Horror: una mujer trans denunció que fue violada 16 veces en un cárcel para hombres

Ashley pelea por los derechos LGTB. Foto: Gentileza
Ashley pelea por los derechos LGTB. Foto: Gentileza

Ocurrió en Estados Unidos. Pidió ser transferida a otro centro penitenciario para proteger su salud y seguridad.

Un hecho aberrante ocurrió en una cárcel de Georgia, Estados Unidos, cuando una mujer trans, que se encuentra en una prisión, le pidió a un juez que sea transferida a un centro penitenciario para mujeres con el objetivo de proteger su salud y seguridad, debido a que cada día aumentan las agresiones sexuales en su contra en el interior de la cárcel de varones.

Según informa Clarín, Ashley Diamond, una mujer transgénero afroamericana de 44 años, demandó dos veces al Departamento de Correccionales de Georgia por alojarla en una cárcel de hombres, y también acusó a las autoridades penitenciarias por negarle acceso a un tratamiento médico que había estado recibiendo desde que era adolescente.

“Ser mujer en una prisión para hombres es una pesadilla”, dijo Diamond en un comunicado. “Me despojaron de mi identidad. Nunca me siento segura. Nunca. Experimento acoso sexual a diario, y el miedo a la agresión sexual es siempre un pensamiento inminente”,

Diamond fue detenida en 2012 por un delito no violento, sin embargo, fue recluida en una cárcel de hombres. La también activista transgénero denunció que le negaron su tratamiento hormonal que tomó desde hace más de 16 años.

Ashley Diamond, la mujer transgénero afroamericana de 44 años. Foto: Gentileza
Ashley Diamond, la mujer transgénero afroamericana de 44 años. Foto: Gentileza

En la prisión, Ashley señaló que recibió distintos maltratos, desde golpes hasta agresiones sexuales por los reclusos y custodios.

Tras llegar a un primer acuerdo tras una demanda, el Departamento de Correccionales de Georgia cambió su política de tratamiento y dejó en libertad condicional a la activistas transgénero, en el 2015.

En ese momento, Ashley se convirtió en la principal voz de las personas trans encarceladas, pero fue enviada de regreso a la cárcel en octubre de 2019 luego de una “violación de la libertad condicional técnica”, según el Southern Poverty Law Center, la organización de derechos humanos que la representa en la Corte.

De nuevo detenida

Nuevamente, Diamond fue detenida en una prisión para hombres. A su regreso, denunció que la agredieron sexualmente 16 veces, incluidas tres veces por los guardiacárceles.

El año pasado presentó una demanda contra el departamento por no protegerla de “abuso y maltrato brutal e implacable” mientras estaba bajo custodia.

Ashley Diamond, la mujer transgénero afroamericana de 44 años, en su proceso de cambio. Foto: Gentileza
Ashley Diamond, la mujer transgénero afroamericana de 44 años, en su proceso de cambio. Foto: Gentileza

En los últimos días, los abogados que representan a Diamond le pidieron a un juez federal que ordenara a los funcionarios de la prisión que la transfirieran a un centro para mujeres, diciendo que todavía la agredían constantemente y que tomaron represalias contra ella por quejarse.

Las personas transgénero históricamente han sido blanco de violencia y abuso debido a su identidad de género, según el Centro Nacional para la Igualdad Transgénero.

Las personas transgénero tienen 10 veces más probabilidades de ser agredidas sexualmente por sus compañeros de prisión y cinco veces más probabilidades de ser agredidas sexualmente por el personal, según el NCTE.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA