jueves 6 de mayo de2021

Una leucemia terminal agravada por el coronavirus: el triste final de La Floppy
La enfermedad había sido descubierta hace casi un mes.
Espectáculos

Una leucemia terminal agravada por el coronavirus: el triste final de La Floppy

En el último mes, la mejor amiga y asistente personal de Lizy Tagliani llevó adelante de manera silenciosa el tratamiento contra la enfermedad.

Una leucemia terminal agravada por el coronavirus: el triste final de La Floppy
La enfermedad había sido descubierta hace casi un mes.

La farándula argentina aún no sale de su asombro por la triste noticia de la muerte de La Floppy, la asistente personal y mejor amiga de Lizy Tagliani. En la noche del lunes se conoció su fallecimiento a los 31 años en la Clínica Suizo Argentina. Aunque al principio se creyó que su muerte estaba relacionada con el coronavirus, la verdadera causa fue una leucemia que le habían descubierto hace muy poco tiempo.

Y muchos todavía no lo pueden creer, es que a pesar de que ella conocía el diagnóstico, según reveló su entrañable amiga, decidió afrontar el tratamiento en silencio y sin compartir públicamente la noticia para no preocupar a su madre, quien no iba a poder acompañarla por las restricciones sanitarias.

Hemos ocultado su lucha para proteger a su mami que no iba a poder ir a visitarla por la pandemia, teníamos mucha fe que saldría adelante y nos reíamos de todo esto... pero quién sabe por qué misterioso motivo de repente hoy tuvo que partir”, fue parte de la explicación que dio la conductora.

Y pese a la alegría y carisma que Fabián Peloc -su verdadero nombre- siempre transmitía en la pantalla o las redes sociales, las últimas tres publicaciones que ella hizo estaban relacionadas con su salud. Las dos primeras sobre su diagnóstico de coronavirus -se contagió por el brote en “El precio justo”- y su posterior alta, y la última fue una desesperada muestra de fe que se convirtió en lo último que se supo de ella en el mundo virtual. “Confío en tí, señor Jesús”, fue el mensaje final que acompañó a un gif del rostro de Jesucristo.

Floppy conoció su diagnóstico terminal casi de casualidad y a partir del contagio del Covid-19, el cual empeoró el cuadro. Según publicó Ciudad Magazine, la humorista se hizo un estudio de anticuerpos tras dar positivo en el testeo y fue en ese chequeo que los médicos descubrieron que tenía leucemia.

Así pasó casi un mes de tratamiento silencioso contra una avanzada enfermedad terminal que la llevó a la muerte en la noche del lunes 27 de julio.