domingo 9 de mayo de2021

Secretos para lucir pies perfectos todo el verano
Durante todo el año debemos prestar atención al bienestar de los pies y cuidarlos periódicamente.
Sociedad

Secretos para lucir pies perfectos todo el verano

Cuidar su salud y belleza es tan importante como otras partes de nuestro cuerpo. Recomendaciones para que luzcan saludables y fuertes.

Secretos para lucir pies perfectos todo el verano
Durante todo el año debemos prestar atención al bienestar de los pies y cuidarlos periódicamente.

Son nuestro sostén, sufren el cansancio, los dolores y malestar como otras partes del cuerpo. Por eso el cuidado y protección de los pies no tiene que ver con lo estético, sino que es tan imprescindible su bienestar como cualquier parte de nuestro organismo.

En el verano los descubrimos y están expuestos a las altas temperaturas y al medio ambiente, aunque su salud no depende de un cuidado excesivo por unos meses, sino que todo el año pueden sufrir distintas patologías que los dañen. Por eso debemos estar atentos a su aspecto, su sensibilidad y la salud integral del cuerpo.

Talones secos, uñas frágiles o encarnadas, onicomicosis son los casos más comunes a los que debemos prestarle atención.

Tus pies, en manos de expertos

Aunque muchos relativizan la tarea de un podólogo o el pedicuro, los tratamientos que realizan los especialistas son fundamentales para tener pies saludables y bellos.

Con el paso del tiempo, no basta con los cuidados caseros que podemos hacerles, sino que por una cuestión de bienestar se requiere acudir al especialista una vez al mes.

Existen pies con patologías severas como hongos, callos y juanetes que requieren de un tratamiento especial y sostenido. Y la edad no es un factor, está comprobado que tanto personas adultas como jóvenes tienen que cuidar sus pies.

Lo mejor es recurrir a un especialista una vez al mes y de ahí ellos te van a marcar lo que necesitan tus pies. Una de las ventajas es que en la actualidad los médicos también se fijan en la salud y estado de nuestros pies. Es bueno cuidarlos principalmente por la salud y con ello viene la belleza”, comenta la pedicura Claudia Calderón que aconseja acudir a un podólogo matriculado cuando los pies presentan una patología especial para realizar el tratamiento adecuado.

Visitar periódicamente al podólogo es parte de la salud física. Se recomienda un tratamiento especial una vez por mes.

En general, los tratamientos realizados por especialistas requieren de un bisturí y torno que elimine las durezas de la piel y permite oxigenarla.

“Las durezas de los talones requieren de un tratamiento especial con bisturí, porque tanto el torno como la lima saca la superficie, lo pule, pero no actúa en profundidad. Cuando pasa un largo tiempo sin pasar el bisturí o torno el pie se acartona”.

Hidratación, clima y calzado para tus pies

Una de las desventajas en nuestra región es el clima seco, que influye en la hidratación de la piel. Por eso consumir agua e hidratarse con cremas son dos pasos fundamentales.

“Lo ideal siempre es cuidarlos con cremas. Hay cremas especiales para pies, pero si no contamos con un presupuesto para comprar un producto especial se puede reemplazar con una crema nutritiva, rica en Vitamina A. Pero hay otras opciones para usar en los talones secos, por ejemplo, como la vaselina sólida que humecta y ayuda a que el área no se reseque. Lo ideal es aplicarla de noche y dejar actuar durante el descanso”.

Es fundamental hidratas las zonas secas con crema rica en Vitamina A o bien vaselina sólida. Un tratamiento para realizar en la noche durante el descanso.

Con las altas temperaturas es inevitable usar calzado de verano. Aunque más allá de la exposición directa de los pies en el medio ambiente, lo principal es encontrar la comodidad en el calzado, lo que permite no crear malestar. Porque el descanso también es fundamental para su bienestar.

“En esta época del año no se puede evitar que las personas usen zapatos abiertos u ojotas, que es lo más común. Algo que influye mucho en la piel es la cantidad de agua que tomamos y el clima seco. Son pequeñeces que con el paso del tiempo hacen al cuidado del pie. En pies con callos usar un calzado adecuado es primordial para evitar malestar”.

La diabetes, soriasis y onicomicosis (hongos) son patologías que perjudican la salud del pie. Por eso hay que estar atentos a las señales y protegerlas. El pie de atleta es uno de los casos más frecuentes que se genera por la humedad en la zona de los dedos y uñas. Al primer síntoma debemos usar una crema especial para eliminar los hongos y cuidarlos diariamente.

“Se puede poner los pies en agua caliente con un antiséptico como gotas de cloro y eso ayuda al pie de atleta con onicomicosis”, recomienda la especialista.

Imprescindible para los pies: uñitas pintadas y bellas

Una de las costumbres de las mujeres es esmaltar las uñas de los pies, que aportan estilo y elegancia. Pero antes de someter las uñas a ese proceso debemos asegurarnos que no tengas hongos o se encarnen.

Muchas personas tienen uñas encarnadas por una carga genética, que despierta esta afección en el lateral del dedo gordo del pie. Para evitar que se agudice la dolencia, usar un calzado cómodo, hidratarse y descansar es parte del remedio natural.

En cuanto al esmaltado se recomienda realizar una técnica común y no el esmaltado permanente, que debilita y reciente las uñas.

Se recomienda pintar las uñas durante el verano y retirar el esmalte cada tres semanas. La técnica del esmaltado permanente debilita las uñas.

“En el verano el esmaltado es común, por eso aconsejo dejar el esmalte durante tres semanas, retirarlo y renovarlo, siempre que tengamos un pie sano. Muchos cometen el error de tener una uña con hongos y pintarla para que luzca bien. Y eso potencia al hongo que su hábitat natural es la humedad y la oscuridad. Estéticamente se ve bien, pero para la salud de la uña y el pie es contraproducente”.

Dado la exposición de la zona en verano, lo recomendable es resguardar los pies en invierno y evitar este tipo de técnicas.

“En invierno es recomendable no esmaltar las uñas de los pies, dado que usamos zapatos cerrados y es una manera de cuidar el pie para los meses de primavera y verano, que los exponemos. Otro dato fundamental en el esmaltado es usar una base de porcelana para protegerla y luego el esmalte”.