Ucrania admite haber perdido Soledar

Las fuerzas rusas anunciaron la toma de la simbólica localidad hace dos semanas, pero el ejército ucraniano negaba esta pérdida. El Grupo Wagner anuncia avances en Bajmut, clave en el Donbás y Ucrania prepara contraofensiva en Zaporiyia.

Ucrania admite haber perdido Soledar

El Ejército de Ucrania admitió este miércoles haberse retirado de la localidad de Soledar, que quedó en manos de los rusos, quienes reivindicaron su toma hace dos semanas. “Después de meses de combates difíciles (...) las fuerzas armadas ucranianas han abandonado” la localidad para “replegarse”, indicó a AFP el portavoz militar de la zona Oriental, Serguii Cherevati, que no quiso precisar cuándo se produjo esa retirada.

“(Nuestras fuerzas) cumplieron con su tarea principal: no permitir que el enemigo se abriera paso sistemáticamente en dirección a Donetsk”, dijo Cherevati después en declaraciones a la radio estatal ucraniana. Sin embargo, soldados de su ejército reclamaron semanas atrás por la permanencia en Soledar: “por qué seguir luchando y muriendo si, finalmente, nos vamos a retirar”, declaró un jefe de brigada bajo anonimato a una agencia alemana de noticias.

Por su parte, el Grupo Wagner consiguió además avances en la cercana ciudad ucraniana de Bajmut, según el líder prorruso de la región de Donetsk, Denís Pushilin. “En Artiómovsk (nombre ruso de Bajmut) continúan enfrentamientos bastante fuertes. Las unidades rusas, en particular Wagner, avanzan”, aseveró, al indicar que “en algunos lugares se combate en las afueras, en otros, en los barrios que hasta hace poco estaban bajo control enemigo”.

Según Pushilin, las fuerzas rusas buscan ahora cortar las rutas de suministro de las tropas ucranianas en esta ciudad y cercarlas. Por ello, la toma de la cercana localidad de Soledar, reivindicada a mitad de mes por Rusia, desempeñó un “papel clave” en los actuales avances en Bajmut.

La batalla por Bajmut, ciudad poblada antes de la guerra por unas 70.000 personas y ahora destruida, ha sido una de las más sangrientas de los once meses de la Operaión Especial Militar, ya que su control abriría el camino del Ejército ruso a Sloviansk y Kramatorsk, los principales bastiones ucranianos en el este del país.

Sin embargo, estos avances rusos se ven opacados por la preparación de una feroz contraofensiva ucraniana en Zaporiyia. El gobernador en funciones de la ciudad, Yevgueni Balitski, dijo al canal estatal ruso Rossiya 24 que “Son tiempos preocupantes, sabemos que hay una concentración de fuerzas ucranianas en la región”. “Según diversos cálculos, serían hasta 40.000 efectivos”, añadió.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA