Miguel Pesce y Martín Guzmán lanzan medidas para evitarle una crisis de financiamiento al Tesoro

El ministro de Economía, Martín Guzmán; el titular del Banco Central, Miguel Ángel Pesce; y el secretario de Comercio Interior, Guillermo Hang, recibieron el viernes en el Palacio de Hacienda a representantes de empresas de consumo masivo.
El ministro de Economía, Martín Guzmán; el titular del Banco Central, Miguel Ángel Pesce; y el secretario de Comercio Interior, Guillermo Hang, recibieron el viernes en el Palacio de Hacienda a representantes de empresas de consumo masivo.

La autoridad monetaria ofrecerá Pases Activos a los Fondos Comunes de Inversión cuando necesiten liquidez, para evitar un impacto directo en los precios de los bonos.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, confirmó que el Gobierno y el Banco Central anunciarán medidas para evitar una crisis de financiamiento al Tesoro nacional, después del multimillonario desarme de posiciones en deuda nacional en moneda local de Fondos Comunes de Inversión (FCI) en las últimas semanas.

El presidente del Banco Central, Miguel Pesce, tendrá este mismo lunes una reunión con Valentín Galardi, presidente de la Cámara Argentina de Fondos Comunes de Inversión (CAFCI) para analizar los mecanismos, conformó la autoridad monetaria en un comunicado.

Esos mecanismos que se pondrán en marcha, según la entidad rectora, serán para garantizar “la liquidez de los instrumentos del Tesoro y el sostenimiento de sus precios”. “El Banco Central mantendrá la estrategia de intervenir para garantizar la curva de rendimiento de los bonos en pesos”, agregó la autoridad monetaria.

En las últimas semanas, grandes FCI desarmaron posiciones de deuda en pesos ajustada por el Coeficiente de Estabilización de Referencia (CER o inflación) para hacerse de liquidez, en medio de rumores sobre un futuro reperfilamiento de la deuda en caso de que en 2023 haya un cambio de signo político en el Gobierno.

En declaraciones a Radio Con Vos, Guzmán anticipó que el Banco Central va a lanzar una ronda pases activos para los Fondos Comunes de Inversión (FCI) que apunta a que “los instrumentos del Tesoro en pesos sean seguros, libres de riesgo”.

En paralelo, el Central anunció una “adaptación” de la administración del comercio exterior. “Siempre que hay controles de capitales, hay brecha cambiaria y cuando eso ocurre es muy importante la administración del comercio exterior”, dijo Guzmán.

El ministro de Economía comentó que el aumento significativo que registraron las importaciones durante la primera parte del año estuvo dado por las compras de energía al exterior. “Aumentaron 205% en los primeros cinco meses del año”, señaló y precisó que las mismas pasaron de 1.520 millones de dólares en 2021 a 4.640 millones de dólares.

El funcionario destacó que Pesce diera un “mensaje muy claro” en los últimos días, cuando afirmó que hará “todo lo que haya que hacer” para demostrar que los instrumentos en pesos “son seguros”.

“Lo que pasó (en el mercado de deuda en pesos), ya está. Hacia adelante, va a ser muy claro el accionar para que no solamente los instrumentos en pesos sean seguros en el momento en el que cobrás, sino que cuando lo tenés y si necesitás hacerte de pesos, puedas venderlo de una forma que no implique tener que marcar pérdidas”, dijo.

Guzmán agregó que el Gobierno va a trabajar en forma “absolutamente decidida” en “convertir los títulos del Tesoro en los activos seguros de la Economía”, dado que actualmente muchos bancos dicen que se sienten más seguros si están sobre el riesgo del Banco Central.

“Se va a seguir trabajando en convertir los títulos del Tesoro en el activo seguro de la economía Vamos a asegurar que el instrumento del Tesoro sea seguro y por encima de la que pagan las Leliqs”, agregó el funcionario.

Por otro lado, expresó que no es cierto que una eventual administración opositora pueda avanzar con un reperfilamiento de la deuda en pesos a partir de diciembre de 2023 porque existe un programa económico firmado con el Fondo Monetario Internacional que hay que cumplir.

En el comunicado del FMI del viernes hubo un párrafo que refiere al mercado de deuda pública en pesos y dice que es un pilar del programa de 30 meses. Para Guzmán, “no es casual que diga de 30 meses. Le importa a la Argentina y a los acreedores internacionales”.

“Si no hubiese un buen mercado de deuda publica en pesos se dependería más del financiamiento monetario y dañaría el mercado de capitales. También, para los acreedores externos, dañaría la capacidad de acumular reservas y la capacidad eventual de argentina de reacceder a los mercados de deuda internacionales, sería imposible refinanciar la deuda con el FMI”, dijo Guzmán.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA