domingo 28 de febrero de 2021

Eduardo Chino Sanz posa con los dos discos de Miguel Mateos/Zas en los que participó como guitarrista. Entre ellos, Rockas vivas, uno de los más exitosos de la historia de la música argentina. | Gentileza
Espectáculos

Murió uno de los guitarristas de Miguel Mateos/Zas

El violero Eduardo Chino Sanz falleció por Covid-19, tras una larga lucha contra la enfermedad. Fue el integrante que grabó el disco más exitoso de la banda, y el primero en grabar Tirá para arriba.

Eduardo Chino Sanz posa con los dos discos de Miguel Mateos/Zas en los que participó como guitarrista. Entre ellos, Rockas vivas, uno de los más exitosos de la historia de la música argentina. | Gentileza

Eduardo Chino Sanz, guitarrista de rock que saltara a la fama al integrar en los 80 la banda Zas, liderada por Miguel Mateos, falleció hoy luego de varios meses de internación por haber contraído coronavirus.

La noticia, que inundó las redes sociales, sobre todo de los más allegados, suma un triste listón negro a la popular banda de rock, una de las más importantes de la música popular argentina. Y es que Sanz es el tercer guitarrista de los que pasaron por Zas que muere prematuramente. Antes habían fallecido Carlos El Negro García López (en 2014, por un accidente de tránsito) y Ulises Butrón (a principios del año pasado, por una neumonía).

El Chino Sanz se sumó a Zas en 1983, tras la salida de Pablo Guyot -quien se fue para formar GIT- y el primer disco en el que apareció en los créditos fue Tengo que parar (1984). No era un disco cualquiera, ya que él incluyó la primera grabación del que es el tema más exitoso de la banda en la Argentina y uno de los más populares de toda la historia del rock nacional: Tirá para arriba.

Pero al año siguiente llegaría uno de los mayores sucesos de este género en nuestro país: la publicación de Rockas vivas, disco de Miguel Mateos/Zas que se convirtió durante años en el álbum más vendido de la música argentina, y que transformó al grupo de Mateos en un suceso que trascendió las fronteras de nuestro país.

Sanz dejó la banda de Mateos luego de la serie de conciertos de la gira de ese disco, y se entregó a proyectos personales. Además, era luthier.

El Chino Sanz (primero desde la izquierda) junto a Miguel Mateos y el resto de la banda, en uno de los conciertos de la gira por los 25 años de Rockas vivas.

En 2010, como parte de los festejos por los 25 años de Rockas vivas, Mateos lo volvió a convocar para la gira internacional, y Sanz se subió al escenario junto a sus compañeros de banda por entonces (además de Miguel, Alejandro Mateos, Raúl Chevalier y el también fallecido Julio Lala) y, sumados a la banda estable de Mateos de entonces, tocaron aquellas canciones en todo el continente.

Sanz había contraído Covid-19 hace unos meses y su estado se fue agravando. A pesar de todo, su hija informó en las redes que a principios de diciembre había experimentado una leve mejoría. Sin embargo, hoy su cuerpo no pudo resistir y falleció, dejando tras de sí grabaciones inolvidables y la admiración de gran parte del mundillo rockero de la Argentina.


Por las redes