Casi 20 años para cobrar la plata y saber en qué gastarla

En el 2006 el ex gobernador Cobos, acordó con el ex presidente Kirchner la suspensión del juicio a cambio del dinero para Portezuelo.

Mientras gobernaba Rodolfo Suárez y comenzaba a llegar el dinero para la construcción de Portezuelo, dentro y fuera del gobierno -a pesar del debate que se daba sobre la conveniencia o no de la obra- por lo bajo se comentaba que Suárez no iba a decidir qué hacer con ese dinero, y mucho menos gastarlo. Es que estaba la posibilidad que Cornejo volviera a gobernar y ahí sí se despejaría el destino de los fondos.

Alfredo Cornejo y Rodolfo Suárez. Ignacio Blanco / Los Andes
Alfredo Cornejo y Rodolfo Suárez. Ignacio Blanco / Los Andes

Faltan cerca de cuatro meses para que la Provincia tenga disponible la totalidad de los U$S 1.023 millones y no está claro en qué se utilizará el dinero. Es importante recordar que el 29 de agosto del 2006 el ex gobernador Julio Cobos firmó un convenio con el ex presidente Néstor Kirchner a través del cual se establecía que la Provincia suspendía el juicio por el perjuicio generado por la promoción industrial y a cambio la Nación le entregaría 300 millones de dólares para hacer la obra Portezuelo del Viento y así lo anunciaron ambos mandatarios en San Rafael, junto con el lanzamiento de la convergencia política, trampolín que terminó depositando a Cobos en la vicepresidencia en el 2007. 18 años han pasado desde la firma de ese acuerdo y aquí estamos. Pasaron cosas. El dinero para Portezuelo no aparecía en el presupuesto y así miles de trabas que terminaron durante la primera gestión de Alfredo Cornejo debido a que acordó con el Gobierno Nacional un cronograma certero de pago y aumentar el monto a 1.023 millones de dólares.

No imagino qué puede pasar por la cabeza de la dirigencia política, es difícil intentar ponerse en su lugar. 18 años estuvimos esperando los mendocinos. Para colmo se pavonean con que la clase dirigente de Mendoza es distinta. Hay que tener coraje para creerse eso y repetirlo viendo que en casi 20 años no pudieron resolver el tema, más allá de las trabas de la Nación, una hermosa excusa que muchas veces sirve para tapar las limitaciones de cualquier Gobierno y la falta de contracción al trabajo de los funcionarios. ¿Se demorarán tanto en otras provincias? No hablé de San Juan, no se enojen funcionarios y asesores cornejistas. Desde hace tiempo Mendoza viene lenta. Tan lenta que recién ahora los políticos oficialistas se animan a decir que los salarios locales son bajos. Se sabe que no depende de ellos que el sueldo privado crezca, pero son los responsables de dinamizar sectores que pagan mejor salario y que los tenemos en Mendoza. Los “estadistas” no vieron venir el declive del petróleo y les faltó mucha capacidad para avanzar con la minería y aquí estamos, con un salario promedio en mayo de 840 mil pesos, según las proyecciones de Gestión Consultores, 82 mil pesos por encima de la suma necesaria para no caer en la pobreza por ingreso que llegó en mayo a los 758 mil pesos.

Hay que ir con cuidado y por eso cuesta confiar. En septiembre del 2019 se abrió un registro para que la gente se anotara así podrían capacitar a los que necesitaban aprender distintos oficios para poder trabajar en la construcción de Portezuelo. Más de 6.000 mendocinos se creyeron el cuento y se anotaron, ilusionados con la posibilidad de tener un trabajo; pero no pasó nada. Una vez más, estafaron las ilusiones y esperanzas de los que querían progresar a través del trabajo.

Arriba: José Octavio Bordón, Arturo Lafalla y Francis Pérez. Abajo: Roberto Iglesias, Julio Cobos y Rodolfo Suárez.
Arriba: José Octavio Bordón, Arturo Lafalla y Francis Pérez. Abajo: Roberto Iglesias, Julio Cobos y Rodolfo Suárez.

Algunas señales positivas hay. Una no menor, es que el gobernador Cornejo se está reuniendo con algunos ex mandatarios para escucharlos sobre lo que harían con ese dinero. Los ex gobernadores han dado interesantes muestras cuando la situación lo ha requerido. En septiembre del 2022 y luego del intento de matar a la ex vicepresidente Cristina Kirchner, José Bordón, Rodolfo Gabrielli, Arturo Lafalla, Julio Cobos, Celso Jaque, Francisco Pérez y Alfredo Cornejo, se pronunciaron en contra de la violencia y a favor de un diálogo con tolerancia y respeto. En un comunicado señalaron que rechazaban “todo tipo de violencia y nos solidarizamos con la Vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, víctima de esta irracionalidad”. Instaban también “a toda la dirigencia política, sindical y social, a encontrar caminos de diálogo sostenidos en la tolerancia y el respeto, excluyendo todo tipo de agresión y descalificación del que piensa distinto”.

El gobernador Alfredo Cornejo abrió el período de Sesiones Ordinarias en la Legislatura. Foto: Prensa Gobierno de Mendoza.
El gobernador Alfredo Cornejo abrió el período de Sesiones Ordinarias en la Legislatura. Foto: Prensa Gobierno de Mendoza.

Esta voluntad más las palabras del gobernador en la Legislatura el pasado 1 de mayo cuando dijo: “Este momento es crucial para el presente y el futuro inmediato de Mendoza, porque, una vez más, lo que está en debate es cómo queremos vivir, por eso quiero invitarlos a hacer reverdecer con más fuerza que nunca lo que nos une como sociedad antes que lo que nos diferencia” y luego agregó: “La política entendida como la disciplina orientada a resolver las tensiones originadas por la vida en sociedad con la misión de producirle beneficios a las personas, es decir la política que le sirve a la gente, tiene la generosa virtud de ofrecer siempre la oportunidad del entendimiento. Y en el entendimiento está la clave para que los procesos de cambio como el que atravesamos sean más rápidos y efectivos”. Quizás se cumplan y esto suceda en la discusión sobre el destino de los mil millones de dólares.

Queda una deuda importante que facilitaría saber qué pasa en esta situación atípica que vive Mendoza debido al desarrollo de proyectos mineros y a los mil millones de dólares. No tenemos una ley de lobby, como sí está a nivel nacional. Es claro que no hay voluntad política de tratarla y seguramente ahora menos que nunca, debido a que el desfile de empresarios de cualquier parte del mundo es constante por la Casa de Gobierno y por cuanto lugar de poder existe.

Por todo esto es que no es el momento de quedarse quietos, desde todos los sectores deberían alentar el debate sobre el destino de esos fondos. Los mendocinos no podemos seguir como estamos y mucho menos rifar oportunidades como lo venimos haciendo.

Todavía está latente el recuerdo de los 600 millones de dólares con los que se creó en 1993 el Fondo de la Transformación y Crecimiento (FTyC) y que llegaron también por un juicio ganado por regalías hidrocarburíferas mal liquidadas. Hoy el FTyC no tiene el impacto en la economía local que tenía a principios de los ‘90, en definitiva todos tenemos la percepción que el dinero no se utilizó bien, no podemos permitir que suceda lo mismo esta vez.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA