Vivir sin Agua

Historias de supervivencia entre habitantes del secano lavallino, donde no llueve hace más de 10 años. En algunos parajes del secano de Lavalle están próximos a cumplir 20 años sin lluvias constantes y que le permita revivir a los paisajes. Animales muertos de sed y de hambre, consumo de agua con arsénico y pozos de agua extremadamente saladas son las postales que marcan estos sitios y a quienes sobreviven en ellos. Prácticamente la totalidad de sus habitantes son miembros de las comunidades Huarpes de la zona, y todos son puesteros que, con sus familias, viven de la ganadería. O sobreviven, podría decirse, ya que la falta de lluvia ha convertido a estos sitios en desoladores paisajes que parecen estar muertos en vida.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA