Pensar el voto

Pensar el voto
Boletas en el cuarto oscuro en la escuela Leandro Alem del departamento de Guaymallen. Foto archivo: José Gutiérrez / Los Andes

La gente debe pensar bien su voto en esta elección especial, sobre todo en el tema de los senadores nacionales que son verdaderos representantes de la provincia.

Las próximas elecciones se caracterizan por un tema que solo se repite cada 6 años, el voto a senadores nacionales, por eso es importante que la gente, y así deberían hacerlo conocer todos los partidos políticos y el gobierno actual, tenga presente que la forma de votar no es igual para todos los candidatos.

En esta elección los candidatos a senadores nacionales tienen un conteo de votos, totalmente distinto al resto de los elegidos, diputados nacionales, legisladores, provinciales, concejales. Mientras a estos se les aplica el sistema D’Hont, fórmula que se rige por proporciones, para los senadores nacionales es por la simple mayoría de votos, 2 para el que sale primero, y 1 para el segundo.

La diferencia es gravitante, ya que por el sistema D’Hont, un partido puede sacar más votos que el segundo, pero todo puede terminar en que tengan la misma cantidad de legisladores o concejales, si no sacan buena diferencia. En cambio, para senadores nacionales, se puede ganar por un voto, o también perder por un voto el primer o segundo lugar.

Por eso la gente debe pensar bien su voto en esta elección especial, sobre todo en el tema de los senadores nacionales que son verdaderos representantes de la provincia.

Tratemos de elegir lo mejor posible. Tanto el gobierno nacional como el provincial, nos negaron la boleta única en una franca especulación electoral, impidiendo que los electores pudieran ser lo que eligieran a los candidatos que pensaban mejores.

Salvo los núcleos duros de la grieta por ideología, y todos aquellos cuya situación laboral estable depende por necesidad del oficialismo actual, nacional, provincial, o municipal, el resto de los mendocinos tenemos plena libertad para pensar nuestro voto, y por lo tanto la facultad mediante el corte de boleta si es necesario, de poder elegir lo que pensamos más conveniente, para la nación, para la provincia, y para la comuna donde vivimos.

Por eso es importante que se difunda esta distinción entre la elección de senadores nacionales, y el resto de las candidaturas legislativas, ya que estimo ninguno de los oficialismos lo hará, como correspondería a un buen republicanismo, sino que al contrario por conveniencia confundirán más a la gente como ya lo han hecho con la candidatura de senador suplente del gobernador, y con las listas colectoras.

Ojalá los medios y las redes los contrarresten, y quede en evidencia la mala política.

*El autor es abogado.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA