YPF invertirá otros US$ 30 millones en el lado mendocino de Vaca Muerta

Luego de los resultados positivos de la exploración, la empresa se comprometió a seguir avanzando en esta etapa, con una inversión adicional, que se suma a los US$ 17 millones del inicio.

YPF anunció que ampliará sus inversiones en la franja norte de Vaca Muerta, ubicada en Malargüe. Foto: Gobierno de Mendoza
YPF anunció que ampliará sus inversiones en la franja norte de Vaca Muerta, ubicada en Malargüe. Foto: Gobierno de Mendoza

YPF anunció que las exploraciones en la lengua norte de la formación Vaca Muerta, ubicada en Malargüe, han resultado prolíferas y adelantó que solicitará la extensión de los permisos exploratorios. También se comprometió a realizar nuevas inversiones en la zona, por unos US$ 30 millones.

Luego de culminar el proceso de fracturas en los dos pozos que tiene en Paso Bardas Norte y CN – VII, con más de US$ 17 millones invertidos, la empresa presentó el resultado de los trabajos de exploración no convencional. Y manifestó que pretende seguir explorando más allá del “hubcore” (núcleo de la formación), por los resultados “auspiciosos” y con estrategias de trabajo que implican más inversiones, incluso para 2025.

Hasta el momento, se perforaron un pozo vertical y dos pozos horizontales de 1.074 y 1.059 metros de rama cada uno, en Paso Bardas Norte (concesión de explotación) y CN-VII A (permiso exploratorio), con perspectivas de nuevos pozos y más inversiones, que rondarán los US$ 30 millones.

“Se trata de una noticia muy importante para la industria energética mendocina, ya que estos resultados posicionan nuevamente a Malargüe en el centro de la visión y el futuro energético”, señaló el subsecretario de Energía y Minería del Ministerio de Energía y Ambiente, Manuel Sánchez Bandini.

“Esto abre un nuevo horizonte de incorporación de reservas para Mendoza en materia de hidrocarburos, en un momento en el que hay una visión industrializadora para el sur mendocino, con el Polo Logístico e Industrial Pata Mora, que prestará servicio a las empresas y servicios que operan en la zona y a todo el desarrollo minero de Malargüe Distrito Minero Occidental”, amplió.

Vaca Muerta en Mendoza. Foto: Gobierno de Mendoza
Vaca Muerta en Mendoza. Foto: Gobierno de Mendoza

“Junto con las doce áreas que tenemos en licitación en la provincia, con un nuevo modelo de licitación continua, la reactivación del área petrolera más alta del país, Vega Grande, por parte de Emesa, y la cesión de derechos de esta área agregamos dinamismo al sector energético, por el que trabajamos en materia de hidrocarburos”, aseguró.

“La llamada ‘lengua mendocina’ de Vaca Muerta no es idéntica a la de Neuquén, pero tiene excelentes prospectos de exploración y los resultados validan el modelo geológico. El paso siguiente es continuar con más inversiones, bajar el riesgo geológico y avanzar en el desarrollo de nuestro reservorio no convencional”, concluyó el subsecretario.

Conclusión de los trabajos

En Paso Bardas Norte se realizaron doce etapas de fracturas hidráulicas. Se inició el ensayo el 18 de febrero de 2024; mostrando desde sus inicios interesantes porcentajes de petróleo de densidad 38°API. Según consignó la empresa, alcanzó con orificios superiores caudales cercanos a los 100 m3/d de bruta. Actualmente, ensaya con 69 m3/d de bruta y 51% de petróleo, con 35 m3/d al 19/04 del presente.

En Aguada Negra, en tanto, se realizaron 13 etapas de fracturas hidráulicas. Se inició el ensayo y desde sus inicios mostró interesantes porcentajes de petróleo de 43°API. Actualmente, produce con una bruta de 84 m3/d y 48% de petróleo (41 m3/d), con un GOR de 1.000 m3/m3.

Los ensayos de los pozos no convencionales fueron extendidos en el tiempo mínimo necesario para poder evaluar correctamente los niveles de reservorio y continuarán evaluando su comportamiento. Comenzaron el 18 de febrero de 2024 y se finalizaron el 18 de mayo. Luego se continuará con las instalaciones de producción apropiadas.

Próximos pasos

YPF presentó la solicitud para pasar al segundo periodo exploratorio en el permiso sobre el área de reserva de CN-VII A, para perforar un nuevo “pad” (locación de producción), de dos pozos horizontales a mayor profundidad, lo que permitiría alcanzar mayor presión de reservorio y, por consiguiente, posible mejor productividad.

En caso de encontrar una productividad y acumulada por pozo tal que el proyecto fuera rentable, abriría para las áreas (CN-VII A y Paso Bardas Norte) un desarrollo de alrededor de 212 pozos horizontales (orgánico iInferior y orgánico superior) navegando en dos niveles productivos, en un área total de 102 Km2. Y existe la posibilidad de desarrollar un tercer nivel de navegación que adicionaría 122 pozos de desarrollo (cocina).

El plan exploratorio de los bloques contempla realizar, en 2025, un piloto vertical a partir del cual se definirán dos niveles a navegar y con dos ramas horizontales de 2.500 metros.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA