Paritarias municipales: Guaymallén firmó por un 30% más bonos y el resto negociará en febrero

Marcelino Iglesias, el intendente de Guaymallén que acordó un 30% de aumento y bonos por $75.000 a pagar durante todo el año. 
Foto: Jose Gutierrez / Los Andes
Marcelino Iglesias, el intendente de Guaymallén que acordó un 30% de aumento y bonos por $75.000 a pagar durante todo el año. Foto: Jose Gutierrez / Los Andes

La municipalidad que administra Marcelino Iglesias acordó un aumento similar a la inflación y sumas fijas por 75 mil pesos después de un 2021 con 45% de incremento. Las otras comunas esperan a la negociación de la Provincia.

Las negociaciones salariales en los municipios arrancarán a buen ritmo en febrero. Guaymallén se adelantó y acordó un 30% de aumento (en cuatro veces) además de varias sumas fijas que totalizan $75.000 a pagarse durante todo el año.

El Gobierno provincial arrancará en febrero las charlas mientras que otorgó un bono de $7.200 y atrás se enarbolarán el resto de los municipios. Varios intendentes miran de reojo la negociación con los gremios estatales para ofertar algo similar y no ceder más de lo que dan las arcas.

El 2022 recién empieza pero hay empleados y empleadas municipales que esperan saber cuánto aumentará su sueldo este año. Quienes sí tienen certezas son los que conforman la planta de la Municipalidad de Guaymallén.

Según indicaron desde la comuna a Los Andes, en diciembre se abrochó una suba del 30% en cuatro tramos: 10% en febrero, 10% en abril, 5% en junio y el 5% restante en agosto. Pero además se acordó un 5% extra para terminar el 2021 con un 45% de aumento.

El año pasado se había acordado 40% en media docena de pagos iguales, además de sumas fijas considerables. Enero se alzó con un bono de $12.500, y luego siguieron febrero, marzo, abril y mayo con $3.500 que se fueron a $5.000 desde julio a noviembre.

Para el 2022 la estructura es similar. Además del incremento porcentual en el sueldo, se acoplan las sumas fijas que ya insumieron $16.000 en enero. Para el resto del año quedó estipulado que en febrero, además del 10% de aumento perciban un bono de $6000 que se hará extensivo durante marzo, abril (se agrega otro 10%) y mayo.

En junio se cobra el aguinaldo por lo que no hay sumas extras pero sí un 5% de aumento. Ya en julio y hasta noviembre, el bono mensual es de $7.000 a lo que hay que agregar el último tramo del aumento salarial que se cobra desde agosto y es del 5%.

Teniendo en cuenta que el 2021 cierra con un 45% de aumento y para este año se acordó por menos, es casi un hecho que habrá nuevas charlas en algunos meses. “Con las pautas de Nación, fuimos en esa dirección”, dijeron desde el municipio.

El año pasado, cuando Cristina Fernández y Sergio Massa otorgaron un 40% de suba a los sueldos en el Congreso de la Nación, superando a la inflación, le abrieron la puerta a otros gremios y sectores para animarse a pedir un aumento. El techo era del 29% según la meta inflacionaria, pero desde el Poder Legislativo nacional mandaron una señal perforando el techo y condimentando un interna dentro del Frente de Todos.

Este año, el escenario es diferente, pero no menos complejo. Ya se avisan aumentos de alquileres del 50% y nadie cree que la inflación se mantenga dentro del 33% que estimó el ministro de Economía, Martín Guzmán. “Cualquiera con un poco de calle sabe que eso no va a pasar, seguro vamos a tener que aumentar después”, dicen desde otra comuna del Gran Mendoza.

Entre estirar con bonos y relojear a Suárez

Ante las consultas de Los Andes a los otros municipios, la respuesta casi unánime era “no hay novedades sobre las paritarias, seguro en febrero empiezan las negociaciones”. Y por lo bajo reconocen que esperan a ver qué oferta el Gobierno a los gremios de empleados públicos y alinearse en algo similar.

Días atrás, el Poder Ejecutivo anunció una suma fija de $7.200 a los estatales teniendo en cuenta que en diciembre se terminará la última cuota de $6.000 (de los $54.000 distribuidos en todo el 2021). Tanto empleados y funcionarios judiciales, ni profesionales de la salud -régimen 27 lo recibirán porque prefirieron que se incorpore bajo modalidad de porcentaje en el salario.

En ese escenario, hay municipios que siguen esos pasos inyectando alguna suma fija este mes para mantener buen clima hasta febrero o marzo, en donde comiencen las negociaciones. Uno de ellos fue Rivadavia que en diciembre anunció un bono de $10.000 en dos cuotas que se completaban en enero y un 10% de incremento salarial para finalizar el año con un 50% de aumento. Este mes, agregó $5.000 completando $15.000 en sumas fijas.

En San Carlos sostendrán un bono de $5.000 que se viene pagando desde octubre y continuará durante enero y febrero. “Será a cuenta de futuros aumentos y a la espera de lo que se acuerde con el sindicato, en febrero o marzo quizás”, dijo el intendente Rolando Scanio.

Desde la Ciudad de Mendoza avisaron que convocarán en febrero a paritarias mientras terminan de pagar el bono de Reyes por $10.000 además de $2.000 que se vienen depositando desde mediados de año. Por otra parte se prorrogó el adicional por “Servicio Territorial efectivo” hasta junio de este año en vistas de la tercera ola de COVID. Representa el 20% de la asignación de clase de quienes se desempeñan en las áreas Seguridad Ciudadana (preventores e inspectores de tránsito), Espacios Verdes, Higiene Urbana, Obras por Administración, Comercio, Notificaciones, Departamento de Mantenimiento de Casa Central y Áreas Externas.

En La Paz seguirán pagando los $2.500 desde este mes y hasta marzo, en donde espera tener acordado con el gremio cuál será el aumento salarial. Lo mismo sucede en Maipú con las negociaciones que arrancarían en febrero o marzo. Mientras, los empleados recibirán un bono por $20.000 que se paga en tres veces: $10.000 antes de Reyes Magos; $5.000 en febrero y la tercera parte, también de $5.000 en marzo.

Ampros y el Gobierno se reúnen el 10 de febrero

La Asociación Mendocina de Profesionales de la Salud (Ampros) informó que el Gobierno provincial convocará a la Comisión Negociadora del gremio para el 10 de febrero.

Días atrás, desde el sindicato que conduce Claudia Uturbe se habían manifestado en contra de la implementación de un nuevo bono para el mes de enero para el resto de los trabajadores de la Administración Pública.

“Fue una reunión cordial en la que nos propusimos iniciar el año 2022 con diálogo formal y continuo. Buscamos que el sueldo de quienes vienen soportando el peso de la pandemia durante casi dos años no pierda poder adquisitivo respecto al aumento de la inflación. También se habló de los pases a planta, aquí pedimos prioridad para los profesionales del Programa de Equipos Comunitarios que la Nación cerró, con el propósito de que tengan su reconocimiento. Finalmente se solicitó el cumplimiento pleno de los Concursos para acceso a los cargos”, destacó Iturbe.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA