Video: reaparecieron moscas carnívoras en España y Francia que se creían extintas desde 1836

Thyreophora cynophila. Foto: Web
Thyreophora cynophila. Foto: Web

La Thyreophora cynophila fue descrita por primera vez por Georg Wolfgang Franz Panzer en 1798. Ha vuelto a aparecer después de 180 años y las autoridades salieron a alertar a la población.

Tuvo que pasar más de un siglo para que una especie de mosca, la “Thyreophora cynophila”, o mejor conocida como mosca “quebrantahuesos” fuera avistada nuevamente.

La Thyreophora cynophila fue descrita por primera vez por Georg Wolfgang Franz Panzer en 1798, en aquella ocasión bajo el nombre de Musca cynophila, y su aparición ha sido objeto de alerta en el sur de Francia, debido a que este insecto se creía extinto desde 1836.

Esta especie mide casi 10 milímetros de largo y su cabeza es de color naranja brillante, mientras que el cuerpo es de color azul metálico; mientras que sus alas tienen un par de manchas negras.

No se las veía desde hace 180 años

En 2022, más de un siglo después de que fueran consideradas extintas, las moscas carnívoras reaparecieron en Francia. Esto provocó que las autoridades notificaran la población.

A través de un comunicado, el Parque Nacional de los Pirineos de Francia dijo que las Thyreophora cynophila aparecieron de nuevo en este territorio.

Aunque en 2010 la especie fue detectada en España, en febrero de este año un guardabosques que se encontraba en un recorrido por el valle de Ossau dijo haber visto a estos insectos devorando el cuerpo de un jabalí.

El animal, los insectos y el guardabosques se encontraban a una altitud de mil 700 metros sobre el nivel del mar, por lo que se dio aviso a las autoridades correspondientes sobre este avistamiento.

Thyreophora cynophila. Foto: Web
Thyreophora cynophila. Foto: Web

Por otra parte, “desde 2018 el entomólogo Laurent Pelozuelo de la Universidad Paul Sabatier de Toulouse, ha movilizado a investigadores para que sigan los pasos de estos insectos en el lado francés de los Pirineos”, se aclaró según el comunicado.

“La mosca del quebrantahuesos es muy activa en invierno, el frío no parece molestar a sus larvas que se alimentan de cadáveres en descomposición en la nieve” señalaron los expertos y: “Los restos putrefactos de grandes mamíferos, salvajes u otros animales domésticos, forman así parte de su menú favorito”.

Por ahora, no se cuenta con la información necesaria para declarar si estas moscas podrían migrar a países del continente americano, sin embargo los especialistas mantienen un monitoreo para descartar cualquier riesgo a los seres humanos.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA