miércoles 3 de marzo de 2021

¿Mendoza quiere calidad electoral? Si o no.
Opinión

Boleta única papel en Mendoza: es ahora

El sistema propuesto representa beneficios indiscutidos en agilidad, practicidad, costos, seguridad y transparencia. Y pone sin dudas a nuestra provincia al tope de calidad electoral en Argentina.

  • domingo, 21 de febrero de 2021
¿Mendoza quiere calidad electoral? Si o no.

Mendoza es el centro de atención nacional por algunos de sus andamiajes institucionales, muchas veces ejemplares, como la no reelección del gobernador, o Ficha Limpia para acceder a cargos públicos, o extinción de dominio. Sin embargo, este reconocido valor está en deuda con la implementación de la Boleta Única papel. ¿Qué impide a los mendocinos utilizar un sistema que solo ofrece beneficios? ¿Quiénes no dejan que simplemente suceda?

Vale el registro histórico, como recordatorio, para una medida que Mendoza necesita aprobar, frente a las elecciones legislativas próximas.

En 2011, dirigentes reconocidos solicitaron implementar el sistema de boleta única, entre ellos, el vicegobernador de entonces Cristian Racconto, los legisladores Néstor Otero y Vicente Russo (PJ disidente), Guillermo Amstutz (Unidad Popular), Alejandra Naman (Nuevo Encuentro), Sergio Moralejo (UCR) y el demócrata Carlos Aguinaga.

Tiempo después, el ex gobernador Francisco Pérez sostenía la necesidad de desdoblar elecciones con boleta única.

En 2014, cinco precandidatos presidenciales reclamaban al Gobierno poner en práctica la boleta única: Ernesto Sanz (UCR), Julio Cobos (UCR), Pino Solanas (Proyecto Sur), Sergio Massa (Frente Renovador) y Víctor De Gennaro (Unidad Popular).

En 2016, se anunció que Mendoza avanzaría hacia la boleta única. El ministro de Gobierno de entonces, Dalmiro Garay, participó en la reunión que encabezó el ministro del Interior, Rogelio Frigerio. Los medios publicaban el “adiós a la lista sábana”. Y más: afirmaban que Mendoza votaría con boleta única en 2017. El Gobernador Alfredo Cornejo se reunía con todos los intendentes para dar el primer paso hacia la reforma electoral.

También en abril de 2016 se presentó en la Legislatura el sistema de Boleta Única Electrónica que se implementaría en la UNCuyo, para los comicios de sus consejeros. Participaron el presidente Provisional del Senado, Juan Carlos Jaliff; la presidente de la Comisión de Reforma del Estado, senadora Daniela García (UCR); y sus pares Ernesto Mancinelli (Libres del Sur), Luis Bohm (FPV-PJ), Mariana Caroglio (UCR) y Adrián Reche (UCR).

En septiembre de 2016, el Gobernador Alfredo Cornejo, junto al gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, firmaron un convenio marco de cooperación para instrumentar la boleta única en Mendoza. El ministro de Gobierno, Dalmiro Garay, quedaba a cargo de la implementación.

En diciembre de 2016, el diputado justicialista Jorge Tanús elogió el sistema cuando debutó en Mendoza la boleta única electrónica en las elecciones PASO, para la intendencia de Santa Rosa.

En octubre de 2017, la vicegobernadora Laura Montero pedía por la aplicación de la boleta única para futuras elecciones.

En diciembre de 2018, para dar nuevo impulso, se reunían en la Legislatura Laura Montero (UCR), Guillermo Carmona y Omar Félix (PJ), Mario Vadillo (Protectora), Marcos Niven (PD), Eduardo Martinez Guerra (PI), Gustavo Gutierrez (CC-Ari), y el autor de esta columna en representación del Pro.

¿Si todos estamos de acuerdo, por qué no se aprueba?

El sistema propuesto representa beneficios indiscutidos en agilidad, practicidad, costos, seguridad y transparencia. Y pone sin dudas a nuestra provincia al tope de calidad electoral en Argentina.

¿Mendoza quiere calidad electoral? Si o no.

La prédica de la calidad institucional mendocina debe acompañarse con los hechos.

*El autor es Diputado Nacional Juntos por el Cambio.