martes 19 de enero de 2021

Martita posando junto al mítico Rolls Royce de su padre, Ricardo Fort.
Da La Nota

Los hijos de Ricardo Fort homenajearon a su padre paseando en su mítico Rolls Royce

Los mellizos Felipe y Marta se fotografiaron con el auto y lo compartieron en sus redes sociales. Este miércoles se cumplieron siete años de la desaparición física del empresario.

Martita posando junto al mítico Rolls Royce de su padre, Ricardo Fort.

Este miércoles, la muerte de Diego Maradona hizo olvidar de cierta manera un nuevo aniversario del fallecimiento de Ricardo Fort.

Sin embargo, quiénes por supuesto recordaron al empresario fueron sus hijos. En esta ocasión, Felipe compartió en sus historias de Instagram una foto de su padre a secas. El joven de 16 años también lleva como foto de perfil de esa red social una imagen de Ricardo de muy jovencito.

Hace tres días, los hijos del empresario chocolatero y figura mediática Felipe y Marta Fort (16) salieron con amigos a andar en el mítico Rolls Royce Phantom de su padre por las calles de Buenos Aires.

Captura de Instagram

Los dos publicaron sendas fotos del acontecimiento en Instagram, en donde ambos cuentan con una gran cantidad de seguidores (Marta tiene 444 mil y, Felipe, 338 mil). No hubo más evidencias públicas de un homenaje de los hijos de Ricardo Fort hacia su padre en el séptimo aniversario de su muerte, que de seguro se mantuvo en el fuero íntimo.

Captura de Instagram

El pasado 5 de noviembre, por motivo del cumpleaños de su papá, Marta Fort se abrió a través de sus redes y puso en palabras sus sentimientos. “No sabía qué decir hoy ya que me pone incómoda hablar de mi papá. Entonces pensé en compartir el primer recuerdo del que tengo registro: las caminatas de mi papá y Gustavo llevándome en cochecito, recorriendo las calles y la rambla de Miami (la primera ciudad donde vivimos) algo bien alegre de él”, escribió esa vez.

Captura de Instagram

Y agregó otra anécdota: “Hoy por hoy tengo la memoria muy borrosa, pero recuerdo también cuando con mi hermano nos escondimos jugando en un local de ropa y mi papá hizo cerrar el local entero para buscarnos mientras llorábamos de la risa. Capaz que muchos esperaban algo más de mí, pero este es el (quizás humilde) aporte para este día donde todos lo recuerdan”.