domingo 28 de febrero de 2021

Matías Montín, el joven atacado en un boliche de Mar del Plata - Gentileza
Policiales

Matías tiene 20 años, le partieron una botella en la cabeza en un boliche de Mar del Plata y está grave

El joven fue atacado por una patota en el baño del local. Los agresores simplemente “desaparecieron” después de la intervención de los patovicas.

Matías Montín, el joven atacado en un boliche de Mar del Plata - Gentileza

Un joven de 20 años está internado en grave estado en un hospital de Mar del Plata, luego de ser atacado por una patota mientras estaba en un boliche de la ciudad balnearia.

La víctima, identificada como Matías Montín, acudió junto a sus amigos al bar Ananá, ubicado en el complejo La Normandina de Mar del Plata. Francisco, quien acompañaba a Matías, contó que el episodio ocurrió durante la madrugada del martes en el baño, posterior a una pelea.

“Hubo un problema en el baño, y cuando fuimos a querer solucionar el problema, tranquilizar todo, nos estamos acercando a este grupo de chicos y de una le rompen un botellazo en la cara, primero en la frente y después uno en la cabeza”, dijo el muchacho en América TV.

Francisco aseguró que se tiró arriba de su amigo Matías para que no le peguen más y que, después de que los patovicas separaran a ambos grupos, los agresores simplemente desaparecieron.

Matías Montín fue trasladado al Hospital Privado de Comunidad, donde está internado en el área de terapia intensiva.

“Le partieron dos botellas de champán en la cabeza y una tercera en la cara”, relató esta mañana a Crónica su papá, Carlos. Todavía conmocionado en la puerta del centro médico, el hombre destacó que los médicos le dijeron que “estas son horas críticas”.

“Hay que esperar las próximas horas para saber si el hematoma se va, de lo contrario los médicos prevén que sea necesario operarlo”, señaló su papá.

El ataque a Matías se dio justo al cumplirse un año del crimen de Fernando Baéz Sosa, el joven de 18 años que fue asesinado el 18 de enero de 2020 en Villa Gesell en manos de un grupo de rugbiers a la salida de un boliche.

No aprendemos más”, se lamentó el padre de Matías Montín.

En tanto, el intendente Guillermo Montenegro fue informado de lo ocurrido durante la madrugada y rápidamente se puso en contacto con la familia del joven herido para ponerse a disposición.


Por las redes