Fotos y videos: vecinos de Rosario increparon al gobernador Perotti durante una marcha por la inseguridad

Omar Perotti vivió momentos de tensión en la marcha por seguridad en Rosario. (@MauroYasprizza)
Omar Perotti vivió momentos de tensión en la marcha por seguridad en Rosario. (@MauroYasprizza)

“Asesino” y “Sos una basura”, le gritaba la gente. Entre empujones, el mandatario santafesino fue retirado por algunos agentes policiales. También recriminaron al intendente Pablo Javkin.

La ciudad de Rosario marchó esta noche en reclamo de seguridad y para pedir el esclarecimiento del crimen del arquitecto Joaquín Pérez, asesinado la semana pasada durante un asalto. La manifestación se desarrolló con tensión ya que vecinos increparon al gobernador Omar Perotti y al intendente Pablo Javkin.

“Asesino” y “Sos una basura”, le gritaba la gente.
“Asesino” y “Sos una basura”, le gritaba la gente.

Según destaca Clarín, el mandatario santafesino fue agredido y se marchó pocos minutos después de llegar al Monumento a la Bandera, donde se manifestaban los vecinos y familiares de víctimas. “Asesino”, “Sos una basura”, le gritaba la gente. Entre empujones, el gobernador santafesino fue retirado por algunos agentes policiales.

“Que se vayan”, “Delincuentes”, gritaba la gente enardecida. Javkin logró permanecer más tiempo, aun cuando los reclamos contra él también eran duros. Sin embargo, minutos antes de las 21 también se retiró al Palacio Municipal, que esta a tres cuadras. La gente se quedó cantando: “Seguridad, seguridad”.

Perotti en la protesta contra la inseguridad
Perotti en la protesta contra la inseguridad

“Cuando hablamos con el intendente sabíamos dónde veníamos”, reconoció Perotti antes de salir entre insultos. Junto a él estaba Leandro Pérez, hermano del arquitecto de 34 años asesinado en el barrio Arroyito. El muchacho le pedía a la gente que el acto se desarrolle “en paz”, “sin insultos”, y que la concentración “no sea una partida política”.

“Asesino” y “Sos una basura”, le gritaba la gente.
“Asesino” y “Sos una basura”, le gritaba la gente.

“No estoy de acuerdo con los insultos. Ahora tienen que demostrar que empatizaron con nuestro dolor y que cambien esta realidad. No quiero que la gente genere violencia. La violencia es lo que mató a mi hermano y está atravesando a la ciudad. Podrá ser lo que sea (en referencia a Perotti), pero vino hasta acá y dio la cara. Para mí eso es un gesto, sabiendo que iba a ser abucheado y empujado. Esto es un punto de partida. Espero que los políticos, jueces, legisladores se den cuenta que esto tiene que cambiar”, reclamó el hermano de la víctima.

“Venimos ante un pedido de la familia. Entendemos la reacción de la gente porque hay que cambiar esto. Lo que los vecinos tengan que decir, acá estamos”, dijo el intendente rodeado por la gente. Algunos vecinos reclamaban, otros escuchaban sus argumentos, algunos insultaban y otros le reclamaban la renuncia.

Perotti y Javkin acordaron con los familiares durante el día participar del acto.

Carteles que reclamaban “Justicia por Joaquín”, pero también que recordaban a víctimas de la inseguridad, se destacaban entre la gente. Los familiares del joven arquitecto impulsaron el acto, desarrollado bajo el lema “Rosario dice basta”.

El homicidio agitó una vez más el debate en torno a la inseguridad, una problemática que se agravó en la ciudad en los últimos años.

Pérez recibió dos disparos cuando se dirigía a guardar su auto en una cochera cercana a su domicilio. A pesar de las heridas que sufrió en el tórax y en la ingle, alcanzó a llegar hasta la puerta de su casa, donde lo asistió su esposa. Falleció minutos más tarde en un hospital.

Los delincuentes dejaron abandonado el vehículo que le robaron a pocas cuadras del lugar donde cometieron el asalto y olvidaron en el habitáculo una pistola calibre 40, una de las que utilizaron para atacarlo.

Por el momento no hay detenidos por el asesinato. Aunque el Gobierno provincial ofreció recompensa para aquellos que pudieran aportar datos sobre los autores del hecho, aún no se logró la identificación.

El viernes pasado fueron demorados dos hombres a partir del testimonio presentado por dos mujeres. Finalmente se determinó que los elementos aportados eran falsos. Una de las mujeres, de 30 años, fue imputada por falso testimonio y permanece bajo arresto domiciliario.

Sobre la otra, de 24, se dictó una orden de captura, pero permanece prófuga. La fiscalía determinó que quienes incriminaron a los dos hombres eran sus ex parejas, y que los dos acusados no tienen relación con el crimen de Pérez. “No hay ningún avance”, reconoció esta noche, amargamente, su hermano.

En el Gran Rosario se registraron 191 asesinatos durante 2021. Se trata de una de las estadísticas más altas de los últimos años.

Un día después del crimen, Javkin reclamó a las fuerzas de seguridad que fueron reforzadas con la reciente llegada de 575 nuevos agentes federales: “Que empiecen a cuidarnos mejor”.

El fin de semana volvió sobre la idea de la autonomía municipal para controlar el delito. Se quejó porque la ciudad no tiene a su cargo ni policías ni jueces ni cárceles. Perotti respaldó la apertura del debate para trabajar sobre la autonomía de Rosario en el área de seguridad.

“La ciudad no soporta más que le maten a su gente”, concluyó Javkin, quien además marcó como equivocados los operativos conjuntos que realizan la policía provincial y las fuerzas nacionales. Habló de “operativos enormes en zonas u horarios que no sirven para frenar delitos”.

Javkin mantuvo reuniones con un grupo de vecinales que trabajan la problemática de la inseguridad en los barrios. Le entregaron un “Pacto para la seguridad y convivencia” donde respaldan la idea de la autonomía en seguridad y exigen una mesa multisectorial, que incluya a todos los partidos políticos, para diseñar una política de Estado con el tema.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA