Intensifican medidas contra los aluviones porque esperan fuertes crecidas

A fines de febrero, una tormenta que provocó crecidas en el Arroyo Los Pozos generó graves destrozos en el puente de la ruta 40. Foto: Ignacio Blanco
A fines de febrero, una tormenta que provocó crecidas en el Arroyo Los Pozos generó graves destrozos en el puente de la ruta 40. Foto: Ignacio Blanco

El gobierno declaró la “emergencia aluvional”, basándose en informes de los últimos meses porque se registraron fenómenos extraordinarios.

El Ministerio de Planificación e Infraestructura Pública declaró a Mendoza en “emergencia aluvional”, basándose en un informe de la Dirección de Hidráulica que obligó a “adoptar medidas urgentes” frente al riesgo aluvional.

El objetivo es remediar las consecuencias de las precipitaciones extraordinarias que se han desarrollado en toda la provincia entre noviembre de 2020 y marzo de 2021.

Los relevamientos realizados por distintas dependencias de gobierno, informaron que las precipitaciones del último verano fueron de magnitudes extraordinarias, superando ampliamente la media habitual registrada en la provincia. Esta situación provocó importantes daños en viviendas, caminos, cauces y puentes. Incluso se registró una muerte, en noviembre de 2020, tras una crecida de un arroyo de El Challao.

Estas medidas urgentes están destinadas a la prevención frente el riesgo aluvional de cara al comienzo del periodo estival. El decreto autoriza la contratación y las compras directas de insumos, repuestos y combustible para hacer frente a episodios graves como la rotura de canales, puentes y caminos, evacuación de personas por anegamientos de casas o la interrupción de servicios públicos.

Medidas preventivas

Con respecto a las medidas de acción y prevención, Yamila Arnosti, titular de la Dirección de Hidráulica dijo que se está implementando desde hace un año un plan de mantenimiento de cauces y colectores, plan que incluye la totalidad de los cauces y del sistema de defensa aluvional de toda la provincia. “Hemos alcanzado a completarlo, incluso en un año en el que hemos tenido faltante de personal y operarios por ser personas de riesgo en el marco de la pandemia”. Y agregó que hay otras situaciones que “a medida que se van presentando las atendemos, como, por ejemplo, el caso de Barrancas o algunos lugares en Potrerillos. Allí trabajamos de manera permanente y continua. Asimismo, el periodo de alerta cuenta con una guardia pasiva de personal, que está permanentemente atento a cualquier situación que se pueda presentar, y un equipo de maquinarias distribuidos por toda la provincia”.

Arnosti, remarcó que desde la dirección se trabaja permanentemente en la proyección y ejecución de obras para las defensas aluvionales. “En este momento estamos en proceso de evaluación de dos obras que pusimos en licitación, y estamos actualmente en llamado de licitación de dos obras más, y si todo continúa su rumbo las vamos a estar ejecutando en este verano”. En este sentido explicó que la presa Chacras de Coria formaba parte de un conjunto de siete obras expuestas en esas cuencas del piedemonte. “Lo que es presa Chacras de Coria lo hemos incluido dentro de las obras para solicitar financiamiento a Nación, no obstante, continuamos evaluando la situación de esa zona que es dinámica. Dentro de lo que incluía este proyecto, hay obras que hoy son posibles ejecutar y otras que no. Desde el área técnica continuamos con la evolución permanente de las obras que estaban propuestas en esa zona”.

Al referirse al decreto que declara la emergencia, la titular de Hidráulica dijo que “es una herramienta que utilizamos administrativamente que nos permite hacer contrataciones directas o compras directas en caso que se presente una situación de emergencia y así se requiera. Lo venimos trabajando hace un año conforme las situaciones que se presentaron en el último periodo estival, en el cual tuvimos crecientes y algunas situaciones de riesgos de la población”. Más adelante detalló: “nos encontramos en el periodo de alerta aluvional, que inicia el 1 de noviembre y finaliza en abril, este es un periodo en el que se presenta la mayor cantidad de precipitaciones en la provincia y como Dirección que atendemos esta problemática, necesitamos contar con herramientas que nos permitan poder actuar ante situaciones de riesgo”.

En relación a la posibilidad de cuantificar la cantidad de personas que se encuentran alcanzadas o están bajo riesgo aluvional, Arnosti explicó: “Es muy difícil poder determinarlo de manera numérica y dar un número real, porque tenemos tantos afectados de manera directa como de manera indirecta. Sumado a que todo lo que tiene que ver con cuestiones naturales se maneja dentro de la “probabilidad”. Y recalcó: “Si vemos que los eventos se están suscitando de manera cada vez más agresiva, y que la población ha hecho un avance sobre las condiciones naturales. Y por eso tenemos más damnificados cada vez que hay una situación de crecida en nuestros arroyos”.

Población comprometida

“Buscamos estar cubiertos ante cualquier situación que se pueda presentar. Vivimos cerquita del piedemonte, por lo cual hay mucho arrastre de material cuando se presentan las tormentas. Hemos podido desarrollarnos gracias a que existen las obras de defensa aluvional, pero estas obras también tienen que tener un mantenimiento y un cuidado permanente”, aseguró la titular de Hidráulica, Yamila Arnosti.

Comentó que la población tiene que saber que no tiene que afectar los cauces. “No hay que arrojar basura que cause taponamientos. Las acequias en Mendoza no solamente tienen fines de riego, sino que también son los desagües fluviales de toda la urbanización. Entonces tenemos que mantener su capacidad al máximo posible, hay precipitaciones que superan las hipótesis de cálculo y por eso hay situaciones de anegamiento que duran un par de horas, y está bien que así lo sea, pero también tiene que haber un compromiso y colaboración por parte de la población para que funcionen los sistemas cuando es necesario”. La funcionaria recalcó que es muy difícil poder controlar y estar presentes en las acciones de cada ciudadano, se destacó que se trabaja en conjunto con los municipios, la Secretaría de Ambiente, Minería, tratando de cuidar y ordenar el territorio, y sobre todo en proteger las vidas y la infraestructura pública y privada. “Hay muchos loteos que tapan los cauces, terminan afectando a todo lo que hay aguas abajo. Es importante preservar la naturaleza y dar aviso de cualquier situación que se presente a los organismos que corresponda”

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA