Torneo de fútbol y asado en Qatar: la previa al decisivo juego entre Argentina y Polonia en el “Barwargento”

Torneo de fútbol y asado en Qatar: la previa al decisivo juego entre Argentina ante Polonia en el “Barwargento”. / Gentileza
Torneo de fútbol y asado en Qatar: la previa al decisivo juego entre Argentina ante Polonia en el “Barwargento”. / Gentileza

Los hinchas argentinos que llegaron al Barwa Barahat Al Janoub, un complejo que reúne a casi cuatro mil personas de nuestro país, disputaron la Copa Barwa de fútbol “5″. Mendoza participó con un equipo. El cierre fue con hamburguesas.

Mientras se juegan dos partidos en simultáneo, Christian va de una cancha a la otra sin dejar ningún detalle librado al azar. Así y todo, el creador de la “Copa Barwa” se hace un lugar para atender la requisitoria periodística. “Dame dos segundos que termine este partido”, nos pide Christian Alé, oriundo de Buenos Aires, 31 años, politólogo, hincha de River y maradoneano hasta la médula. De hecho, luce una camiseta con una foto de Diego del Mundial 90 que es una verdadera maravilla, y un gorrito tipo piluso de color azul en el que se lee la inscripción “Barrios de pie”.

Sin embargo, el mayor mérito de este joven es haber organizado un torneo de fútbol en las canchas del Barwa Barahat Al Janoub, un hospedaje que se encuentra bastante retirado del centro neurálgico de Doha, pero que concentra a miles de argentinos que llegaron a Qatar con las valijas llenas de ilusiones.

Torneo de fútbol y asado en Qatar: la previa al decisivo juego entre Argentina ante Polonia en el “Barwargento”. / Gentileza
Torneo de fútbol y asado en Qatar: la previa al decisivo juego entre Argentina ante Polonia en el “Barwargento”. / Gentileza

Son las 9.30 de la mañana del martes 29/11 en Qatar. Bajo un sol abrasador que pega fuerte sobre la canchas de fútbol de cemento del inmenso complejo, 28 equipos de diferentes lugares del país le dan forma a un campeonato de fútbol de hinchas argentinos, algo que sólo podría ocurrírsele a un nacido en la tierra de Diego y Lionel.

“A mí me encanta organizar cosas. Así como los chicos disfrutan jugando, yo disfruto organizando esto. Entonces me pareció que era una buena forma de crear camaradería, de poder conocernos, de vivir un poco de felicidad en este lugar. Gracias a Dios se anotaron muchas personas y cuando nos dimos cuenta teníamos más de 40 equipos inscriptos. Y hoy tenemos más o menos una tasa de presencialidad bastante grande”, agrega.

Pero, ¿Cómo surgió la idea? “Teníamos algunos grupos de consulta en WhatsApp que quedaron incluso de otros mundiales. El inicio de todo fue en marzo, cuando empezaron a salir los hospedajes y la opción más barata era esta. No sabíamos nada, esto se estaba construyendo y teníamos la dificultad de que las habitaciones iban a ser para dos personas y para los que viajábamos solos estábamos forzados a conocer a alguien, sino íbamos a tener que pagar el doble. Todas esas ganas de conocernos a través de esos grupos de WhatsApp se trasladó al plano de lo real”, comenta Cristian en la charla con Los Andes.

El primer encuentro se dio en una pizzería porteña, luego organizaron un asado. Lo más loco fue que al tiempo recibieron un llamado de la FIFA para hacer un evento con el Comité Organizador en Buenos Aires con 150 personas. “Nos explicaron cómo eran los estadios, cómo iba a ser el tema de la Hayya Card y otras cosas más de Qatar. Incluso terminamos haciendo una despedida y conocimos chicos de otras partes del país, de Córdoba, de Mendoza y del norte del país, que también han hecho sus propias reuniones. La verdad que es un placer poder juntarnos acá “, describe.

Christian Alé, el organizador. / gentileza
Christian Alé, el organizador. / gentileza

Los equipos que disputaron el campeonato llenaron un formulario de inscripción, Cristian hizo un seguimiento con los capitanes y armó el fixture. Si bien con el paso del tiempo se bajaron algunos equipos y se sumaron otros, en total, se jugó con 28 equipos. “Estamos hablando de cerca de 150 personas porque algunos equipos tienen suplentes”, aporta el organizador mientras da indicaciones a sus colaboradores.

La pelota pica como si fuera una pulpo o tuviera un sapo adentro, pero no es excusa para despuntar el vicio a más de 14 mil kilómetros de casa. La superficie es dura y ameritaba una número 4 o 5 de medio pique. Sin embargo, en el supermercado cercano a las canchas de fútbol sólo encontraron pelotas comunes.

El Barwa Barahat al Janoub es una “ciudad” que se construyó para albergar huéspedes durante el Mundial. Tiene capacidad para 32 mil personas, de las cuales unas cuatro mil plazas están ocupadas por argentinos que llegaron desde diferentes puntos de nuestro país y del mundo. “Estamos muy bien organizados. Quizá hay hinchas de otros países que son muchos más, pero no tienen el grado de ganas que tenemos nosotros de juntarnos, de buscarnos y compartir esta fiesta”, agrega Cristian antes de comentar las razones por las que decidieron no entregar premios a los cuadros ganadores.

No todo en la vida tiene que tener una utilidad lógica, a veces simplemente nos queremos divertir. El premio es el honor de haber participado y ganado, sacarse una foto y dentro de cuatro años decir ‘yo jugué y gané el torneo de fútbol que se hizo en Qatar’”, explica.

Cristian descartó cualquier vínculo con las barrabravas argentinas. “Nosotros no tenemos nada que ver con Hinchadas Unidas Argentinas, un concepto que creo que ya quedó medio en desuso. Igualmente, nosotros somos gente que trabaja, que se toma las vacaciones y cada cuatro años viene a los mundiales de fútbol a disfrutar”.

Torneo de fútbol y asado en Qatar: la previa al decisivo juego entre Argentina y Polonia en el “Barwargento”. / Gentileza
Torneo de fútbol y asado en Qatar: la previa al decisivo juego entre Argentina y Polonia en el “Barwargento”. / Gentileza

Un tema no menor es que en Qatar había cierto temor de lo que podían hacer los hinchas argentinos durante su estadía en Medio Oriente. “Hasta ahora va todo diez puntos. Eso. Nos estamos portando a ver. La realidad es que los primeros días fueron bravos. Nos provocamos con medio mundial y es lógico porque tuvimos una derrota catastrófica, es lógico que te carguen, pero más allá de algún incidente aislado que uno puede entender porque nunca sabe todo el contexto, todo ha sido muy tranquilo. El país en general está tranquilo.

Mendoza, siempre presente

Bajo un intenso calor, el entusiasta equipo de Mendoza comenzó con el pie derecho en el campeonato. De hecho, tuvo un debut triunfal al imponerse por 4 a 2 a “Sinfu”, un resultado que le permitió acceder a la segunda fase. Sin embargo, en segundo turno, al elenco menduco le tocó cruzarse contra “BarwaMessi” y fue derrota por 4 a 1.

El equipo oriundo de nuestros pagos juntó cinco jugadores y formó con Emiliano Molina en el arco, Ignacio Majul, Bruno Pellegrino, Lautaro Alonso y Santiago Martínez.

“Estuvo muy lindo. El primer partido lo ganamos sobrados, pero en el segundo perdimos contra un gran adversario. Como era eliminación directa, nos quedamos afuera en segunda fase”, comentó Emiliano Molina, a quien le tocó ir al arco.

Sin lugar a dudas, lo mejor de la mañana fue cuando una persona vestida con el típico atuendo musulmán frenó en su auto y bajó seis packs de botellitas de agua. “Terrible, la verdad que nos ha dio una mano enorme”, relata Christian Alé.

Finalmente, luego de una jornada realmente agotadora, la gran final la disputaron Ruta 46 y Dóping Positivo, que se terminó definiendo por penales en favor del primero. Como no podía ser de otra manera, el cierre fue con unas hamburguesas tipo “patys” en uno de los asadores que están en una de las calles de los clústers.

Un tanto por cábala y otro por necesidad, la jornada del martes terminó con otro histórico banderazo en la explanada de Souq Waqif. Ante la mirada incrédula del resto del mundo, los hinchas argentinos no paran de sorprender a propios y a extraños. Es que el ingenio argentino no tiene límites en ninguna parte del mundo.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA