Ricardo Mur, el periodista que se hizo amigo de los televidentes

Cuando dejó los medios, Ricardo Mur se despidió con un: “Sean felices, hasta siempre”. Hoy los mendocinos lo despiden igual.
Cuando dejó los medios, Ricardo Mur se despidió con un: “Sean felices, hasta siempre”. Hoy los mendocinos lo despiden igual.

En una reciente entrevista, contó que su primer noticiero lo hizo “de caradura” y con ropa prestada. Se había retirado a fines de 2019 tras 40 años de trayectoria, pero esta semana había regresado a trabajar en un nuevo proyecto de radio. Los mendocinos, impactados con su inesperada partida

Había vuelto a despuntar el vicio esta semana, y estaba feliz por eso. Su vicio, -los medios de comunicación-, lo conectaban con una parte muy importante de su vida: la audiencia. Y tan importante era que la tenía catalogada en “tandas”: Los de la primera hora amanecían con la imagen de Ricardo Mur en pantalla enviándoles un saludo especial “a la primera tanda de madrugadores”, los de “la segunda tanda” que comenzaban el día con las noticias de las 8, y los de la tercera, que venían “amaneciendo” cerca de las 10. Ricardo Mur estaba en los detalles, se sentía presente en la casa de los televidentes, a los que acompañó durante su etapa de periodista televisivo. A la vez, la audiencia lo seguía a donde fuera, inclusive de un canal a otro.

"Que descanses en paz", deseó Laura Rez Masud para su compañero Ricardo
"Que descanses en paz", deseó Laura Rez Masud para su compañero Ricardo

Había vuelto a los medios, luego de su retiro en 2019, embarcado en un proyecto que lo entusiasmaba y lo conectaba nuevamente con la gente. “Estaba tan feliz, esta semana arrancó con Claudia (Durán) en la radio”, aseguró Antonio Ginart, director de Malbec Play, 106.5 FM.

En una entrevista realizada la semana pasada en ese medio, Ricardo Mur contó cómo había comenzado a trabajar en televisión. “Fue una caradurez total de parte mia. Me habían convocado de Canal 9 para que fuera locutor de cabina, para hacer voz en off y leer publicidades, y se produce un error en la salida de licencia de los dos principales conductores, Edgardo Palet y Juanjo Cuaranda, salieron de vacaciones para la misma época. Estando yo de turno en la cabina de locución, aparecen el gerente de programación y el comercial, y me preguntaron si me animaba a hacer el noticiero. Sólo había quedado Cacho Cortez en deportes. Y caraduramente les dije que sí”, recordó el periodista.

“No tenía camisa, ni corbata. Mi primer noticiero fue con ropa prestada”, aseguró en esa entrevista.

Zavala compartió una foto de los inicios de ambos en Canal 9
Zavala compartió una foto de los inicios de ambos en Canal 9

Vecino durante muchos años del Barrio Fuchs, de Godoy Cruz, Ricardo aparecía a comprar en los comercios aledaños con la misma elegancia que en televisión, y con la misma sonrisa. Miraba al vendedor tras el mostrador y con un breve silencio luego del “buenas tardes”, anunciaba “tres bollitos de pan, por favor”. Se cuidaba la figura, era mesurado en sus comentarios, los vecinos lo querían, admiraban y destacaban su humildad.

Y tal vez esta era la parte menos conocida de él, la hogareña, la que ocurría cuando no estaba frente a una cámara. Porque ahí, en el estudio del canal, ejerciendo la profesión que eligió y a la que le dedicó 40 años de su vida, Ricardo Mur era el periodista conocido por todos.

Oscar Zavala se mostró muy triste por la perdida de Ricardo
Oscar Zavala se mostró muy triste por la perdida de Ricardo

“Los mejores años de mi vida profesional los pasé aquí, en este medio”, dijo el día que se despidió de Canal 7. “Por el reconocimiento, por el afecto, por la contención, porque fui materia de consulta y eso, en mi tiempo, es un mimo al corazón, de colegas a un colega más viejo, a un dinosaurio”, bromeó.

Con un gesto, colgar la corbata, dio por finalizada una etapa que le brindó grandes satisfacciones pero también -según él mismo había expresado- le quitó tiempo para compartir junto a su esposa y sus tres hijos.

Había comenzado su actividad en 1976, en Radio Manantiales, de Tunuyán, donde no solo aprendió los primeros pasos de la profesión sino que también conoció a la que se convertiría en su esposa.

Ese sería el inicio de una larga carrera que lo llevó a destacarse en las dos radios de mayor audiencia y en los, entonces, únicos canales de aire de la provincia.

En 1978 comenzó a trabajar en LV10; mientras que en 1981 llegó a radio Nihuil. “En 1984 empecé en Canal 9 y seguía mientras tanto en Nihuil, era la época en que se podía porque no eran competencia; aunque en 1986 dejé Nihuil y me quedé directamente en Canal 9. Allí estuve durante 25 años hasta que decidí cambiar de aires y me pasé a la competencia, a Canal 7. Y allí estuve hasta el retiro, en marzo de 2019″, enumeró Ricardo durante una entrevista con Los Andes.

La cuenta del Siete TV dejó su despedida para Mur
La cuenta del Siete TV dejó su despedida para Mur

Sin embargo, el alejamiento mediático duró poco. Ricardo era un bicho de radio, de televisión, de audiencia y no podía estar mucho tiempo sin volver al lugar donde pasó su vida. “Hace unos meses empecé a sentir algo extraño y era esa falta de contacto con la gente a través de la pantalla, aunque mi primer amor fue la radio”, explicó con motivo de su regreso.

Desde que se alejó de los medios, en 2019, se convirtió en uno de los integrantes del cuarteto musical Cuyano’s Son, donde disfrutaba de su pasión: cantar en un coro y en grupo vocal dedicado al folklore. “El mismo día que me retiré del canal, volviendo a mi casa me llama un amigo, Juan Carlos Romero, y me cuenta de la formación de un grupo vocal en el que estaban buscando un bajo. No hubo tiempo de extrañar mi actividad primaria en los medios”, recordó Mur hace pocos días.

Con Cuyano’s Son, su pasión por el folklore
Con Cuyano’s Son, su pasión por el folklore

Además, formó parte del elenco Comunicactores, porque también tuvo formación actoral. “Durante mis estudios como periodista seguía haciendo teatro vocacional y dirigiendo grupos estudiantiles”, aseguró Mur en una entrevista realizada por Antonio Ginart, la semana pasada, con motivo de su reciente desembarco en la radio.

Enemigo confeso de las redes sociales, recién hizo sus primeras apariciones virtuales a instancias de sus hijos, quienes insistieron para que tuviera Facebook luego de su retiro. “Me bastaba tener una pantalla enfrente para leer los diarios. Yo soy de la época de los teletipos, de los cassettes U-Matic, entonces el contacto con la tecnología no era que me asustara, sino que pretendía mantener vigente aquella forma de trabajar en un medio de comunicación, apelando a la imaginación. Así que en redes sociales soy nuevito”, confesó en esa entrevista.

Ensayando con los "Cuyano's Son", antes del aislamiento Foto: Prensa Las Heras
Ensayando con los "Cuyano's Son", antes del aislamiento Foto: Prensa Las Heras

La pandemia había sido difícil, “una prisión domiciliaria”, dijo, aunque aclaró que su reciente mudanza le había permitido mantenerse ocupado. “Después de 36 años en el Fuchs, nos mudamos en noviembre de 2019 a una casa en la zona de los boliches, que había estado deshabitada y requería trabajos de jardinería”, contó. “Eso me mantuvo ocupado, porque nuestros hijos no nos dejaban salir ni a comprar”, relató en relación a los primeros tiempos de aislamiento.

Si bien no era un hombre abocado a la actividad física, sí disfrutaba sus caminatas y esperaba la llegada del invierno. “Soy un oso polar, enemigo del calor”, dijo. Su único vínculo con el deporte era su pasión por Boca Juniors. “Con el único que no discutí de fútbol fue con Pedro Mazza”, aseguró en su última entrevista, y agregó “Yo soy un simpatizante, pero no un hincha. Sin embargo, con Pedro se da una situación particular: era un permanente ir y venir (en el noticiero) cuando uno le ganaba al otro, o cuando alguno quedaba fuera de la copa, entonces el público pensó que yo era fanático, y tuve que ponerme a estudiar historia de Boca y River”, contó.

Tal era el vínculo y la complicidad que Ricardo había establecido con el público, que frente a un partido del Superclásico, algunos televidentes llamaban al canal (o enviaban mensajes) preguntando “con qué va a gastar Mur a Mazza si llega a perder River”, en referencia al espacio que compartía con el meteorólogo y que se había convertido en una suerte de microprograma dentro del noticiero. “Esto lo habíamos charlado casi filosóficamente con Pedro, ponernos en el papel de fanáticos pero demostrándole a la gente que se puede conversar, se puede divertir y hacer bromas sin salir a las piñas de un lugar”, relató.

Ricardo Mur murió ayer de un infarto, cerca de las 6 de la mañana. La noticia se conoció pocas horas después y tanto en medios como en redes, se multiplicaron las expresiones de dolor de sus amigos, colegas y de “las tres tandas de madrugadores”.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA