Líbano: el ministro de Información renunció ante presión diplomática de los Estados del Golfo

Líbano: el ministro de Información renunció ante presión diplomática de los Estados del Golfo (AP Photo/Bilal Hussein)
Líbano: el ministro de Información renunció ante presión diplomática de los Estados del Golfo (AP Photo/Bilal Hussein)

George Kordahi presentó su dimisión luego de haber criticado la presencia de Arabia Saudita en Yemen, lo que causó una gran presión en su contra para que renunciara.

El ministro de Información de Líbano, George Kordahi, presentó este viernes 3 de diciembre su renuncia con el fin de solucionar la crisis que provocó entre los Estados del Golfo luego de opinar sobre el conflicto en Yemen. Las relaciones entre Líbano y las naciones del Golfo se encuentran en un momento crítico debido a las declaraciones sobre el conflicto yemení que Kordahi dio antes de que asumiera su cargo en el nuevo Gobierno.

Kordahi anunció su renuncia en una conferencia de prensa en el Ministerio de Información en la capital libanesa de Beirut.

“Decidí dejar mi cargo ministerial porque el interés de mi país, mi familia y mis seres queridos está por encima de mi interés personal”, sostuvo. ”Con mis palabras sobre Yemen, no quise ofender a nadie, especialmente a los Estados del Golfo. Más bien, fue un llamado sincero a detener la guerra en beneficio de las partes beligerantes”, aseguró el exfuncionario libanés.

En una entrevista televisada se le preguntó a Kordahi si creía que los hutíes, de igual manera que el grupo Hezbolá, están defendiendo su tierra como una organización armada a lo que respondió: “Por supuesto que se están defendiendo. Mi opinión personal es que esta guerra en Yemen debe terminar. Casas, edificios, pueblos y ciudades están siendo atacados por aviones de combate”. Enfurecidos por los comentarios críticos de Kordahi, Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait y Baréin convocaron a los embajadores de Líbano en sus territorios.

El 12 de noviembre, el exministro libanés expresó su disposición a renunciar si se daban garantías de que los países del Golfo cambiarán su posición respecto a Líbano. En ese momento, dijo que existían opiniones diferentes con respecto a su renuncia y acusó a algunos funcionarios libaneses, sin dar nombres, de intentar aprovecharse de su situación.

Yemen se ha visto envuelto por la violencia y la inestabilidad desde 2014, cuando rebeldes hutíes, un grupo de milicianos separatistas que recibe apoyo de Irán, tomaron control de gran parte del país, incluida la capital, Saná. Una coalición liderada por Arabia Saudita y destinada a restablecer el Gobierno yemení empeoró la situación y provocó una de las peores crisis humanitarias causadas por el hombre en el mundo.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA