Fernández Sagasti realza su protagonismo en los anuncios de obras nacionales en Mendoza

Fernández Sagasti realza su protagonismo en los anuncios de obras nacionales en Mendoza
Sagasti y Cabandié, ayer en el Valle de Uco.

La senadora nacional fue ayer la “anfitriona” del ministro Cabandié, como lo había hecho antes con otros funcionarios nacionales. Críticas del radicalismo local.

Anabel Fernández Sagasti tiene un rol protagónico en el peronismo mendocino, como presidenta del PJ pero sobre todo por su estrecha relación con el Gobierno nacional. Este activo político es clave en años electorales como el 2021 y munida de él, la senadora nacional ha tomado protagonismo no sólo gestionando obras públicas nacionales para Mendoza y varios municipios, sino también protagonizando los actos en los que se anuncian junto a ministros de Alberto Fernández.

Ayer, Sagasti hizo de “anfitriona” del titular de Ambiente, Juan Cabandié, en su visita a la provincia. En un acto que se desarrolló en la tarde en el auditorio de Tunuyán, se adjudicó una obra para erradicar basurales en el Valle de Uco que había anunciado la propia senadora de La Cámpora en marzo junto al ministro de Infraestructura provincial Mario Isgró y el de Obras Públicas nacional Gabriel Katopodis.

Desde el Gobierno de Mendoza aseguran que la Nación tiene como estrategia utilizar estos anuncios para mostrar “gestión” en la referente kirchnerista y que se intenta “apalancarla” con recursos, para posicionarla a nivel provincial. También la acusan de tratar de pasar “por encima” del Gobernador, quien ayer -aunque estaba previsto- finalmente no recibió a Cabandié por “superposición de agendas”.

Como en el anuncio de la obra de $ 776 millones que beneficiará a más de 138.000 habitantes de Tunuyán, Tupungato y San Carlos, en varias oportunidades Sagasti ha aparecido como una suerte de “embajadora” de la Nación en Mendoza que le ha valido críticas del oficialismo provincial, que la acusa de “arrogarse un cargo que no tiene”.

Sin embargo, en diálogo con Los Andes, la senadora indicó que “de ninguna manera se traza una agenda paralela a la del Gobernador”. Y marcó que “todos los ministros que vienen a Mendoza lo primero que hacen es hablar con el Gobernador, como debe ser”.

“Yo simplemente por mi rol como legisladora, entiendo que tengo que ayudar a Mendoza y los mendocinos, lo digo humildemente. Si puedo ayudar a destrabar obras o potenciar algunos trabajos, lo voy a hacer sin importar el color político”, sostuvo.

Además de en las visitas de Cabandié, Katopodis y el ministro de Habitat, Jorge Ferraresi, la presidenta del PJ estuvo, junto a Suárez, en la primera línea durante la recepción al presidente Alberto Fernández en el “desayuno/almuerzo” de la Coviar, en lo que fue hasta ahora la única visita presidencial a Mendoza.

Fernández Sagasti agregó que trabaja con un equipo de asesores que está en “permanente comunicación” con los intendentes y que intenta no sólo destrabar obras que tienen que pasar por la “burocracia” del Estado, sino también hacerlos participar en programas nacionales.

Un ejemplo de esto es la reunión que tuvo el jueves con el intendente maipucino, Matías Stevanato, para establecer una agenda de temas con la que puedan avanzar en algunas áreas de trabajo junto al Gobierno nacional. “Lo que se trata es de articular al municipio con la Nación, no importa el color político. Es importante para nosotros que viajamos a Buenos Aires hablar cara a cara con los ministros e invitarlos a Mendoza, para que vean la realidad y se puedan realizar obras para los mendocinos”, agregó Sagasti.

Anabel, ¿la llave con la Nación?

Lo cierto es que la mayoría de los dirigentes del peronismo valoran el rol de Fernández Sagasti y se encolumnan detrás de su figura. Uno de ellos es el titular de la delegación Mendoza de Vialidad Nacional, Guillermo Amstutz, quien integró la boleta de la legisladora en las elecciones 2019 como candidato a intendente de Las Heras. Según el histórico dirigente, la senadora viene trabajando para tratar de destrabar la interminable obra de la doble vía a San Juan, más allá de la gestión que realiza el ministerio de Infraestructura de la provincia.

Entre las “buenas noticias” de la Nación que se han anunciado a través de Fernández Sagasti, están los proyectos del Ente Nacional de Obras Hídricas de Saneamiento (Enohsa) para departamentos como Malargüe, Tunuyán, San Carlos, Maipú y Luján, entre otros.

El año pasado también fue protagonista en el acto en el que se anunció el reacondicionamiento del Hospital Universitario, junto al rector radical Daniel Pizzi. Su figura también acompañó la llegada de planes nacionales como el Argentina Hace y fue ella la representante de la Nación a la hora de presentar la urbanización del barrio La Favorita junto a otro radical, el intendente Ulpiano Suárez.

Críticas del radicalismo a su protagonismo

Desde el oficialismo provincial entienden que el rol de Fernández Sagasti “está orquestado por la Nación” y que el objetivo es la utilización de recursos y anuncios de obras para levantar la imagen de la senadora, quien es posible que sea candidata en las legislativas nacionales para renovar su banca en el Senado por los próximos 6 años.

En el radicalismo acusan al kirchnerismo de “apropiarse de los recursos del Estado para utilizarlos políticamente. No lo muestran como dinero de los mendocinos, sino que ellos son los que dan ‘sus recursos’ a algún departamento”.

También insisten con la idea de que desde la oposición peronista “no respetan la institucionalidad e intentan pasar sobre la figura del gobernador, que es Rodolfo Suárez”.

“En el kirchnerismo creen que los recursos del Estado son de ellos. Por eso los manejan a discreción. Esto a Mendoza no le hace bien, porque la sociedad cree en las instituciones”, cerraron, críticos con este alto perfil de Sagasti.

Mendoza y el Covid: “Estoy preocupada por la situación sanitaria”

Consultada por Los Andes sobre la situación sanitaria de la provincia en medio de la segunda ola del coronavirus, Anabel Fernández Sagasti manifestó su “preocupación” y aseguró que los hospitales de Mendoza no están tensionados, sino “desbordados”.

“Estoy muy preocupada por la situación sanitaria provincial. Lo que nos llega de los hospitales no es que hay una ‘tensión’, como dice el Gobierno, sino que está desbordada la situación”, manifestó.

En este sentido, la senadora K agregó que están “esperando las decisiones de la autoridad sanitaria de la provincia” para tratar de mitigar el impacto del coronavirus y aseguró que desde el Partido Justicialista “estamos colaborando con nuestra posición de ayuda y no partidizando este problema”.

“Esta locura de discutir a la que nos han llevado no es bueno para la gente. La situación es muy preocupante”, finalizó Fernández Sagasti.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA