Anses: se podrán “comprar” aportes por 3.000 pesos mensuales para completar los 30 años y así poder acceder a la jubilación

Las personas podrán comenzar a tramitar los aportes que les faltan en Anses, cuando el proyecto sea aprobado por el Congreso Nacional. Foto: Orlando Pelichotti
Las personas podrán comenzar a tramitar los aportes que les faltan en Anses, cuando el proyecto sea aprobado por el Congreso Nacional. Foto: Orlando Pelichotti

Es un proyecto presentado por senadores del Frente de Todos. Los que no puedan pagar los aportes que faltan, tendrán un plan especial.

Ante la finalización, el 23 de julio, de la moratoria vigente para mujeres, y el difícil acceso de la moratoria para varones, senadores del Frente para la Victoria presentaron este viernes un proyecto de ley de “pago de deuda previsional” para que tanto varones como mujeres puedan completar los 30 años de aportes y acceder a la jubilación.

Con los meses y años “comprados” para completar los 30 años se accede a la jubilación, pero no modifican el cálculo del haber jubilatorio que dependerá de los años efectivamente aportados, con la garantía del haber mínimo.

Así, por ejemplo, una persona en edad de jubilarse, con 5 años de aportes debería “comprar” 25 años. Se jubilaría con la mínima y le descontarán la deuda por esos 25 años del haber. Pero si tuviera 25 años de aportes efectivos y acaba de cumplir la edad jubilatoria con buenos sueldos, se jubilaría con un haber superior a la mínima, proporcional a los 25 años aportados y los 5 años “comprados” servirían para completar los 30 años de servicios y no modifican el haber resultante de esos 25 años. También la deuda resultante se deducirá del haber jubilatorio.

Así, el proyecto de ley permite “comprar” meses sin aportes. Cada mes tiene un valor de $ 3.187, que se ajusta trimestralmente por la movilidad. Es un valor mucho más alto que el que surge de las actuales moratorias. Cada año “comprado”, equivale a $ 38.244 a valores actuales.

El proyecto contempla dos variantes:

1. Comprende a las personas con la edad jubilatoria cumplida (60 años las mujeres, 65 los varones), que no tengan o no vayan a tener los 30 años de aportes para iniciar el trámite jubilatorio y se encuentren en un estado de vulnerabilidad socioeconómica y patrimonial.

Los trabajadores de la construcción generalmente son informales y no realizan aportes para jubilarse.
Los trabajadores de la construcción generalmente son informales y no realizan aportes para jubilarse.

En este caso se les permite regularizar los períodos faltantes hasta el mes de diciembre del año 2008 (inclusive) a través de la aplicación de una modalidad de pago en cuotas que serán descontadas de manera directa del haber jubilatorio que obtengan. La cantidad de cuotas podrá ser de hasta 120, según las condiciones que establezca la reglamentación.

El proyecto aclara que esa Unidad de Pago “sólo acredita el mínimo de servicios”. Los meses a regularizar se calcularán de acuerdo a un componente “Unidad de pago de deuda previsional” cuyo valor será equivalente al 29% de la base mínima imponible de remuneración vigente a la fecha de la solicitud de la prestación previsional, independientemente del período al que se aplique.

Así, la Unidad de Pago de Deuda Previsional mantendrá correspondencia con lo que contribuye como mínimo el salario de los trabajadores formales a la seguridad social. Actualmente el 29% equivale a $ 3.187.

Ese valor se actualiza trimestralmente según los aumentos que surgen de la movilidad previsional, según las condiciones que establezca la reglamentación. Esta Unidad de Pago Previsional regirá por el término de 2 años a partir de su entrada en vigencia, pudiendo ser prorrogado por igual período.

2 . La segunda variante está destinada a mujeres mayores de 50 y menores de 60 años y varones mayores de 55 y menores de 65 años que no alcanzarán a completar sus aportes en el tiempo esperado.

El Senado deberá tratar el proyecto presentado por legisladores del Frente de Todos.
El Senado deberá tratar el proyecto presentado por legisladores del Frente de Todos.

Podrán utilizar este mecanismo quienes puedan acreditar ingresos que permitan justificar el pago de la deuda que surja de la “Unidad de cancelación de aportes” por períodos anteriores al 31 de marzo de 2012. El valor de esa Unidad de cancelación es también el 29% de la base mínima imponible, que actualmente es de $ 3.187, ajustables por la movilidad.

Este segundo componente también es de adhesión voluntaria y “permitirá a las personas en edad pre jubilatoria, prever y reparar anticipadamente las dificultades que tendrán en el corto plazo por su escasez de aportes previsionales.

Sin esta medida, gran parte de las personas hoy adultas, tendrán como única posibilidad cuando lleguen a la edad de retiro, acceder a los 65 años a una PUAM (Prestación Universal al Adulto Mayor) que es una prestación que paga apenas el 80% de un haber mínimo, no genera derecho a pensión, y en el caso de las mujeres implica esperar hasta 5 años en relación con los 60 años de la edad jubilatoria”, especifica el proyecto.

“Este componente para personas en edad pre-jubilable genera oportunidades para que las personas tomen un rol activo para poder torcer positivamente un destino que, de otro modo, las deja en riesgo de atravesar situaciones de mayor vulnerabilidad en la vejez”, dice el proyecto.

Ejemplos prácticos:

Por ejemplo, según la abogada Andrea Falcone, una Mujer de 60 años, sin hijos, sin aportes, debería regularizar 30 años: cuota estimativa $9.600 a deducir del haber durante 120 meses.

Mujer de 60 años, con 10 años de aportes y 2 hijos, deberá regularizar 18 años. Cuota estimativa $ 5.736 Hombre de 65 años, con 20 años de aportes, deberá regularizar 10 años, cuota estimativa $ 3.187 En relación a las actuales moratoria, este proyecto lo hace 10 veces más caro.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA