Un comerciante de San Rafael le dio dos tiros a un ladrón que le había apuntado a la cabeza a su hijo

Imagen ilustrativa. Archivo.
Imagen ilustrativa. Archivo.

El hecho se produjo el sábado en Pueblo Diamante y el herido se encuentra internado en calidad de detenido.

El dueño de un minimercado de San Rafael se enfrentó a dos ladrones que habían ingresado al comercio y le dio dos tiros a uno de los presuntos delincuentes que, en ese momento, le apuntaba a la cabeza de su hijo.

El hecho se produjo el sábado a las 20.40 en el minimercado Don Antonio, ubicado en Maza y Pichincha de Pueblo Diamante y el herido se encuentra hospitalizado y detenido, en tanto que el comerciante entregó su arma, que se encuentra con la documentación al día.

En el comercio se encontraba el hijo del dueño, un joven de 21 años que atendía el negocio cuando ingresó un hombre pidiendo unos chicles. El chico se los dio, cuando ingresó otro delincuente con un arma de fuego, le apuntó a la cabeza y le dijo que se tirara al piso.

En ese momento salió el dueño del negocio, un hombre de 50 años con una pistola 9 milímetros y al ver la situación, disparó contra el delincuente armado y le dio en el tórax y en uno de los brazos.

Los dos ladrones salieron del local y se subieron a un auto oscuro realizando algunos disparos para cubrir la huida. En ese momento, se habría producido un cruce de disparos entre el comerciante y los ladrones en plena calle, lo que produjo momentos de temor en los vecinos de la zona.

Cerca de las 20.50, ingresó un llamado al 911 donde un hombre domiciliado en Ecuador al 1500, denunció que su hijo acababa de llegar y que estaba herido. Cuando llegó la policía encontró a Ángel Cáceres (22), escondido debajo de una cama con dos heridas –una en le pecho y otra en el brazo izquierdo- por lo que fue llevado al hospital Schestakow, donde fue atendido y quedó internado en calidad de detenido.

Minutos más tarde, en Tacuarí y Maza, los uniformados encontraron un Peugeot 206 de color azul oscuro que tenía algunos impactos de bala. Luego de las pericias se encontraron vainas servidas y manchas de sangre.

Por orden del fiscal Javier Giaroli, la policía secuestró el arma del comerciante, quien ofreció la documentación de la misma y el permiso de portación.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA