“Es una enfermedad muy solitaria”: Oriana Sabatini se sincera sobre su adolescencia con desórdenes alimenticios

La cantante dio su testimonio para acompañar y ayudar a aquellos que hoy lo sufren.
La cantante dio su testimonio para acompañar y ayudar a aquellos que hoy lo sufren.

La cantante sufrió a los 16 años una distorsión de la imagen de su cuerpo, que a pesar de tener “los huesos re salidos”, cada mañana en el colegio iba al baño a ver cómo tenía su panza.

Oriana Sabatini escaló a fama internacional el año pasado, cuando publicó un video en dónde se mostraba sin maquillaje y con su cuerpo al natural, haciendo una promesa al amor propio. En una generación donde la cultura de la imagen impacta con mucha fuerza en la psiquis de los jóvenes, el mostrarse sin retoques digitales y apreciándose tal cual era, la convirtió en el modelo a seguir que muchos buscaban.

Pero el camino de la también actriz y modelo no fue nada sencillo, porque mucho antes del famoso video, vivió situaciones que casi la destruyen por dentro y por fuera. Con motivo de concientizar nuevamente a sus seguidores y la mayor cantidad de usuarios por las redes, Oriana se animó a confesar su etapa más oscura, cuando las dietas y un “cuerpo perfecto” eran su obsesión.

“En ese momento tenía 16 años”, comienza relatando en un video del youtuber Pablo Agustín, que la invitó a ese espacio para que pudiera hablar. “A la mañana llegaba al colegio e iba al espejo del baño para verme la panza. Un día lo hice y hasta encima me costaba subir las escaleras...”, eran las falta de fuerzas debido a las estrictas dietas.

Fue mirarse realmente y por primera vez lo que la hizo notar que necesitaba cambiar rotundamente sus hábitos alimenticios: “Y me acuerdo que tenía los huesos re salidos sin meter panza y para mí fue tipo ‘ah, te estás matando, esto ya no está bueno... Me asusté”. En ese momento, la cantante se mantenía en pie solo un batido que le daba energías, hasta confiesa que “tenía una resistencia increíble para todo lo que mi pobre cuerpo tuvo que soportar”.

Concientización sobre los transtornos alimenticios

Las consecuencias de sus desórdenes llegaron a durar dos años, cuando continuaba teniendo caída de cabello y amenorrea, ausencia de uno o más periodos menstruales. Pero Sabatini es consciente que su relato puede ayudar y despertar a muchos jóvenes que lo sufren hoy en día.

Oriana hoy se muestra con estrías por las redes, algo completamente natural.
Oriana hoy se muestra con estrías por las redes, algo completamente natural.

“Es una enfermedad muy solitaria. Te empezás a separar de tu familia, de tus amigas... Ya no tenía ni ganas de mentir. Recién de grande lo afronté... Empecé a corregirlo porque esto no me define y no quiero que domine mi vida”, explicaba. Incluso llegó al punto en que no disfrutaba del tiempo familiar o con amigos, porque todo encuentro tenía de por medio la comida.

“Es una enfermedad mental y te trastorna, influye en todo. Por ejemplo, pasar unas vacaciones en familia era una amenaza porque no sabía qué hacer, si no como no disfruto y si como después me agarra el trastorno del atracón porque te agarra el efecto rebote”, agregó, tratando a dar a entender el círculo vicioso en que vivía encerrada.

Pero antes de terminar, tuvo un fuerte mensaje para las personas que se dedican a criticar por las redes y que en el video que compartió le reclamaban “pero qué se agarra”. La gente que cree que para tener un problema tenés que verte de cierta manera son parte del problema, no de la solución”, sentenció.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA