Calor extremo en Mendoza: advierten que las máximas pueden llegar a los 44°

La ola de calor en la provincia genera temperaturas por encima de la media para la época. Varios fueron a refrescarse a la orilla del lago del Parque. Foto: José Gutierrez
La ola de calor en la provincia genera temperaturas por encima de la media para la época. Varios fueron a refrescarse a la orilla del lago del Parque. Foto: José Gutierrez

Las altas temperaturas continuarán durante toda la semana, para este lunes se espera que el termómetro llegue a los 37 grados.

Según lo informado por el Servicio Meteorológico Nacional se espera que la ola de calor que azota a la provincia continúe durante varios días con máximas que rondarán entre los 36°C y 40°C. Asimismo los especialistas advierten que estás temperaturas podrían ser aún más elevadas alcanzando los 44°C. Estas altas temperaturas aumentan el riesgo de sufrir un golpe de calor o una descompensación. Beber abundante agua, usar ropa suelta y permanecer en lugares frescos, son algunas de las medidas a realizar para evitar malestares físicos.

Es importante poner mayor atención a las personas más vulnerables, que son los mayores de 65 años, los niños pequeños, en especial los menores que todavía no tienen la capacidad de demandar líquido, y quienes padecen enfermedades crónicas, respiratorias o cardíacas, hipertensión arterial, diabetes y obesidad, entre otras. Estos grupos deberán extremar los cuidados.

Desde Defensa Civil se aconseja: ingerir abundante agua durante todo el día, evitar el ejercicio físico al aire libre en horas de sol intenso y permanecer en lugares frescos. Además, es importante evitar el consumo de bebidas alcohólicas o muy dulces y las infusiones calientes. Asimismo, se recomienda usar ropa suelta, de materiales livianos y colores claros, y protegerse del sol poniéndose un sombrero y protector solar.

Todas estas medidas pueden prevenir el golpe de calor, la deshidratación o los trastornos gastrointestinales, entre otros problemas.

PRONÓSTICO DE UNA SEMANA AGOBIANTE

Las altas temperaturas continuarán durante toda la semana, para este lunes el pronóstico del Servicio Meteorológico Nacional indica una jornada parcialmente nublada con una mínima de 24°C y una máxima de 37°C. Para el martes se espera un día parcialmente nublado, con mínima de 25°C y máxima de 38°C, y posibilidad de tormentas aisladas para la tarde noche.

Para mitad de semana se mantendría el cielo parcialmente nublado, pero las temperaturas mínimas y máximas aumentarán aún más, con un miércoles de mínima de 25°C y máxima de 39°C, y un jueves de mínima de 26°C y máxima de 40°C.

En tanto, el viernes y el sábado, la jornada se presentará mayormente nublado, las mínimas de ambos días serán de 24ºC, mientras que las máximas descenderán, en ambos casos a 36ºC.

Asimismo, al consultar al meteorólogo Fernando Jara, nos advierte que las máximas podrían aún ser superiores oscilando entre los 37°C y 44°C, mientras las mínimas rondarán los 24°C. “Entramos en temperaturas extremas, con nubosidad variable y tormentas aisladas. Pero lo más relevante son las temperaturas máximas que superan el promedio del mes de enero y las mínimas también elevadas superando el promedio”.

Las temperaturas promedio para enero en Mendoza son: máxima de 30°C y mínima de 18°C. Ambas estarían siendo superadas por esta ola de calor, que por lo menos se extendería hasta el domingo que viene.

AQUÍ ALGUNAS RECOMENDACIONES PARA LOS GRUPOS DE RIESGO

PARA LACTANTES Y NIÑOS PEQUEÑOS

Dar el pecho a los lactantes con más frecuencia.

Hacer que beban agua fresca y segura.

Trasladarse a lugares frescos y ventilados.

Ducharse o mojarse el cuerpo con agua fresca.

ADULTOS MAYORES Y PERSONAS CON ENFERMEDADES CRÓNICAS

Tomar abundante líquido, en especial agua, al menos 2 litros diarios y con frecuencia, aunque no se sienta sed.

Evitar salir a la calle en las horas más calurosas del día.

Cubrir la cabeza con sombrero o gorra y vestirse con ropa ligera, de colores claros.

Usar anteojos para protegerse del sol.

En caso de tener que salir a la calle, caminar en lo posible por la sombra.

Darse un baño diario, preferentemente en forma de ducha o bien refrescarse con paños húmedos.

Es importante una buena nutrición: aumentar el consumo de frutas y verduras frescas, por lo menos cinco entre ambas por día.

Comer las cuatro comidas, no saltarse ninguna.

Evitar el alcohol, las bebidas con cafeína y las comidas calientes.

Dentro de la casa, quedarse en la sala más fresca.

En caso de no sentirse bien por el calor, pedir ayuda. Y si además aparecen síntomas como dolor de cabeza, dolor abdominal, náuseas, vómitos o mareos, consultar con urgencia al médico.

En caso de vivir solo, tratar de mantenerse en contacto con alguien cercano.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA