Caso Garavaglia: a 44 años de la desaparición, la Fiscalía de San Rafael reabre la investigación

Ante contradicciones en el expediente y a pedido de la hermana del joven desaparecido en El Nihuil, algunos testigos volverán a declarar.

Susana Garavaglia, hermana de Oscar, pretende encontrar los restos para poder enterrarlos junto a su padre. | Foto: archivo / Los Andes
Susana Garavaglia, hermana de Oscar, pretende encontrar los restos para poder enterrarlos junto a su padre. | Foto: archivo / Los Andes

A 44 años de la desaparición de Oscar Garavaglia, el chico que fue visto por última vez en el dique El Nihuil en 1979, cuando tenía 17 años, la Fiscalía de San Rafael ha reabierto la investigación.

Hace algunos meses Susana Garavaglia, una hermana de Oscar, fue a fiscalía y le planteó al fiscal Javier Giaroli las dudas que tiene frente a la polémica investigación, que llegó a estar bajo secreto de sumario durante 18 años, sobre todo en relación a algunas contradicciones.

Tras revisar el largo expediente el fiscal Giaroli le presentó un escrito al juez de garantías Gabriel Ravagnani en el que se invoca los procedimientos esgrimidos en los Juicios de la Verdad, una instancia judicial sin consecuencias penales que se aplicó en Argentina para saber qué sucedió con las personas detenidas-desaparecidas durante la dictadura cívico-militar (1976-1983). Es decir que, si bien el delito está prescripto, la idea es que saber qué es lo que realmente pasó.

Oscar Garavaglia, el mendocino que desapareció en El Nihuil hace 44 años
Oscar Garavaglia, el mendocino que desapareció en El Nihuil hace 44 años

El juez evaluó la presentación y consideró que la causa se podía reabrir, por lo que el fiscal comenzará a realizar una nueva investigación en la que se volverá a llamar a algunos testigos para que den su versión de los hechos.

El objetivo de Susana Garavaglia es poder encontrar el cuerpo de su hermano para poder enterrarlo con su padre. “Sólo quiero velar y enterrar a mi hermano en su última morada. Ruego a Dios no morir sin saber la verdad. ¿Se hará justicia? También deseo que todo San Rafael pida justicia por ese crimen a viva voz: nunca te olvidaré ni dejaré de buscarte Oscarcito. Espero cumplir ese legado”, escribió Susana en enero pasado en un sentido posteo de Facebook.

Una polémica investigación

El 12 de enero de 1979 la familia Garavaglia se enteró de que Oscar había desaparecido en la zona de El Nihuil mientras pasaba unos días de campo junto a cuatro amigos y el padre de uno de ellos.

El grupo estaba compuesto por los jóvenes Oscar Garavaglia, Daniel Vidalled, Alfredo Alonso Decarre, Horacio Nardoni y Julio Pérez Sierra, todos jóvenes de entre 17 y 18 años, de clase media. El mayor, que estaba a cargo, era Atanasio Pérez Confetti, el padre de Pérez Sierra.

Habían salido de San Rafael el 9 de enero e hicieron campamento en el Club de Pescadores de El Nihuil. El día 11, uno de los chicos, Alonso Decarre, regresó porque se había accidentado. Al día siguiente, según los cinco que quedaron con Oscar, salieron a cazar piches en el campo cerca del cerro Nevado.

Los jóvenes se dividieron en dos grupos y se juntarían a las 20 en la camioneta de Pérez Confetti. Llegaron todos menos Oscar.

Más de 400 personas rastrearon las huellas del chico, que nunca regresó del campo. Rápidamente comenzaron las acusaciones de los Garavaglia contra “el grupo”. Una de las hermanas del joven desaparecido, en medio de la búsqueda, dijo que la mamá de Nardoni llevaba colgada una crucecita que era de su hermano.

Desaparición, misterio y un secreto muy bien guardado: qué pasó con Oscar Garavaglia
Desaparición, misterio y un secreto muy bien guardado: qué pasó con Oscar Garavaglia

El caso recayó en el juez de instrucción Carlos Bernaldo de Quirós, quien caratuló el hecho como “averiguación paradero”. En los años que tuvo el expediente en su poder, entre 1979 y 1982, el magistrado no logró ningún avance.

Y, en una medida que muchos consideraron delirante, De Quirós llegó a convocar a Fabio Zerpa (especialista en ovnis) porque consideraba la posibilidad de que el chico hubiera sido “abducido por una nave extraterrestre”.

Los Garavaglia rompieron relaciones con las familias de los involucrados, mientras que el caso no prosperaba, por más que el DNI de Oscar apareciera en la casa de Ada Nardoni días después de que el chico se esfumara.

En enero de 1979 más de 400 personas rastrearon las huellas del chico que nunca regresó del campo. | Foto: archivo / Los Andes
En enero de 1979 más de 400 personas rastrearon las huellas del chico que nunca regresó del campo. | Foto: archivo / Los Andes

Los años pasaron con el expediente sin moverse. No hubo jueces ni tampoco voluntad de esclarecer el caso. A tal punto que el secreto de sumario se prolongó por 18 años y tres meses.

Recién el 22 de abril 1998 el juez José Luis Martino, quien había tomado el caso en 1989, mandó a detener a tres personas: acusó del homicidio de Oscar a Pérez Sierra y Vidalled, mientras que a Ada Nardoni le endilgó el encubrimiento.

Los otros dos sospechosos habían muerto: a Horacio Nardoni lo asesinaron en San Luis en 1989, lo hizo el novio de su empleada doméstica. Pérez Confetti murió en la calle de un infarto en 1992.

Pero las detenciones terminaron en nada: los acusados estuvieron detenidos pero no se les pudo comprobar ninguna participación. Todos se aferraron a lo que habían dicho en 1979 y quedaron libres.

En mayo de 1999 el caso Garavaglia prescribió y los tres imputados fueron sobreseídos definitivamente.

En 2009, la Suprema Corte de Mendoza, avergonzada por la actuación de la Justicia, ordenó a la Provincia el pago de 120.000 pesos para los Garavaglia. “La verdad es que la plata importa nada”, dijo en su momento Nieves, la mamá de Oscar.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA