Igual que un año atrás: el precio de los terneros no repunta

El remate de la Fiesta Nacional de la Ganadería dejó al descubierto lo que marcan los productores desde hace más de un año, el precio de los terneros sigue igual que el año pasado. Expectativa por el aumento en el valor de las madres. La calidad de los animales mendocinos no tienen nada que envidiarle a la Pampa Húmeda.

Igual que un año atrás: el precio de los terneros no repunta

El remate de hacienda de la Fiesta Nacional de la Ganadería en General Alvear dio un parámetro más que certero sobre el estado actual de la actividad. El precio de los terneros fue casi igual a los que se manejaron exactamente un año atrás.

La luz al final del túnel está en los valores que se ofrecieron por los vientres lo que hace pensar que luego de la liquidación anticipada de animales, ahora el foco está puesto en retomar firmemente la producción.

El sector pecuario mendocino comenzó a salir muy lentamente de la sequía, sin embargo los efectos altamente negativos de la sequía que afectó al país van a perdurar hasta la próxima zafra.

Para el remate de la Fiesta de la Ganadería hubo alrededor de 3.000 cabezas de ganado con la particularidad que fue hacienda seleccionada: a los corrales ingresaron únicamente terneros, terneras y vaquillonas preñadas o listas para el servicio.

“Por lo general, para el remate de la feria de la ganadería, los productores guardan los mejores animales que tienen, siempre hay buenos lotes, pero no escapa a la situación que vive la ganadería en todo el país”, sostuvo Juan Carlos Pinto, representante de la firma feriera Aguirre Vázquez.

En lo que respecta a la venta de terneros “lamentablemente casi no hubo variación de precios con respecto al año pasado y eso que tuvimos más de un 100% de inflación. La sobreoferta de animales que hay hoy en el mercado tira los precios hacia abajo”, agregó.

Como es habitual, en la Fiesta, antes del remate se realiza la jura de la Expo ganadera y los lotes de terneros que obtuvieron premios se comercializan a un precio levemente por encima del promedio.

Hubo terneros de muy buena calidad pero pese a todo el precio anduvo por los $500. En el resto se movió entre los $460 y $480 el kilo”, redondeó Pinto.

El análisis de Omar Bello, representante de la firma San Luis Feria, fue exactamente igual. Así como “para la feria ganadera los productores mueven la mejor hacienda que tienen, los precios continúan caídos en lo que hace a terneros. Pudimos vender pero muy poco por arriba de lo que fue el la fiesta anterior”, comentó.

“Acá cuando se habla del problema que aumenta la carne, en las carnicerías, no es por el precio de los animales, aumenta la carne porque con la inflación que hay sube todo. Los insumos como la energía, alquileres y tantas otras cosas que paga el comerciante es lo que aumento. Aumenta todo menos el precio de la hacienda. Tarde o temprano va a tener que cambiar”, añadió Bello.

La venta de las vaquillonas preñadas o para servicio fue otra historia. Los valores se movieron entre los $200.000 y $240.000 por animal.

“Había vientres muy buenos, es más entre las vaquillonas preñadas la que mejor se pago estaba servida por los mejores toros del país”, detalló Pinto.

“Como se venía viendo, el precio de los terneros sigue muy retrasado pero se vieron buenos precios en las hembras lo que nos da buenas perspectivas a futuro. Después de todo lo que atravesamos con la sequía van a faltar madres y ahora los productores se están preparando para volver a producir, a recuperar stock”, sostuvo Ramiro Labay, presidente de la específica de ganadería de la Cámara de Comercio alvearense.

La familia Fernández se quedó con los principales premios en la Expo ganadera en las categorías terneros (primer lugar) y terneras (segundo y tercer puesto) Angus y además se alzaron con el máximo galardón, el Gran Campeón Universal.

Agustín, que maneja el campo junto a su padre (estancia San José), José Fernández, se mostró reconfortado por los premios pero al mismo tiempo consideró que “los precios no están exentos de todo lo que ocurre con la ganadería en el país, los valores estuvieron muy cercanos a lo que se pagó en 2022 y están muy parecidos en relación a los que se pagan en remates en otras provincias”, dijo.

Dentro de un contexto que todavía sigue siendo desfavorable en materia de pecios en la cría de ganado, el joven ganadero encontró como positivo que “hubo muy buena genética, en particular en las vaquillonas, y eso se pagó bien”.

De cara a lo que viene, pensando en dejar atrás la sequía, Fernández explicó que “después de un contexto que no es para nada alentador ya que venimos muy golpeados, campos muy maltrechos por la sequía y con consecuencias que sobre todo se verán en la temporada que viene por la liquidación de stock, tenemos la esperanza de que esto repunte porque van a hacer falta terneros y eso va a mejorar el precio”.

Nada que envidiarle a la Pampa Húmeda

Marcos Maglione, titular de la cabaña Las Margaritas, de Rancul, La Pampa, fue el encargado de realizar la jura de la hacienda en la Expo de la Fiesta de la Ganadería.

En el análisis del especialista y productor pecuario, el ganado mendocino cuenta con los mejores estándares y “no tiene nada que envidiarle a los terneros de otras zonas del país”.

Hace muchos años que voy a la Fiesta de la Ganadería y la verdad que lo que vengo viendo en los últimos años es cada vez mejor. La calidad con la que me encontré fue muy buena”, afirmó Maglione.

“Yo sé que este año fue muy duro por el tema de a sequía pero se puede apreciar que hay productores que están haciendo las cosas muy bien y hubo lotes con una genética muy buena. Se ve que los productores están invirtiendo. Hubo lotes que no tienen nada que envidiarle a los que te podés encontrar en cualquier feria de terneros en provincia de Buenos Aires”, remarcó.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA