Mendoza es Zona Fría, pero las últimas facturas de gas se duplicaron: ¿qué pasó?

Las facturas ya llegan con el impacto de los consumos durante los fríos de mayo y junio, pero el descuento por "Zona Fría" llegará en agosto. Foto: Ignacio Blanco/ Los Andes.
Las facturas ya llegan con el impacto de los consumos durante los fríos de mayo y junio, pero el descuento por "Zona Fría" llegará en agosto. Foto: Ignacio Blanco/ Los Andes.

La normativa prevé descuentos del 30% al 50% en las tarifas para más de 400 mil mendocinos, pero desde el Enargas indicaron que comenzarán a advertirse los cambios recién a fines de agosto, cuando se facturen los meses más fríos del año.

Tras los días de frío de mayo y junio, muchos usuarios de gas por red se encontraron con facturas que llegan a duplicar lo que pagaron los bimestres anteriores. Aun no se facturan los consumos de julio y agosto, pero desde las distribuidoras aseguran que para las próximas facturaciones ya estarán vigentes los descuentos del 30% y del 50% por pertenecer a “Zona Fría”.

A principios de julio el Gobierno promulgó la ley de zonas frías, que reduce las tarifas de gas hasta un 50% para más de 400 mil usuarios de la provincia. No obstante, el Enargas aun se encuentra trabajando en los cuadros tarifarios diferenciales y se estima que recién a fines de agosto o principios de septiembre, se notará el impacto en la factura, cuando se comiencen a procesar los datos del bimestre anterior, con los consumos de los meses más fríos del año.

La promulgación de la Ley Nº27.637, sancionada en la Cámara de Senadores el pasado 25 de junio, quedó establecida mediante el decreto 441/2021, publicado en el Boletín Oficial el miércoles 7 de julio. El beneficio llegará a casi el 30% de la población, 13 millones de personas o 3,1 millones de usuarios, casi la mitad de los hogares totales que tiene el país en servicios públicos.

Los datos fueron compartidos por el interventor del Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas), Federico Bernal, quien explicó: “Hay que recordar que cuando uno recibe una factura, supongamos de $1.000, tiene que ver con el consumo que se realizó durante los dos meses previos. Es que ese consumo se divide en dos boletas (la lectura es bimestral, pero la facturación es mensual), entonces, se hace una lectura de dos meses y se divide en dos facturas”.

De esta manera, Bernal indicó que el impacto de los descuentos por Zona Fría se van a estar facturando recién a fines de agosto, cuando se procese el consumo del séptimo y octavo mes del año.

Cómo funciona la Zona Fría

El funcionario recordó que los recursos para cubrir el subsidio se obtienen de un recargo de entre $ 8 y $ 10 que se aplicó a todos los usuarios del servicio público. El impuesto se calcula sobre el precio del gas natural en PIST (boca de pozo) aplicable al volumen comercializado en el país. La tasa no puede superar el 7,5%. Actualmente el nivel del recargo se ubica en 4,46%, y se prevé que este año sea de 5,44%, lo que generaría un impacto mínimo en las facturas de los usuarios (aproximadamente 0,5% por factura, en promedio).

Los hogares de menores ingresos (beneficiarios de planes sociales, jubilados y monotributistas sociales, entre otros), aquellos en los que residen electrodependientes y las Entidades de Bien Público y SGP (grandes consumos) tendrán una reducción del 50% en el Cuadro Tarifario (CT). Conservarán también el descuento del 50% los usuarios de la Región Patagónica, el departamento de Malargüe en Mendoza y la región de la Puna en el Noroeste.

El resto de los hogares con tarifa diferencial incorporados (nuevos beneficiarios TD) percibirán un descuento del 30% en sus CT.

Con el descuento, se prevé que los hogares con un 30% de descuento por la aplicación de la ampliación del Régimen (351.389 usuarios de Mendoza), ahorren un $5.237 al finalizar un año,
Con el descuento, se prevé que los hogares con un 30% de descuento por la aplicación de la ampliación del Régimen (351.389 usuarios de Mendoza), ahorren un $5.237 al finalizar un año,

El precio de la factura de gas

Después de un abril “cálido”, los mendocinos se enfrentaron a un mes de mayo con días de frío intenso. Lo mismo ocurrió en los dos meses siguientes, de manera que antes de “los meses más fríos”, muchas familias debieron prender sus calefactores, y el gasto en gas se incrementó.

Esto hizo que algunos usuarios recibieran este mes facturas con consumos que tradicionalmente quedan para los bimestres posteriores.

Así, por ejemplo, un usuario de tipo Residencial 2-1 (hasta 1.000 m³/año), tuvo un consumo medido entre el 8 de abril y el 7 de junio de 153 m³, un valor muy superior a los consumos de 53 m³ y 63 m³ registrados en los bimestres anteriores. Por la última factura debió pagar alrededor de $ 1.160 en julio.

A su vez, el impacto de la relación entre consumos y costos fijos de facturación varía según lo hace la categoría a la que pertenece cada usuario. De esta forma, un usuario R2-2 (hasta 1.200 m³/año), con un consumo medido en 360 m³, debió pagar en julio, por la segunda factura del bimestre anterior, $ 2.557,32 ($10,32 por cada m³ consumido). En la boleta precedente había abonado por 129 m³ consumidos, pero en ambos casos enfrentó un cargo fijo de $ 192,22.

Finalmente, un usuario doméstico de la máxima categoría (R3-4, con consumos superiores a 2.201 m³), pagó por 1.769 m³ consumidos entre mayo y principios de julio de este año, un total de $13.550. Esa categoría abona $ 732,54 por costos de distribución, o cargos fijos, y cada m³ consumido le significa un pago de $ 10,95.

Descuentos por ley

De cara a los próximos meses, el Enargas realizó una estimación de los ingresos que deben destinar los usuarios al pago del gas, según la zona en la que viven.

Mientras que en una zona no fría se requieren 542 m³ al año para cubrir las necesidades de calefacción (181 m³), agua caliente sanitaria (197 m³) y cocción de los alimentos (164 m³); en zonas frías como Mendoza el cálculo se eleva a 1.052 m³ al año, especialmente por un aumento del 180% en las necesidades de calefacción (508 m³), aunque también aumenta el consumo para tener agua caliente (332 m³) y para cocinar (213 m³).

Según la misma estimación, el primer hogar abona $ 850 al mes en promedio y el segundo, en zona fría, abonaría alrededor de $ 1.500.

Con el descuento, se prevé que los hogares con un 30% de descuento por la aplicación de la ampliación del Régimen (351.389 usuarios de Mendoza), ahorren unos $5.237 al finalizar un año, y quienes tienen beneficios del 50% (55.191 mendocinos), ahorren $ 9.763 en doce meses.

Consultá si estás alcanzado por la ley

En la página web www.enargas.gob.ar dedicada a la Ley N° 27.637 de Ampliación del Régimen de Zona Fría, cada usuario puede verificar si la localidad en la que vive está alcanzada por el beneficio que debería reportarle ahorros a partir del próximo mes.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA