Los accionistas de Tesla aprobaron el pago de U$S 56.000 millones de salario a Elon Musk

Más del 77% votaron a favor este jueves durante la reunión anual. También se aprobó el traslado del domicilio legal de la compañía a Texas para evitar los tribunales de Delaware. El inversionista sudafricano ya lo había anticipado en su cuenta de Twitter.

Los accionistas de Tesla aprobaron el pago de U$S 56.000 millones de salario a Elon Musk

En la reciente reunión anual de accionistas celebrada en Austin, Tesla anunció que los accionistas dieron luz verde al paquete salarial de 56.000 millones de dólares para el CEO Elon Musk. La decisión refleja un fuerte apoyo a su liderazgo y un reconocimiento para mantener su enfoque en la compañía.

Además, se aprobó trasladar la sede legal de la compañía de Delaware a Texas, así como la reelección de dos miembros del consejo: Kimbal Musk y James Murdoch, hijo del poderoso empresario de los medios de comunicación Rupert Murdoch.

En la misma reunión, los accionistas votaron a favor de aumentar el nivel de control de los inversores al acortar los mandatos del consejo a un año y rebajar los requisitos de voto para las propuestas a una mayoría simple. Las decisiones muestran una mayor influencia de los inversores minoritarios, quienes expresaron un gran apoyo hacia Musk, informó Noticias Argentinas.

Musk destacó que se aproxima un futuro prometedor para la compañía. “No sólo estamos abriendo un nuevo capítulo para Tesla, estamos empezando un nuevo libro”, expresó Musk en el escenario. El magnate sudafricano había mencionado en su cuenta de X (antes Twitter) que la propuesta estaba cosechando un enorme apoyo. “Gracias por su apoyo”, indicó Musk, dedicado a los accionistas.

A pesar de la oposición de algunos grandes inversores institucionales y empresas de representación, la propuesta salarial se aprobó por amplios márgenes. Sin embargo, Musk aún podría enfrentar desafíos legales, ya que un juez de Delaware invalidó el paquete en enero y podrían surgir nuevas demandas sobre el mismo, que es el mayor en la historia empresarial estadounidense.

En enero, Elon Musk había amenazado con desarrollar productos de inteligencia artificial y robótica fuera de Tesla si no conseguía suficiente control de voto, lo que requería la aprobación del paquete salarial de 2018.

El enfoque de la compañía cambió hacia los robotaxis, dejando de lado los coches eléctricos más asequibles para el mercado masivo, lo que generó preocupación entre algunos inversores sobre la dificultad de perfeccionar la tecnología autónoma.

A pesar de que el precio de las acciones de Tesla cayó cerca de un 60% desde su máximo de 2021 debido a la ralentización en las ventas de vehículos eléctricos y la atención dividida de Musk entre Tesla y otras empresas, las acciones cerraron con un avance del 2,9% el jueves.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA