lunes 3 de agosto de 2020

Con el crecimiento y la aceleración de los contagios de Covid-19 se multiplican las dudas de los mendocinos, que pueden hallar respuestas en la línea gratuita. Foto Nicolás Ríos / Los Andes.
Sociedad

Desde que inició la pandemia se recibieron más de 100.000 consultas de mendocinos al 0-800 Covid

La línea del Gobierno provincial responde dudas puntuales de los mendocinos sobre la enfermedad. Cómo funciona el call center.

Con el crecimiento y la aceleración de los contagios de Covid-19 se multiplican las dudas de los mendocinos, que pueden hallar respuestas en la línea gratuita. Foto Nicolás Ríos / Los Andes.

Aunque desde diciembre de 2019 los mendocinos ya habían escuchado hablar del nuevo coronavirus aparecido en China y a principios de 2020 llegó a una tierra tan cercana emocionalmente como Italia, nadie esperaba que ya desde el 20 de marzo comenzaría una cuarentena estricta para luchar contra un virus que aún hoy nos tiene contra las cuerdas.

Frente a ese panorama, se generaron un sinnúmero de dudas en toda la sociedad, por lo que desde el Gobierno reformularon su atención telefónica y crearon el 0-800 Covid que, luego de más de cuatro meses de pandemia, ya ha recibido más de 100.000 consultas.

Si bien en un principio allí también llegaban denuncias por violar el aislamiento impuesto, actualmente está centrado en aquellos que tengan preguntas puntuales sobre la enfermedad. De hecho, durante los últimos 10 días se han duplicado las llamadas, ya que la demanda de la población va de la mano con el aumento de casos, tal como informó Los Andes el jueves pasado.

Justamente aquellos que se comunican y manifiestan tener síntomas compatibles quedan registrados en el sistema “Gestión Covid”, en el que se guardan los datos de cualquier persona que por algún motivo pueda ser un posible caso de esta enfermedad.

Pero además allí se cargan aquellos que han tenido contacto estrecho con personas que resultaron ser positivas o quienes han estado en lugares de circulación comunitaria (otros países o provincias), así como transportistas que realicen el ingreso a la provincia. Actualmente en este sistema hay más de 33.000 personas ingresadas, tal como informaron desde el Ministerio de Gobierno provincial.

“El 0800 se implementó a mediados de marzo para que la gente no estuviera consultando por los distintos números de contacto y tuviera una respuesta que lograra bajar la ansiedad”, explicó Ignacio Barbeira, subsecretario de Gestión y Modernización del Estado, quien recordó que durante abril se renovó la plataforma.

En un principio llegaban hasta 5.000 llamados diarios entre consultas y denuncias de las más variadas, sobre todo por personas que rompían la cuarentena. “El 40% eran consultas sobre la enfermedad y el restante 60% las de otro tipo. Por eso avanzamos en la automatización, para que las consultas por sintomatología fueran atendidas por nuestros operadores”, remarcó el funcionario.

El sistema, por dentro

En este centro un operador atiende la consulta y realiza un triage, un método de clasificación de pacientes de acuerdo a una serie de preguntas. Si lo considera necesario, lo deriva al grupo de estudiantes de medicina del último año que están en el call center como parte de su Práctica Final Obligatoria (PFO) y, por último, toma contacto con una persona del Departamento de Epidemiología de la provincia, que es la que decide si se debe realizar el hisopado o qué acción tomar.

“Si cumple con ciertos aspectos, se carga a la persona en el Sistema de Gestión Covid donde ya tenemos 33.000 registrados, que incluyen casos sospechosos, contacto estrecho, transportistas y gente que está realizando el aislamiento en hoteles”, enumeró Barbeira.

Para el funcionario, se trata de una fuente de información de rápido acceso para el personal del Ministerio de Salud, que además permite la vinculación con la aplicación de seguimiento que lanzó el Ejecutivo provincial tiempo atrás.

En el 0800 Covid trabajan 120 personas divididas en seis turnos de cuatro horas cada uno, por lo que la atención se brinda las 24 horas. “Allí tenemos personas que estaban en el contact center 148 tradicional, gente de otros ministerios que se ha destinado por algún motivo y hasta empleados de riesgo que no podían prestar tareas en los efectores o en otras oficinas, más los estudiantes avanzados de medicina”, precisó el subsecretario de Gestión y Modernización del Estado.

Por esta reorganización del trabajo es que este servicio de pandemia no le demanda costos extras al Gobierno. “Ha involucrado un reacomodamiento. Mientras que el sistema de gestión ha sido desarrollado por personal de informática de Salud y de la provincia, por lo que no se ha hecho una adquisición aparte”, destacó Barbeira.

Sobre el funcionamiento del 0-800, el consultado destacó que es una herramienta de gran importancia e indispensable, sobre todo cuando estaba más restringida la circulación. “Si bien sabemos que hay quejas de gente que no se ha sentido bien atendida y demás, en general entendemos que ha funcionado bien y la idea es solucionar cualquier problema que fuera apareciendo”, manifestó Barbeira.

Millonaria inversión del Estado

Si bien la implementación del 0800 -Covid y del sistema de gestión no le demandó al Estado nuevos recursos, la lucha de la pandemia sí ha requerido de desembolsos extraordinarios. Tal como detalló el gobernador Rodolfo Suárez el miércoles pasado, el Estado provincial lleva gastados más de $100 millones en hotelería entre gente que está repatriada, casos sospechosos y casos leves que se están derivando a estas instalaciones previo a obtener el alta.

A este número hay que sumarle $570 millones que la provincia ha invertido en medicamentos, reactivos de laboratorio para atender las distintas necesidades generadas e insumos. Entre estos, se gastaron unos $241 millones en equipos de protección para el personal; $188 millones en estos mismos elementos para hospitales descentralizados; $61 millones en dos ambulancias, camillas, termómetros infrarrojos, entre otros equipamientos; $53 millones en test PCR, test por Eclia, test rápido, enzimas, kits de extracción, equipamiento en general; entre otros.