sus contrincantes. Disparan no solo contra el radicalismo, el peronismo y sus aliados, sino también contra otras fuerzas en pugna.

En este sentido, el precandidato a senador nacional Lautaro Jiménez publicó días atrás en Twitter un hilo sobre las “mentiras más brutales” de la campaña en Mendoza y apuntó contra los espacios Vamos Mendocinos, Cambia Ya y el Partido Verde.

Por su parte, el frente Vamos Mendocinos tiene la particularidad de que entre sus integrantes, además del Partido Demócrata (PD) y la Coalición Cívica-ARI, se encuentra el Mendoexit, un movimiento surgido de las redes, lo que se ve reflejado en la participación de sus miembros, sobre todo en Twitter, como el precandidato a senador provinicial Hugo Laricchia.

A su vez, la precandidata a senadora Mercedes Llano ha incrementado su participación digital y el aspirante a la Cámara de Diputados, Gustavo Gutiérrez, hizo su debut tuitero abriéndose una cuenta para la campaña.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA