La Provincia negocia con el único oferente para bajar el costo de Portezuelo del Viento

Si supera lo que entregará la Nación, Mendoza deberá endeudarse para finalizar la obra. / Foto: Ignacio Blanco / Los Andes
Si supera lo que entregará la Nación, Mendoza deberá endeudarse para finalizar la obra. / Foto: Ignacio Blanco / Los Andes

El consorcio Malal Hue presentó seis alternativas y con impuestos todas superan el monto de dinero disponible por el Gobierno para la obra.

Mientras se realiza todo el proceso de estudio de la oferta presentada por el consorcio Malal Hue, única UTE que se presentó a la licitación, desde el Poder Ejecutivo pretenden que se mejore una oferta que es sensiblemente mayor que el presupuesto total que recibirá la provincia.

Con la fuerte convicción de “finalizar la promesa que se hizo con la obra Portezuelo del Viento”, desde el Ministerio de Planificación e Infraestructura Pública señalaron que las negociaciones con el consorcio integrado por la empresa china Sinohydro, Impsa (que ahora tendrá capitales del Estado provincial y nacional), Obras Andinas y Ceosa todavía siguen, y que se está en etapa de preadjudicación de la obra.

Respecto a las negociaciones, las mismas se concentran principalmente en los precios, ya que las propuestas están por encima del presupuesto estipulado por el Gobierno, lo que se considera un problema, teniendo en cuenta que si supera lo que entregará la Nación, Mendoza deberá endeudarse para finalizar la obra.

Estas propuestas económicas van desde los U$S 884 millones hasta los U$S 1.063 millones, pero si se contempla el Impuesto al Valor Agregado (IVA), el monto sube entre los U$S 1.070 hasta los U$S 1.286 millones, lo que representa un monto mayor al presupuesto oficial del aprovechamiento multipropósito Portezuelo del Viento, que es de U$S 884 millones.

Buscar la eficiencia en el gasto

Según informó el ministro de Infraestructura, Mario Isgró, las alternativas de la UTE presentadas, contemplan todas las obras previstas, aunque con propuestas que engrosan o disminuyen en la oferta y que tienen un rango de casi U$S 200 millones de diferencia entre la mayor y la menor.

En este sentido, no sólo se realizará la presa, sino también la relocalización del pueblo Las Loicas en la costa del lago, un nuevo tramo de la ruta nacional 145 y de la ruta provincial 226, la construcción de una sala de máquinas y el tendido eléctrico para conectar la presa con el sistema interconectado nacional.

Isgró marcó que el proceso atraviesa un momento importante, porque por un lado se está evaluando el tercer sobre, con la propuesta económica, pero además expresó que se instruyó a la comisión evaluadora (compuesta por algunos representantes del Estado, pero sobre todo por profesionales, como ingenieros y técnicos), para que solicite una mejora de la propuesta económica por parte del consorcio.

En este sentido, no solamente se tratará de una negociación del costo total, sino que podría contemplar alguna alternativa en la propuesta en la que se llegue a la realización de las obras con métodos más económicos e igual de eficientes.

“Básicamente lo que se pide es mejorar la oferta, pero garantizándonos la misma producción de energía (210 MW) y el mismo acopio de agua en la presa. Si hay otra propuesta escucharemos y evaluaremos”, expresó.

En paralelo, se espera que también se baje el monto económico cuando la comisión evaluadora disponga de “una serie de circulares aclaratorias de algunos puntos de la propuesta de la obra” con la que bajará también la inversión de dinero estipulado por la UTE.

“Tenemos la expectativa de que con estos procesos, el monto sea considerablemente menor que el presentado actualmente”, manifestó el funcionario del gobernador, Rodolfo Suárez.

Con respecto a los tiempos, la negociación y el desarrollo de una posible nueva propuesta, Isgró marcó que se podría retrasar algún tiempo la obra. No obstante, el Ministro indicó que esperan terminar en el menor tiempo posible y arrancar el segundo semestre de este 2021 con una etapa finalizada y ya pensando en el comienzo de la obra.

Cabe destacar que en paralelo se debe también tratar de resolver el conflicto político que se mantiene con la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) en el Comité Interjurisdiccional del Río Colorado (Coirco), con una estrategia que está siendo encabezada por el propio Gobernador y el ministro de Gobierno, Víctor Ibáñez.

“El plazo estimado para terminar estos procesos técnicos ahora no lo tenemos, pero deseamos poder empezar el segundo semestre del año con todo finalizado y ya diagramar cuándo empezar a construir, sobre todo por la variable de generación de empleo que se generará cuando se comience a levantar Portezuelo”, manifestó Isgró.

Dudas y ratificaciones

Con este análisis en marcha, desde algunos sectores políticos salieron a la luz algunas dudas respecto a si ésta es la mejor inversión del dinero que puede realizar la provincia.

Desde el Gobierno es un tema que no admite discusión, y semana tras semana han destacado con énfasis que la obra “se realizará”, ante la aparición de algunas propuestas, como por ejemplo del espacio peronista Grupo Olascoaga, de destinar ese dinero a obras hídricas de Irrigación y Aysam.

En tanto, Lucas Ilardo, senador provincial del Frente de Todos, prefirió ser cauto y destacó que están a la espera de que el Gobierno haga pública la información y que aguardan declaraciones importantes del Gobernador el 1 de mayo.

“Por supuesto que esperamos que las ofertas se ajusten al presupuesto. Hemos hecho todo a nuestro alcance para que Portezuelo avance y el Gobierno nacional ha cumplido con los aportes”, especificó.

Desde el lado de la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la Provincia de Mendoza (Asinmet), Julio Totero consideró que “desde siempre” se ha apoyado la obra, y “más allá de que puede ser cuestionable si es la mejor propuesta, es la que tenemos hoy y es necesario que la llevemos adelante”.

En este sentido, indicó que tanto el Estado provincial como el nacional “deberían también aportar para que los costos sean más bajos, sobre todo de los insumos, para abaratar la obra; pero también puede haber otras alternativas como bajar los costos tributarios o financieros”.

En tanto, respecto a las ideas de parte de la oposición de usar la plata para otras obras o comprar vacunas -como sugirió el legislador Jorge Difonso - más allá que no esté estipulado en el acuerdo provincial y nacional, destacó que son reclamos que “llegan tarde”.

“Deberían haberlo hecho hace 4 años. Desde el 2006 que estamos tratando de ponernos todos de acuerdo para hacer Portezuelo, y cuando todo está casi listo, aparecen estas dudas”, marcó.

Anoche se esperaba la séptima cuota

Ayer venció la fecha de pago por parte de la Nación del séptimo desembolso por U$S 64 millones. Sin embargo la transferencia no se vio reflejado en las arcas provinciales, según manifestaron desde el Ministerio de Hacienda.

Las cuotas anteriores fueron pagadas en tiempo y forma, y desde el Poder Ejecutivo local destacaron que hoy ya debería verse impactado, y que el retraso “puede haberse debido a otras cuestiones técnicas”, por lo que anoche aun no se prendía alguna luz de alerta.

Si se confirmara el pago durante la jornada de hoy, la provincia acumulará U$S 215,09 millones en la cuenta para la construcción de Portezuelo del Viento.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA