Los Nihuiles: la decisión que tomó la Nación para los próximos 12 meses

El Ministerio de Economía adhirió al período de transición que ejecutó la Provincia y designó como veedor a la empresa Energía Argentina Sociedad Anónima (Enarsa).

Embalse El Nihuil. Foto: Prensa Mendoza
Embalse El Nihuil. Foto: Prensa Mendoza

Una semana después que de el Gobierno provincial decidiera extender la concesión del complejo hidroeléctrico Los Nihuiles por un año más, desde la Nación acompañaron la medida y designaron a Energía Argentina Sociedad Anónima (Enarsa) como veedor, en su rol de concedente de la energía que produce la represa del Río Atuel.

El contrato de concesión de Hinisa (Hidroeléctrica Los Nihuiles) que data desde 1994 vencía el pasado 1 de junio al cumplirse 30 años, pero la Provincia decidió adelantarse y el 27 de mayo, a través del Decreto 1.021, dictó el período de transición para extender la “operación y mantenimiento” del complejo sanrafaelino, por los próximos 12 meses, hasta que sea licitado nuevamente.

La ministra de Energía y Ambiente, Jimena Latorre, anunció en ese momento que el Gobierno provincial ponía a cargo del subsecretario de Energía y Minería, Manuel Sánchez Bandini, como veedor para “velar por la seguridad de los bienes y las personas del complejo en este período de concesión”.

Mientras que hoy el Gobierno nacional dispuso que Enarsa, al igual que ocurrió con las represas del Comahue, pase a ser veedor de la producción energética del complejo.

Mediante la Resolución 83/2024 del Ministerio de Economía, firmada por el Secretario de Energía Eduardo Rodríguez Chirillo, se estableció que “la concesionaria deberá continuar a cargo del Complejo Hidroeléctrico correspondiente y cumplir con todas sus obligaciones derivadas del contrato durante DOCE (12) meses”, en coincidencia con la Provincia.

Y luego, en su artículo N° 2, se resolvió: “Establécese como veedor, para la central referida en el Artículo 1° de la presente medida, a ENERGÍA ARGENTINA SOCIEDAD ANÓNIMA (ENARSA), quien actuará con el alcance establecido en el Contrato de Concesión”.

El contrato fue firmado en 1994, cuando Nación y Provincia acordaron la privatización de los sistemas hidroeléctricos, antes en manos de Agua y Energía. La composición accionaria de la sociedad de Los Nihuiles es: Inversora Nihuiles SA (Pampa Energía SA 90,27%) y otros accionistas menores: 52,04%, y Empresa Mendocina de Energía SAPEM: 47,96%.

La puja por la energía

Entre los considerandos de la resolución, el gobierno de Javier Milei defiende su interés por seguir siendo concedente de la energía que se produce en las represas del país. Mientras que el Ejecutivo provincial apunta a tomar el control total de Los Nihuiles, una vez cumplido el contrato, basándose en el artículo 124 de la Constitución de 1994, que reconoció a las provincias “el dominio originario sobre los recursos naturales existentes en sus territorios”.

En la resolución firmada por Rodríguez Chirillo que se expresa que “conforme el Artículo 1° de la Ley N° 24.065, la actividad de generación de energía eléctrica, en cualquiera de sus modalidades, destinada total o parcialmente a abastecer de energía a un servicio público es considerada de interés general, afectada a dicho servicio y encuadrada en las normas legales y reglamentarias que aseguren el normal funcionamiento de dicho servicio público”.

Entonces, señala que “de acuerdo con lo establecido en el Artículo 11 de la Ley N° 15.336, modificado por la Ley N° 24.065 en su Artículo 89, el PODER EJECUTIVO NACIONAL otorgará las concesiones y ejercerá las funciones de policía y demás atribuciones inherentes al poder jurisdiccional”.

Luego, haciendo un repaso histórico del contrato, se explica la división entre los bienes y el uso hídrico del agua del Atuel, a diferencia de la generación eléctrica que se produce y se inserta al sistema nacional.

Entonces, señalan que “la Provincia de MENDOZA se convirtió en titular de los Bienes de Uso y de los Bienes Propios del Sistema Los Nihuiles, que posteriormente aportaría a HIDROELÉCTRICA LOS NIHUILES S.A.; la que por su parte suscribió, por un lado, un contrato de concesión del uso del recurso hídrico por parte de la Legislatura de la Provincia de MENDOZA, mediante la Ley N° 6088 de fecha 17 de noviembre de 1993 (en adelante, la Concesión Provincial) y, por otro lado, la concesión para generar energía eléctrica por parte del ESTADO NACIONAL en base a las Leyes Nros. 15.336 y 24.065. (en adelante, la Concesión Nacional), las cuales entraron en vigencia el día 30 de mayo de 1994, conforme al Contrato de Transferencia, aprobado por el Decreto Provincial Nº 729 de fecha 16 de mayo de 1994″, indican.

Si bien, reconocen que “los bienes de uso revierten automáticamente y los bienes propios se transfieren a la Provincia de MENDOZA (Artículos 56.1 y 55.2 del Contrato Provincial), sin que el ESTADO NACIONAL tenga ninguna injerencia alguna en dicho procedimiento” al momento de la finalización del contrato, la Nación aclara que es “pertinente adoptar medidas” para la continuidad del servicio que presta la central y resguardar los “intereses públicos vinculados con la generación eléctrica”.

Por esto, coinciden en ejecutar el período de transición y designan como veedor en representación del Estado Nacional a Enarsa, que actualmente ejerce el mismo rol en la región Comahue, y además aseguran que llevó a cabo una auditoría técnica del Aprovechamiento Hidroeléctrico Los Nihuiles “en virtud de lo encomendado por el Artículo 7° de la Resolución N°130 de fecha 8 de marzo 2022 de la SECRETARÍA DE ENERGÍA del MINISTERIO DE ECONOMÍA”.

Datos técnicos

El sistema hidroeléctrico Los Nihuiles, situado sobre el río Atuel, tiene una capacidad instalada aproximada de 290 MW, que representa 0,7% de la capacidad instalada de la Argentina, y está conformado por tres represas, cuatro plantas generadoras de energía hidroeléctrica, y un dique compensador. Cubre una longitud total de cerca de 40 km y una diferencia de altura aproximada de 460 m.

El aprovechamiento hidroeléctrico Nihuil I está conformado por el embalse El Nihuil (1947), y la presa de cabecera del sistema. El desnivel generado se aprovecha en la central hidroeléctrica Nihuil I (75 MW) “Ing. Juan Eugenio Maggi”.

El aprovechamiento hidroeléctrico Nihuil II está conformado por la presa Aisol (1969), desde la que se alimenta la central hidroeléctrica Nihuil II (131,2 MW).

El aprovechamiento hidroeléctrico Nihuil III está conformado por la presa Tierras Blancas -construida en 1969 pero entra en servicio en 1977- y la central hidroeléctrica Nihuil III (52 MW). El sistema se completa con el embalse Valle Grande (1964), al que se agrega la central hidroeléctrica Nihuil IV (30 MW), que entra en operaciones en 1997. Desde 1990 a 2017, la generación anual promedio fue de 838 GWh, con un máximo de 1.250 GWh registrado en 2006 y un mínimo de 516 GWh, registrado en 2014.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA