viernes 14 de mayo de2021

¿Qué animal es Goofy? El personaje de Disney puede no ser lo que creías y aquí las razones
¿Qué animal es Goofy, el personaje de Disney?
Por las redes

¿Qué animal es Goofy? El personaje de Disney puede no ser lo que creías y aquí las razones

Algunos dicen que el amigo de Mickey Mouse es un perro, mientras que otros postulan que es una vaca. Aunque suene raro, ambas afirmaciones pueden ser las correctas.

¿Qué animal es Goofy? El personaje de Disney puede no ser lo que creías y aquí las razones
¿Qué animal es Goofy, el personaje de Disney?

Determinar qué animal es Goofy es un debate eterno, sin una única respuesta. Que es perro, que es vaca, que es una mezcla de ambos, que depende del contexto, que lo define su aspecto... Cualquiera de estas opciones sobre el personaje de Disney, y aunque suene raro decirlo, puede ser aceptada.

¿Goofy es un perro?

Goofy apareció por primera vez en 1932 en el corto “Mickey’s Revue” acreditado como Dippy Dawg. Pero más tarde, ese mismo año, fue reimaginado como un personaje más joven, llamado Goofy, en el corto “The Whoopee Party”.

Mickey Mouse, Donald, Goofy y más amigos

Durante la década de 1930, el personaje fue ampliamente utilizado como parte de un trío de comedia con el ratón Mickey y el pato Donald.

Como todos saben, Goofy es algo sonso, inocente y crédulo. Sin embargo, es el personaje con más corazón y siempre está dispuesto a ayudar. Además, se lleva las líneas y acciones más humorísticas en las diferentes propuestas de Disney que lo han tenido como protagonista.

Y aunque Disney haya oficializado que es un perro, muchos piensan que Goofy es una vaca, debido a su particular aspecto. ¿Por qué?

La teoría conspirativa sobre la “vaca” Goofy

En 2012, un artículo del portal Reel Rundown puso en debate qué animal es Goofy. A modo conspiranoide y salpicado de exageraciones, el texto presenta argumentos acerca de que Goofy no es un perro, sino una vaca.

Para el autor, Goofy era en realidad una vaca nacida en el extranjero y que Disney se vio obligada a ocultar debido al clima político en la década de 1930. Para ser específico, Goofy es un ganado de raza Aberdeen angus, de Escocia. “En 1939, con el nacionalismo estadounidense en auge, la verdadera herencia de Goofy podría haber creado un gran escándalo para Disney”, dice el artículo.

En la sección “Años oscuros”, el sitio web subió lo absurdo y afirmó que el hijo de Goofy murió de la enfermedad de las vacas locas.

Para aquellos que se tomaron el tiempo de leer el artículo, debería haber sido obvio que se trataba de una obra de ficción humorística. Sin embargo, parece que algunos lectores se detuvieron en el titular y quedaron convencidos de que Goofy era en realidad una vaca, no un perro.

Si es un perro, ¿por qué Goofy tiene una novia que es vaca?

Más allá de lo ridículo del asunto sobre Goofy, otros elevan la discusión y ponen como ejemplo a la vaca Clarabelle. En muchas ocasiones, el perro Goofy y la vaca han tenido química y chispazos de amor.

Disney suele unir personajes del sexo opuesto de la misma especie. Mickey y Minnie, Donald y Daisy siguen este patrón. Entonces, ¿por qué los escritores de Disney tienen a Goofy y Clarabelle unidos?

Clarabelle (vaca) y Goofy (¿perro?)

Si bien es cierto que Goofy y Clarabelle alguna vez fueron algo, no es una prueba de que fueran la misma especie de animal. Clarabelle era la novia a veces de Horace Horsecollar, que era un caballo y no una vaca, y el universo de Disney incluye múltiples ejemplos de parejas entre especies: Ben Ali Gator, por ejemplo, cortejaba a Hyacinth Hippo en “Fantasía” .

Si Goofy es un perro, ¿por qué no luce igual a Pluto?

Es cierto que hay una vaga similitud en el formato de la cabeza de Goofy y Pluto, la mascota de Mickey Mouse. Si bien ambos son canes, Goofy fue creado desde un inicio como un personaje “humano”, erguido y amigo de Mickey y Donald, a diferencia de Pluto, subordinado desde siempre a las órdenes del ratón.

También podés leer:

Qué ver en Disney+: las cinco series retro que te transportan a la infancia

“Los Simpson” en Disney+: qué capítulos están disponibles para ver