miércoles 16 de junio de2021

Dos días de feriado y un paro de Ampros generaron largas filas de pacientes en el hospital Central
Filas en consultorios de hospital Central. Orlando Pelichotti / Los Andes
Sociedad

Dos días de feriado y un paro de Ampros generaron largas filas de pacientes en el hospital Central

Ampros convocó a un paro por 72 horas. El acatamiento en ese nosocomio solo llegó al 30%.

Dos días de feriado y un paro de Ampros generaron largas filas de pacientes en el hospital Central
Filas en consultorios de hospital Central. Orlando Pelichotti / Los Andes

Durante esta mañana se vieron largas filas en las entrada a los consultorios externos y al cuerpo principal del hospital Central. Dos razones favorecieron al incremento en la demora de atención a los pacientes: los dos días de feriados de carnaval, durante el lunes y el martes no hubo atención en consultorios externos, y al paro de 72 horas, que comenzó hoy y que fue convocado por la Asociación Mendocina de Profesionales de la Salud (Ampros).

Sin embargo, desde el principal nosocomio de Mendoza aclararon que la medida de fuerza generó un menor impacto que los dos días consecutivos de feriados. “El paro llegó solo al 30% de acatamiento, sobre todo en personal asistencial”, confirmaron; y agregaron: “Las colas en los ingresos son un escenario normal para una atención pos fin de semana largo”.

“Toda ese gente podría estar adentro, pero no está permitido por la pandemia. Son personas, en el caso de consultorios externos, que van al laboratorio, a la farmacia o a algún turno. La gente en la puerta principal corresponde a familiares de internados que aguardan para poder ingresar a ver o a cuidar a su familiar”, aseguraron.

Por último destacaron que la atención se normalizará con el correr de los días.

Filas en consultorios de hospital Central. Orlando Pelichotti / Los Andes

Paro por 72 horas

El Gobierno Provincial enfrenta desde hoy una nueva avanzada de Ampros, que programó otro paro de actividades por 72 horas hasta este viernes inclusive. La calma conseguida en paritarias con los gremios resultó corta ante estas medidas de fuerza, ya que desde el Ejecutivo aseguran que se han presentado anuncios para el sector de la Salud, sobre todo en el pase a planta progresivo de los contratados. Más allá de esto, confían en que no habrá un alto acatamiento al paro, e insistieron en que se está trabajando en “mejorar las condiciones” tanto de la situación de los profesionales, como también de brindar un buen servicio en medio de la pandemia del coronavirus.

Del lado del gremio, se han puesto en pie de guerra luego de una suerte de reclamos, que algunos ya llevan varios años, como es el pase a planta de alrededor de 1.500 profesionales con contratos de locación. También sumaron al combo el pago del bono Covid-19 -que lo debe abonar la Nación -; otro tema judicializado como el pase al régimen 27 de todos los licenciados en Enfermería; e incluso los aumentos de las tarifas -como el transporte -, así como del impuesto Automotor e Inmobiliario (en el cual el Gobierno ya publicó el decreto para la baja, con topes de hasta un 45% de aumento, que hoy se tratará en la Legislatura).

La titular del gremio, Isabel Del Pópolo, denunció a Los Andes “persecución” por parte del Gobierno a los contratados para que no realicen paro; y adelantó que si persiste la falta de diálogo y la “sordera patológica”, se profundizarán las medidas de fuerza.

Filas en consultorios de hospital Central. Orlando Pelichotti / Los Andes

Paro de cúpulas”

De manera oficial, el Gobierno decidió no salir a contestar las declaraciones y comunicados de Ampros, y calificaron la medida de fuerza como un “paro de cúpulas”, es decir, solamente de los sindicalistas, y un bajo acatamiento de los profesionales de la Salud.

Dentro del Ejecutivo hay algo de sorpresa por la motivación de la medida de fuerza, ya que entienden que se ha trabajado en medio de una compleja situación económica, para mejorar la situación sanitaria y de los trabajadores.

Además, sostienen que no hace tanto (a mediados de diciembre) se acordó en paritarias aumentos salariales y otros internos con el gremio. También han notado que si bien Ampros no ha sido el sindicato más combativo, ha resuelto en varias oportunidades realizar medidas de fuerza (la última fue el 5 y 6 de febrero) de las cuales algunas se dieron “en momentos inoportunos”, según el Gobierno.