El Gobierno oficializó a los jueces Ariel Lijo y Manuel García-Mansilla para la Corte Suprema de Justicia

Desde Presidencia confirmaron a los candidatos para el máximo tribunal. En tanto, el ministro de Justicia tuvo que defender a Lijo tras la ola de cuestionamientos.

Los jueces fueron oficializados por el Poder Ejecutivo para ocupar los cargos vacantes de la Corte Suprema.
Los jueces fueron oficializados por el Poder Ejecutivo para ocupar los cargos vacantes de la Corte Suprema.

El presidente de la Nación, Javier Milei, oficializó hoy las nominaciones de los jueces Ariel Lijo y Manuel García-Mansilla para cubrir las vacantes de la Corte Suprema, por medio de una carta dirigida al ministro de Justicia, Mariano Cúneo Libarona.

La decisión se concreta a una semana desde el momento en que se dio a conocer la decisión de cubrir las vacantes en la Corte Suprema con Lijo, en reemplazo de Elena Highton de Nolasco, y García-Mansilla, destinado a cubrir la vacante que Juan Carlos Maqueda dejará cuando se retire en diciembre próximo.

De acuerdo al protocolo, la carta fue instrumentada por el director General de Despacho y Decretos, Raúl Alberto Cachaldora, quien la elevó a Cúneo Libarona, iniciando de esta forma el camino que llevará a que las postulaciones sean analizadas por el Senado, donde se necesita una mayoría especial, es decir los dos tercios de los miembros presentes en la sesión.

De ser aprobados los pliegos, Lijo y García-Mansilla se sumarán a los jueces Horacio Rosatti, Carlos Rosenkrantz y Ricardo Lorenzetti.

Cúneo Libarona señaló sobre las nominaciones que conoce “mucho” a Lijo y apuntó que “siempre” le llamó la atención “el respeto y cariño que le tenían todos sus pares, siendo que Comodoro Py es un edificio de alguna dificultad en cuanto a la armonía”.

“Los secretarios, que algunos tengo yo en mi cátedra, lo admiran y todos los empleados del juzgado que conozco lo quieren muchísimo y todos quieren entrar en su juzgado porque aprenden”, indicó el ministro.

Destacó que hay “más de 100 fallos de Lijo y son adecuados y ajustados a derecho”, al tiempo que añadió: “Si hacemos una estadística y le preguntan a la Cámara Federal, le va a decir que le confirma muchos de ellos”.

El Gobierno salió a defender la nominación de Ariel Lijo

El Gobierno nacional salió a defender la postulación que hizo del juez Ariel Lijo como futuro integrante de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, luego de las múltiples críticas que recibió el magistrado de un amplio abanico de sectores luego de que se trasparentara el ofrecimiento.

El responsable de defender el nombre de Lijo fue el propio ministro de Justicia, Mariano Cúneo Libarona, quien respaldó de forma férrea al controvertido magistrado a la vez que tuvo que negar la existencia de un pacto de impunidad con Cristina Kirchner para conseguir sus votos en el Senado a cambio de que no prosperen las causas penales contra ella

Según lo señaló La Nación, Cúneo Libarona expresó sobre el presunto pacto de impunidad que “No tengo idea, ni conocimiento de esto. Lo que pasa es que se dicen muchas pavadas. Algunos periodistas publican pavadas, dicen cosas que no existen, nadie llama para preguntar”,

La exposición del ministro ocrurrió durante un evento del Rotary Club Buenos Aires, el que se realizó en el Libertador Hotel. Allí, el funcionario señaló que “No me consta, ni la Oficina Anticorrupción, ni la UIF [Unidad de Información Financiera], ni yo mismo recibí una indicación en ese sentido”, en base a una consulta periodística por el presunto pacto de impunidad.

Por otro lado, Cúneo Libarona ponderó al figura de Lijo, pero destacó que la postulación surgió del propio Milei, y que en su carpeta de candidatos había al menos cuatro mujeres para ese cargo.

Cuando le preguntaron si era posible que hubiera una mujer en la Corte, respondió: “Ahora lo veo difícil, había cuatro candidatas que para mí eran buenísimas, pero es un prerrogativa el Presidente postular al juez de la Corte”. No obstante afirmó que “ahora se baraja el nombre de una mujer para la Procuración. Está siendo sometido a estudio”.

Según lo señaló La Nación, el ministro señaló sobre Lijo que “Como juez federal tiene el respeto de sus pares (en un edificio donde no prima la cordialidad), sus secretarios lo elogian, los empleados lo quieren, los chicos que entran a tribunales quieren trabajar en su juzgado porque aprenden. Los fallos del doctor Lijo se basan en el derecho, no sé cuántos de los que lo critican leyeron sus sentencias; yo leí al menos 100. En la Cámara Federal confirman sus decisiones al menos en un 70 u 80 por ciento, sus fallos tienen lógica y armonía”. Y remató: “Tiene todas las condiciones dadas para desarrollarse en este campo”.

Sostuvo también que está trabajando en un proyecto de ley anticorrupción que aumente las penas para esos delitos, el decomiso de bienes, y la imposibilidad de que los condenados puedan postularse para cargos públicos, una figura que se conoce como “ficha limpia”.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA