jueves 5 de agosto de2021

Sociedad

Cerrarán el Acuario pero no liberarán al tortugo Jorge: cómo llegó a Mendoza el famoso animal

Cerrarán el Acuario pero no liberarán al tortugo Jorge: cómo llegó a Mendoza el famoso animal
Cierran el Acuario Municipal para crear un Centro de Conservación de la Biodiversidad. Orlando Pelichotti / Los Andes

El tradicional paseo mendocino, ubicado en el Parque O’Higgins, será reconvertido en Centro para la Conservación de la Biodiversidad.

  • martes, 22 de junio de 2021
  • hs.

El Acuario Municipal, todo un ícono en Mendoza, donde habita el tortugo Jorge, que tiene más de cien años, cerrará como tal y será reconvertido en Centro para la Conservación de la Biodiversidad.

El fin de este capítulo en la vida del acuario, un paseo tradicional ubicado en el Parque O’Higgins, se dio a conocer luego de un largo período de diagnóstico, estudios y consultas con especialistas en pos de tomar la mejor decisión.

El Centro para la Conservación de la Biodiversidad será una institución sustentada en la ciencia, la tecnología y la educación y su misión consistirá en contribuir a la conservación de la biodiversidad, posicionando como eje central el bienestar animal con el objetivo de desarrollar programas de educación ambiental e investigación focalizados en especies locales.

Cierran el Acuario Municipal para crear un Centro de Conservación de la Biodiversidad

“Muchos mendocinos han expresado su nostalgia, pero también nos apoyan porque entienden que debemos ajustar nuestras agendas a formas de divertimento y turismo más contemporáneas”, expresó a Los Andes Juan Manuel Filice, secretario de Desarrollo Urbano para agregar que el nuevo lugar se adecuará al cambio climático y conservación de la biodiversidad.

Agregó, por otro lado, que el proceso de reconfiguración demorará alrededor de un año.

“En el marco del Desarrollo Sostenible que planteamos para la Ciudad vemos que es preciso evaluar y repensar estos circuitos educativos, turísticos y recreativos a fin de trabajar en una transición hacia nuevos modelos de conservación de la biodiversidad y el bienestar animal”, dijo el jefe comunal Ulpiano Suárez en declaraciones a la prensa.

La Resolución 311-E-2017 del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación impulsa la reconversión de zoológicos y acuarios.

En línea con esta iniciativa, Capital ideó en el mes de junio de 2020 el Programa de Conservación de la Biodiversidad junto a Fundación Cullunche y en diciembre del mismo año creó el Comité Municipal de Protección y Bienestar Animal.

Cierran el Acuario Municipal para crear un Centro de Conservación de la Biodiversidad

La larga vida del tortugo Jorge

Su habitante más famoso, el tortugo Jorge, momentáneamente no será trasladado a otro establecimiento debido a su edad avanzada. “No hay santuarios especializados en el cuidado de tortugas de estas características”, indicaron desde el municipio, que garantiza su cuidado.

La tortuga apareció a principios de 1984 en una playa cercana a la ciudad bonaerense de Bahía Blanca, herida, entumecida por el frío y fue rescatada por pescadores.

El Instituto Oceanográfico Argentino, con sede en esa ciudad, la identificó como de la especie tropical Caretta, común de mares cálidos, se dijo, pero inusual en el Mar Argentino.

Según recordaron desde el municipio, “no se consideró devolverla al mar dado que la devolución de animales tropicales de sangre fría a medios muy fríos no se aconseja para la especie”.

Esto es debido a que un descenso en el metabolismo podría llevarlos a la muerte por causas fisiológicas o mecánicas, como la asfixia.

Por esta circunstancia y dado que el Acuario Municipal de Mendoza era el único capaz de recibirla, fue despachada vía aérea en seco dentro una caja de madera construida especialmente.

Así, fue recibida el 4 de marzo de 1984 con un peso de 40 kilos. Luego de permanecer en varios recintos, se la trasladó en febrero de 2006 a un estanque de 20.000 litros de agua marina con 85 kg de peso. Con el tiempo llamaron Jorge al tortugo.

Cierran el Acuario Municipal para crear un Centro de Conservación de la Biodiversidad

Un lugar recreativo, educativo y cultural

Para el profesor de Educación Física Pablo Guerreño, que trabaja en las escuelas de verano, el cierre del acuario representa una “pena” por la importancia que tenía para todos los estudiantes.

“Realmente es un paseo hermoso para los niños y las familias. Se entiende que hay que cuidar y reconvertir estos espacios, pero me sigue generando angustia más allá de que entiendo que es para mejor”, sostuvo.

“Llevar a los chicos siempre fue hermoso por el entusiasmo que estas visitas generaban”, dijo.

Gabriela Hidalgo, también docente, concurría con frecuencia al lugar junto a sus sobrinos –primero—y más tarde con sus hijos.

“Sí, entiendo que es un lugar hermoso e interesante, pero me produce una gran tristeza ver a los animales encerrados o en exposición”, confesó.

“El tortugo es magnífico pero me angustiaba verlo en un piletón y en soledad. No creo que el encierro sea lo mejor para estas especies”, expresó.

Hoy podés ser parte de Los Andes y acceder a todos los beneficios

Convertite hoy en suscriptor de Los Andes y accedé a todas las noticias en forma ilimitada, contenido exclusivo, newsletter y podés comentar las notas. También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en más de 500 marcas.

Quiero ver las promociones vigentes