Murió Pinky, el perrito que fue herido mientras defendía su hogar de ladrones

El chihuahua presentaba heridas en la pierna, en uno de sus testículos y en la espalda que el delincuente le ocasionó a principios de febrero. Su familia informaba sobre su estado de salud a través de la página “Pinky, el guerrero superviviente”.

Imágenes compartidas por sus familiares en una página dedicada al canino. Foto: Pinky, el Guerrero superviviente / Facebook.
Imágenes compartidas por sus familiares en una página dedicada al canino. Foto: Pinky, el Guerrero superviviente / Facebook.

Pinky, el perrito chihuahua que se enfrentó a un ladrón que intentaba robar en su vivienda falleció el lunes pasado a causa de las heridas que el agresor le ocasionó. Así lo informó su familia por medio de una página de Facebook en la que compartían actualizaciones del estado de salud del canino.

“Lamentamos informarles que el día 20 de febrero cerca de las 9 a.m. nuestro Pinky perdió la batalla. Después de cinco semanas de luchar por su recuperación y cuando más mejoría presentaba se fue de este mundo”, informaba la página “Pinky, el guerrero superviviente”, dedicada al valiente chihuahua.

La publicación se llenó de miles de reacciones y comentarios de internautas dedicando sentidos mensajes. Y es que Pinky se había ganado el corazón de todo el municipio mexicano de Compostela luego del episodio ocurrido en enero, cuando un ladrón ingresó a su vivienda a robar.

El perrito fue gravemente herido por un ladrón. Gentileza: AM.
El perrito fue gravemente herido por un ladrón. Gentileza: AM.

Gracias al perrito “corazón de león”, de acuerdo a cómo lo define la página, las intenciones del delincuente fueron truncadas. Como consecuencia, el agresor atacó al Chihuahua con un cuchillo y le causó graves lesiones en la espalda, en una pierna y en un testículo.

Cuando sus dueños llegaron al domicilio y se encontraron con Pinky herido, lo trasladaron a un hospital veterinario donde permaneció internado en observación por una semana. Sin embargo, la familia del can había informado que como sus órganos vitales no corrían peligro podía continuar con su recuperación en la vivienda familiar.

“Luchó como un guerrero lo más que pudo para sobrevivir y seguir adelante, pero su cuerpecito no pudo más. Nos dio felicidad, alegría y compañía. Dios lo tenga en el cielo como el angelito que fue. Perdimos a un valiente”, concluyeron sus familiares en el posteo.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA