La falta de gasoil impacta en la cosecha fuerte de la uva

Hay dificultades para llenar el tanque de tractores, camiones y máquinas cosechadoras.
Hay dificultades para llenar el tanque de tractores, camiones y máquinas cosechadoras.

La etapa central de la cosecha se ve perjudicada por la falta de combustible para fletes. Preocupa no saber cuánto tiempo se extenderá el faltante.

Las largas colas para obtener gasoil este miércoles tuvieron una fuerte repercusión en el sector vitivinícola, que ya transita la etapa más fuerte de la cosecha y necesita del combustible para llevar las uvas a la bodega. Referentes coincidieron en la problemática y plantearon la preocupación de cuánto pueda durar esta merma.

Con varios racimos esperando la cosecha, hay dos problemas que destacan en la falta del gasoil. El primero es que las cuadrillas definen con anterioridad los días de cosecha y no pueden cumplir sin que haya combustible para transportar la uva, lo que complica la ya difícil relación con la mano de obra. El segundo es el riesgo latente de que caiga piedra y se pierda la producción, además de que la uva pierda peso con el paso del tiempo.

Por el lado de la Asociación de Cooperativas Vitivinícolas (Acovi), su subgerente Nicolás Vicchi comentó que ya la semana pasada advertían del aumento de costos en el gasoil y ahora se suma el problema del faltante. “Algunos productores no pudieron cargar porque en su zona no había disponibilidad. Otros ya habían cargado, pero temen qué pasará cuando necesiten reponerlo, además de que ya se ven restricciones en la cantidad de carga”, describió.

Vale recordar que quienes hacen cosecha semimecanizada (con un tractor y bines) también necesitan del gasoil, pero Vicchi señaló que terminan priorizando la carga del camión: “Un productor tenía combustible para el tractor, pero lo terminó usando para el camión porque la prioridad es transportar la uva”. La gran duda, planteó el subgerente de Acovi, es cuánto tiempo durará esta situación de incertidumbre.

Otra opinión fue la de Mario Leiva, presidente de la Sociedad Rural del Valle de Uco: “En los tres departamentos del Valle de Uco se nota un faltante de combustible, no se acabó pero ya hay restricciones y es un problema”. En esa zona se está terminando los trabajos vinculados al ajo (Leiva aclaró que la chacra demanda más gasoil que la viña) y se está empezando con la cosecha de la uva.

No sabemos hasta cuánto pueda durar esta falta de combustible. Hicimos consultas y ya desde ayer (por el martes) faltaba en algunas zonas, o por ejemplo fueron algunos con un tanque de 500 litros y solo les dieron 200 litros”, detalló Leiva. Además, agregó que para camionetas particulares el problema no era tan grave, pero sí en cargas para tractores.

Para Mauro Sosa, director ejecutivo del Centro de Viñateros y Bodegueros del Este, la falta de gasoil se suma a otros problemas como la merma de uva y la dificultad de conseguir mano de obra. “Es una gran preocupación e incertidumbre, por no saber cómo continuará”, señaló Sosa, destacando que las razones que se dan son de carácter extraordinario, como el aumento del valor del petróleo por la invasión rusa en Ucrania.

En ese sentido, Sosa no ve que a nivel nacional se busque el autoabastecimiento de combustible ni que haya una política favorable a las economías regionales, aunque sea en la etapa de cosecha. “Aparte de ser preocupante, esto es triste porque todos los días se suma una problemática nueva. Todos los días uno se levanta y no sabe con qué más se va a enfrentar”, lamentó.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA